1. Oscuros: El libro prohibido /corrección muy pronto/

Tamaño de fuente: - +

Capítulo 5

 

 

 

 

Jane

 

Al ver como nuestro querido amigo desapareció como siempre lo hace. Salí de la cocina con una manzana verde en mi mano, debo admitir que no era un demonio de los que se alimentaban con comida propia de un humano, pero la verdad es que las manzanas verdes eran como yo.

 

Al cerrar la puerta y continuar el camino siento como la manzana cae de mis manos por alguna extraña razón, mi ceño se frunce inmediatamente al sentir una fuerte fuerza magnética contra mí, una fragancia familiar invadió mis fosas nasales y en ese momento supe que la persona que estaba era la famosa Wila, reí con un tono de ironía ya que ella no sabía la verdad y yo sí, pude ver como sus ojos se fijaban fríamente en los míos, yo simplemente ruedo los ojos.

 

Me agachó para tomar la manzana y es en ese momento cuando siento como los brazos de ella me sujetan fuertemente apretando mi abdomen, no podía respirar tranquilamente así que al sentir su acción simplemente cabeceó hacia atrás y siento como me suelta, sonrío ampliamente al sentir como el aire volvía a entrar en mis pulmones.

 

La observo en el suelo y alzo una ceja sutilmente mirando su rostro, pude ver como sus ojos me miraban con un odio que no podía explicar, yo no sabía que decir, no podía traicionar a mi mejor amigo. Me agachó para ayudarla a levantar pero siento como ella me empuja con fuerza, al parecer ésta joven quería pelear pero yo no era de esas que le gustaba hacerlo; ni siquiera era tan buena en la lucha de la institución.

 

Era completamente pésima con la lucha, era muy mala; sólo podría ganarle si usaba algo como arma, en eso si era buena; esa sería la única manera para ganar una pelea justa y perfecta. Puedo observar sus ojos con el ceño fruncido, me di cuenta como sus ojos se cristalizan al topé de dejar caer algunas que otras lágrimas por sus mejillas. Debo admitir que no comprendía lo que sucedía, sabía que no era sólo por lo de Luke.

 

Ella no podía simplemente actuar de aquella manera por un hombre, por alguien que claramente ni siquiera se fijaba en ella. Tenía muchas cosas que decirle frente a frente pero por alguna que otra razón me hizo callar, sentí dentro de mí que lo correcto sería callar y no abrir más la boca, aunque la verdad es que no había dicho nada anteriormente lo que eso me hizo preocupar aún más sobre lo que le estuviera sucediendo a Wila. Temía que algo muy malo le estuviera sucediendo.

 

Sabía que ella no me diría nada acerca de ello, pero debía hacer la pregunta más simple del mundo para lograr saciar mi sed de conformidad. Era demasiado conforme, pero debía preguntar para que nada malo nos suceda, hablo en plural ya que yo sería próximamente una testigo de su dolor o lo que fuera que ella este pasando en estos momentos tan extraños. La verdad es que esperaba que ella me dejará de molestar con el tema de Luke, pero sabía con claridad que ella lo amaba realmente y eso quiere decir que no dejará de hablar de él en ningún momento de su vida.

 

— ¿Qué tienes, Wila? —Pregunté con un tono de preocupación en mi voz, no entendía porque me preocupa, pero así era.

 

—No encuentro a mi hermana... Ella siempre me llama por teléfono al salir de la academia, me dijo que lo haría... Pero no fue así... Fui a preguntar a Luke, pero estaba bastante ocupado contigo —Dijo ella.

 

Muerdo mi labio inferior, realmente quería decir lo que había sucedido anteriormente con Luke, pero algo me detuvo. No dije nada de eso y simplemente dejé una pregunta en su mente, ésta necesita una respuesta urgente:


— ¿Cómo se llama tu hermana, Wila? —Alcé una ceja sutilmente mirando sus ojos.

 

Ella estaba a punto de decir su nombre pero lamentablemente llegó Luke e intervino la situación, lo vi sonreír y no pude evitar imitarlo. Wila rodó sus ojos y comenzó a caminar, mejor dicho a trotar por el pasillo e irse de allí.
Mis ojos volvieron a la mirada de Luke, alcé una ceja sutilmente sin comprender lo que había sucedido anteriormente. Él alza una ceja con esa sonrisa que iluminaba su rostro.

 

—Luke... ¿Qué haces aquí?, Creí que te habías ido, como siempre —Alcé ambas cejas mientras mi tono de voz era tranquilo y con un toque de broma.



Byther

Editado: 05.07.2018

Añadir a la biblioteca


Reportar