365 Días

Tamaño de fuente: - +

Capítulo 1: La misión

Andromeda

Abro mis ojos y lo primero que veo es el cielo azul y despejado sin una nube en el me levanto despacio para no marearme por levantarme de golpe.

Ya levantada empieza a girar en el lugar observar todo a mi alrededor, para ver si estaba en el año correcto, si definitivamente estaba en 2019 ahora lo único que tengo que hacer es encontrar a esos 4 chicos que van a destruir todo y evitarlo.

Empecé a caminar sin rumbo fijo ya que no sabía por dónde empezar a buscar.

A unos cuantos metros visualice a un par de chicos, me acerque a ellos para preguntarle si conocían a los chicos.

- Disculpen. -Dije y ni bien me escucharon se voltearon a verme haciéndome un gesto con la cabeza diciendo "¿Que?"

- No conocen a un tal Adam Miller y a sus amigos. -Ellos me miraron raro como si estuviera loca por preguntar de una persona a un desconocido.

- No. -Fue lo único que dijo para luego irse lejos de mi con los demás.

Seguí caminando un buen rato a cada persona que aparecía le preguntaba lo mismo pero al parecer nadie sabía nada y ya me estaba empezando a dar hambre y no tengo un peso encima bueno plata de este año obvio.

 

***

 

Ya era de noche y no daba mas estuve todo el dia caminando y nadie parecía conocer a Adam y eso la verdad me estaba irritando de sobre manera.

Me empecé a sentir mal como si no tuviera fuerzas siento como la vista se vuelve borrosa y caigo en los brazos de morfeo.

 

***

 

Me despierto desconcertada al ver que me encuentro en una habitación que por lo que noto es de algún chico.

Se abre la puerta y por ella entra un chico de unos 16, 17 años aproximadamente se acerca a donde estoy con una bandeja de comida que la pone en mis piernas y me hace señas de que como y asi hago ya que de verdad me muero de hambre.

- ¿Como llegue aca? -Preguntó al terminar de comer.

- Te encontré desmayada en las calles y decidí traerte no podía dejarte ahí tirada y pensar en que alguien te hiciera algo. -Que dulce demasiado para esta época ya que todos los de este año sos demasiado malos y crueles.

- Gracias que dulce. -Dije para luego ver un notorio sonrojo en sus mejillas que lo hacían ver tan tierno.

- Denada. -Pronunció casi inaudible.

- ¿Cómo te llamas? -Pregunte.

- Adam Miller. -No podía ser lo encontre.

Que empiece la misión se ha dicho.



Nina Bianchi

Editado: 23.07.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar