Academia de Asesinos

Tamaño de fuente: - +

Capítulo IV: El Deseo de Ellos

El Silencio se apropia del ambiente, las miradas dirigidas a la cruel escena donde el joven Kamata grita de dolor, como si miles de punzantes espadas lo atravesaran al mismo tiempo. Los cuatro grandes no saben que acción tomar ante esta situación, Durias le dice preocupada a Doncaster:

 

-Ese muchacho ha recibido un arma muy peligrosa, fuiste negligente Doncaster, y lo sabes- Durias

-Lo sé, pero confíen…- Doncaster

-Si no hace pronto el contrato con la esencia, perderás a tu estud…- Durias

-Que está pasando?- Deckardson

 

Pronto las miradas se dirigen hacia el joven quien deja de gritar, y con fuerza alza su mano derecha, tras ello una leve voz se logra escuchar, como un susurro venidero de un día de otoño, Kamata intenta decir algo, mientras en su interior se libra una misteriosa batalla donde la Esencia de Abbadon le dice al joven:

 

-No podrás hacerlo sin mi niño, ya verás! Libérame!- Abbadon

-No!...No lo hare solo!...porque los tengo a ellos- Kamata

-Imposible, como es que aun tienes fuer…No! No puede ser!- Abbadon

-Yo puedo ganar sin tu ayuda! Serás la esencia de mi espada, pero yo soy tu dueño!  No te necesito!- Kamata

-(Este niño tiene un gran potencia, y aptitud)- Abbadon

-Ahora vete! Déjame combatir!- Kamata

-Ya vendrás a pedirme ayuda niño estúpido!- Abbadon

-Déjame…TRANQUILO!- Kamata

-No puedes vencerme niño- Abbadon

-Sí que puedo…porque yo…YO SERE EL MEJOR ESPADACHIN DEL MUNDO!- Kamata

 

El Equipo del Oeste no comprende lo que ven pero Hiroshi sonríe mientras Kaizer lo ve, esto llama su atención y se permite observar aun más a su amigo.

Una poderosa brisa gira alrededor de Kamata mientras la arena del campo de combate se bate al compas del viento y una intensa presión hace sacudir ligeramente la cercanía del espadachín. Una gran sonrisa de dibuja en el rostro de Doncaster quien ya sabe que su intención surtió efecto, Durias se acerca a él y le dice:

 

-Tú lo sabías desde un principio, No? Sabias que lo lograría- Durias

-En cierta forma…si, aunque su carácter y potencial hizo que superara esa primera prueba, aunque- Doncaster

-Aun la esencia permanece en la espada, pero será qué?- Durias

-Abbadon ha quedado impresionado con Kamata…ahora ha comenzado el verdadero combate- Doncaster

 

Luego del momento de dolor, Kamata logra abrir los ojos cubierto en sudor, y se levanta con una gran seriedad en su rostro, y ante la mirada de su rival que no logra comprender lo sucedido, este inicia su ataque con su martillo manopla pero para su sorpresa, el joven Espadachín logra llegar más rápido ante él y con su espada sin desenvainar logra golpear en el estomago de Athorax quien queda adolorido por el fuerte golpe. La respiración de Athorax vuelve a la normalidad luego de unos breves minutos mientras Kamata espera a su rival con su espada preparada pero aun sin desenvainar, se acerca un poco y con su arma dibuja una línea marcando un límite y frente a esta acción Athorax le Pregunta:

 

-Que se supone que estás haciendo…- Athorax

-Tan solo…marcando el límite de tus ataques- Kamata

-El límite? A caso eres gracioso? Por más que hayas hecho esa actuación, no significa que me vencerás!- Athorax

 

El Espadachín Sonríe mientras se prepara para contraatacar, Athorax envuelto en una gran furia se abalanza sobre su rival usando su fuerza física, y con un gran puñetazo en dirección a su rostro, pero velozmente lo esquiva y antes de que pise la línea delimitada, logra golpea al rival del Sur con su mango pero esta vez enviándolo con mucha fuerza contra una de las columnas logrando atravesarla con su cuerpo y cayendo al arenoso suelo, terminando el combate con su rival inconsciente. El Cuerpo de Asesinos Médicos corre hacia Athorax para analizar si posee heridas graves, pero a penas fueron rasguño, mientras Kamata es coreado por su gran victoria, los cuatro grandes aplauden y su equipo del oeste festeja, pero el joven sin darle importancia camina hacia la sala de espera del equipo del oeste. Al llegar a donde se encuentra Lucian, este se acerca a Kamata y le dice:

 

-Buen combate…espadachín de mierda- Lucian

-Gracias…tirador bueno para nada- Kamata

 

Ambos jóvenes se sonríen y caminan hacia la Sala de espera. Al final de los dos combates, donde el equipo del Oeste y del Norte obtuvo los cinco puntos mientras que los equipos del Sur y del Este apenas obtuvieron un punto, pero el Torneo recién comienzan, aun así el equipo de Kaizer sorprendió a muchos con Kamata a la cabeza.

Ya en la Sala de espera los jóvenes festejan, pero Kamata se encuentra sentado en una esquina con su espada en su mano observándola preocupado, Hiroshi se acerca y le dice:

 

-Aun piensas en lo sucedido con la esencia?- Hiroshi

-…- Kamata

-Se que no entiendes mucho de eso, lo cierto es que es algo muy peligroso que no todos logran manejar, si quieres puedo ayudarte a ser mejor de lo que ya eres y lograr mantener a raya a esa esencia- Hiroshi

-En…enserio?- Kamata



Monkey D Nickman

#2369 en Joven Adulto
#792 en Ciencia ficción

En el texto hay: academia juvenil, shounen, seinen

Editado: 01.10.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar