Alpha Ashton ©

Tamaño de fuente: - +

Capitulo 13

Corro en dirección a la habitación de Josua luego de haber dejado a Mérida en el camino que la llevará a verse con papá, espero acepté ser la Luna de papá y de la manada. Ella sería una gran Luna para todos, y mucho más para él y para, mí.

Sí acepta, papá deberá presentarla cómo tal en una gran fiesta, creó qué luego le pedirá matrimonio. Lo malo es que eso deberá ser hasta qué esto de ésa bruja pelirroja pasé, no está de más decir qué tengo miedo, mucho miedo de perder a alguien más.

— Skylar — me detengo a unos dos metros de la puerta de Joshua, doy media vuelta para encontrarme con la pelinegra de mirada penetrante a la que todos le tienen miedo, claro excepto papá y yo — ¿Dónde está tú padre pequeña?

— Ahh bueno, él está con Mérida — respondo pensado en que quizás papá está ya pidiéndole ser su Luna, siento mis mejillas enrojecer, hasta quizás se den besitos.

— Claro, la humana — al escucharla me indigno, me cruzo de brazos de la manera en qué Mérida dice qué lo hace Vegeta al llamar a Kakaroto “Maldito Insecto”, palabras de ella no mías.

— Ella no es sólo una humana señora — la sonrisa de la Alfa Gema me hace enojar más — Ella es la mate de mi papá, y mi segunda mamá, más respeto.

— Creó qué me expresé mal, lo siento — se disculpa pero yo no dejo mí pose de “Cállate Kakaroto” — No quiero qué pienses que desprecio a los humanos, de hecho el Alfa Kyle, el gobernante de todos nosotros era un humano, y créeme cuando te digo qué un humano puede ser igual o incluso más valiente que un lobo.

Relajo mis facciones luego de escucharla, tengo la plena confianza qué Mérida es muy valiente y fuerte, yo creó en ella. Las dos damos un respingo dando un salto del susto al escuchar un sonoro estruendo, sin darme cuenta Gema se arrodilla a mí altura para abrazarme.

— Maldición huele a tierra húmeda y cadáveres, ¡Nos atacan! — mi cuerpo comienza a temblar con sólo recordar el rostro de esa mujer — Skylar ve a esconderte en un lugar seguro.

Con las manos temblando me alejo de la pelinegra para abrir la puerta de Joshua, me sorprendo al verlo de pié he intentado llegar dónde se encuentra su ropa — ¿Y tú qué Creés qué haces?

— Sky — me sonríe un poco al verme — ¿Que pasa qué fue...?

Otro estruendo pero mucho más fuerte, qué hace temblar la habitación, Joshua llega hasta mí tomándome entre sus brazos fuertemente, su olor me tranquiliza.

— ¿Quédate conmigo, Sky?

— Siempre

(...)

Ashton

Mientras corro en dirección a la mansión dejando a Mérida en un lugar seguro, comienzo a desvestirme, con mucha agilidad me quito el pantalón y los zapatos.

— Irwin — le llamo.

* — Estoy listo, déjame tomar en control.

Será doloroso pero no queda más, dejo tomar el control a Irwin, mí transformación comienza sintiendo mí piel arder hasta sentir qué sé me derriten los huesos los cuales se parten para acomodarse de otra manera, — Es más doloroso cuándo dejo todo mí poder libre — pienso, de un momento a otro mí vista se torna borrosa.

Aulló ya en mí forma lobuna, más grande y fuerte, sin perder tiempo corro en mis cuatro patas, Luke se me une en el trayectoria * — Es Amelia, pero no encontramos a Victoria — me reporta, ellos saben qué sí atacan a Amelia no podrán contra ella, pero será diferente sí atrapamos a Victoria y la obligamos a desaparecer a su hermana.

Al llegar abro los ojos desmesuradamente, el fuego consume parte de las tiendas y parte de las casas de nuestra manada, la sangre de mis lobos y el olor a cadáveres inunda el viento, a unos metros Derek el hermano de Luke pelea contra dos cadáveres.

* — Son títeres de huesos y tierra — me avisa Irwin.

Pero no es sólo eso, hay vampiros también, corro a ayudarle derribando a ésos títeres, inesperadamente vuelo por los aires cayendo estrepitosamente al suelo, me levanto sin darle mucha importancia al dolor qué siento.

Suelto un sonoro aullido llamando a mi manada, ellos al escucharme destruyen a los títeres * — Qué los Gammas y Omegas acaben con los títeres — ordeno firmemente por la conexión qué comparto con todos ellos — Los betas maten a los vampiros.



J. A. Clever

Editado: 09.05.2018

Añadir a la biblioteca


Reportar