Amanecer Z

Tamaño de fuente: - +

Una pequeña familia (un Adelanto de a segunda parte de estar saga)

Alexander o Alex como le decían sus amigos manejaba por la carretera principal de su ciudad natal, Maracay o lo que quedaba de ella después del día 0, como fue llamado formalmente después del brote del Virus Z o como fue formalmente nombrado luego virus Asclepio. De igual forma ninguno de los dos nombres daba la mínima idea de lo letal que era y de lo que era capaz de hacer. Alex perdió la mayor parte de sus familiares y amigos en las primeras horas del brote. De hecho el mismo tuvo que quitarle la “vida” a uno de sus 3 hermanos, Carlos. No le gustaba recordar el momento en el que una de esas cosas ataco a su hermano mientras huían de una gran manada que se formó en la clínica donde se hallaba su madre desde hace algunos días por una neumonía. Lo único que recuerda puede que por el shock es cuando su hermano se abalanzo sobre su madre como un animal enloquecido para morderle cual perro hambriento. Alex intento en vano hacerle entrar en razón mientras intentaba sujetarlo pero al parecer ninguna palabra de súplica legraba hacerle salir de ese estado. En medio del forcejeo su hermano le asestó un gran mordisco a su madre en el cuello, se aferró a los bordes de la camilla mientras Alex intentaba con golpes quitarlo de encima de su madre y viendo como su hermano movía la cabeza de un lado a otro en rápidos movimientos frenéticos y desesperados. La mujer de 88 años no pudo hacer nada `por su vida, si no ver como su hijo, ahora convertido en una bestia le mordía el cuello sosteniendo un gran pedazo de musculo fibroso entre sus dientes intentando sepáralo de su cuerpo, mientras de la herida salía sangre espesa, oscura y tibia a grades borbotones. La mujer intentaba gritar pero de su frágil y destrozada garganta solo se escapaban confundidos y cansados gorgoteos ya sea por la herida o porque el virus comenzaba a controlar su cuerpo. Alex al ver aquella escena y al ver que su hermano no reaccionaba tomo un gran cilindro de oxígeno y con la parte inferior golpeo el cráneo de su hermano. El golpe fracturo la cabeza después de un sonido seco y hueco pero el cuerpo seguía mordiendo  a la mujer así que tuvo que darle un segundo golpe aún más fuerte abriendo el cráneo por completo y deformándolo convirtiéndolo en una masa sin forma, viscosa y ensangrentada.  El segundo asesinato ese día fue cuando su madre, la que de pequeño le decía que se lo comería algún día cumplió su promesa y trato de devorarlo.

La ciudad, el país se volvió un caos total. Aunque el virus mato a sus anfitriones casi 36 horas después las calles se convirtieron en una zona sin ley. La falta de alimentos y la inexistencia de la ley fue un caldo de cultivos para los saqueos, asesinatos y una histeria colectiva en general que hundió el país en una resucitada Sodoma. Ya han paso 30 días y el gobierno ha tratado de recuperar el control pero sin tener el mínimo éxito. El agua potable no es de fiar ya que la mayoría de las centrales de tratamiento están fuera de servicio. En el embalse de Pao-cachinche que es abastecido directamente por el lago de valencia, se han encontrado más de 120 cuerpos que al practicarle la autocopia esta arrojo que era infectados de los pueblos cercanos que de alguna forma fueron a parar en el embalse infectando el agua con multitud de virus. Aunque aún no se sabe a ciencia cierta si el virus Asclepio sobrevive a la exposición con el agua. Los ríos y lagunas de donde se puede tomar el agua tampoco son seguras ya que de igual forma se han encontrado cadáveres es estos sitios aunque la mayoría de los cuerpos han sido retirados se considera extremadamente peligroso consumir agua de estos lugares. La electricidad en muchas zonas se ha ido, los servicios médicos como hospitales, clínicas, ambulatorios fueron destruidos ya que en ellos fueron los primeros brotes. Los bomberos no se dieron abasto con los incendios y muchos de sus vehículos quedaron inutilizados y otros atrapados en medio de los cementerios de autos en las zonas de peligro.

La única acción que quedaba era emigrar del país pero esto no era tan fácil primero el mismo gobierno al recuperar parte del poder bloqueo toda las  frontera con los países vecinos en medio de un intento desesperado de mantener a los ciudadanos dentro para evitar una intervención y mantener el control y lo segundo y más difícil era que en solo 30 días los países vecinos habían construido barricadas en sus fronteras para evitar que los venezolanos pasasen a sus tierras, evitando así que el virus se propague fueras de las fronteras venezolanas. Al principio los venezolanos intentaban escapar tratando de burlas los dos bloqueos pero más tarde que temprano comenzaron aparecer cadáveres cerca de las fronteras. El mensaje era directo si intentabas escapar te disparaban. No se podía saber quién era en responsable si el mismo gobierno o los países vecinos ya que ninguno daba declaraciones sobre los cadáveres encontrados en la frontera con Colombia que se extiende en un total de 2.219 Km. Los cuerpos se han encontrado en los estados Zulia, Táchira, Apure y Amazonas. Pero también en zonas más cercanas de Colombia como lo son piedra del cocuy y rio negro, en esta última se encontró una fosa común con más de 25 cadáveres cada uno con un disparo en la nuca.

Con Brasil la cosa pinta mucho peor ya que muchos venezolanos han desaparecido tratando de entrar a Brasil por la selva  que rodea al rio Orinoco  y Esequibo o por las cuencas de las Amazónicas. Las tribus del  amazonas se han visto atenazadas por militares brasileños que han invadido sus tierras obligándolos a emigrar mas cerca de las fronteras de Venezuela después que unos 12 nativos de la tribu Yagua atacasen un punto de control escondido en la selva y no solo se limitaron a atacar y matar a los militares brasileños si no que la mayoría de los cadáveres fueron encontrados parcialmente devorados y sus entrañas esparcida por el lugar como si de una carnicería se tratase. En el mismo lugar se encontraron 2 nativos uno de ellos con un disparo en su frente y el otro con más de 5 disparos en el torso y uno en la cara. En el lugar no se encontró ningún arma nativa de los Yagua atacantes.  Solo 4 de los 25 militares que custodiaban el área fueron hallados a dos  kilómetros del lugar, estos presentaban mordidas en los brazos y el cuello y uno de ellos tenía dos dedos amputados entre sus dientes.



MAVCufat

#546 en Otros
#76 en Acción
#58 en Ciencia ficción

En el texto hay: accion, virus, muertosvivientes

Editado: 22.04.2018

Añadir a la biblioteca


Reportar