Antes del Alba

Tamaño de fuente: - +

XVI

"And it's hard to dance with a devil on your back..."


—Ellie, es hora de despertar— recibo un beso en el hombro—. Vamos, corazón, arriba.

Me vuelve a besar el hombro y hace un camino de besos hacia mi espalda alta y mi nuca. Me muevo para quitarlo de mí.

—No...—le digo soñolienta—. Hay que dormir, acuéstate conmigo.

Suelta una risa cerca de mi oído. Y siento cómo se hunde el lugar al lado mío, yo estoy acostada boca abajo y giro un poco hacia mi izquierda aun sin abrir los ojos.

Toca mi nariz levemente, lleva sus dedos hacia mi mejilla, pasa por mis párpados, toca mi frente y baja su camino por el tabique de mi nariz, llega a mis labios y los recorre lentamente para después acariciar mi barbilla. Lo siento moverse más cerca y ahora siento su respiración en mi rostro. Comienza a hacer lo mismo que hizo con los dedos pero ahora con sus labios. Me asalta un escalofrío.

Abro los ojos y me encuentro con los más hermosos que he visto en mi vida, son de un verde intenso, verde esmeralda. Y brillan, expresan mucho para mí. Me fijo en su nariz, sus cejas, sus pómulos, su frente, su boca que se encuentra entreabierta y resalta con ese color rosáceo natural que tiene. Vuelvo a mirar sus ojos y me mira. Presiento que algo ha pasado.

—Eric, ¿soñaste algo?— le pregunto en voz baja. Él desvía sus ojos para abajo. Me acerco aun más, él pone su brazo sobre mi costado y yo acaricio su cabello y parte de su rostro. Suelta un suspiro.

—Anoche, me preocupé mucho por tí y... me quedé dormido pensando en lo que había ocurrido— contesta con su grave y lenta voz—. Tuve este sueño o vivencia, en el que escapaba de la aldea en la que vivía para ir a encontrarme con quien yo amaba en el bosque que separaba nuestros hogares, pero yo sabía que mi hogar era al lado de ella, desde la primera vez que la vi; iba desesperado en caballo, pero al entrar al bosque fui atacado por una banda de ladrones, se llevaron todo lo que tenía.

《Corrí para perderlos en la oscuridad de la noche y comencé a llamar su nombre una y otra vez, hasta que la escuché gritar mi nombre. Al encontrarnos, supe que ya nada podría ir mal, todo estaba resuelto. Me equivoqué... caminamos felices por el bosque hasta llegar al camino que llevaba a su aldea. Ahí fue donde los mercenarios de la gente con poder nos emboscaron.

《Gritaban cosas que no entendía, acusaban a mi amor de bruja y de adúltera. Los golpee con toda mi fuerza, sin embargo, lograron sostenerme mientras me hacían observar cómo la maltrataban, escupían y rasgaban sus ropas con tanta energía que parecían bestias.

《 Ella consiguió sacar un cuchillo de su corsé y apuñaló a uno. Me libré de los que me sostenían y corrí a levantarla lo más rápido que pude y corrí con ella en brazos. Aparecimos en una enorme casa... y vi el vestíbulo. Era igual a este vestíbulo...

Sigo masajeando su cabello y su mejilla.

—Entonces... estamos teniendo vivencias...— lo miro insegura, él me anima a seguir con su mirada—. Por partes...

Quiero armar este rompecabezas, saber el por qué de todo esto que nos involucra a los dos y a este lugar.

—Tenemos que ordenar nuestras ideas lo más pronto posible, porque sino nos vamos a confundir mucho más— contesta serio, es lo más en serio que hemos hablado.

Asiento lentamente y me levanto para ducharme.

 

[...]

 

—De acuerdo, tenemos que escribir todas las pesadillas que hemos tenido a partir de la noche en la que entré por tu balcón, hace tres semanas, ¿lo recuerdas?

Me sonrojo solo un poquito y asiento, Eric esboza una sonrisa.

—Tiene que ver con la que tuve al llegar aquí...— anoto lo que viví en la pesadilla—. Son tres semanas de espacio entre estas dos.

—Después lo que ocurrió ayer, tuvimos la vivencia al mismo tiempo, pero tú te desmayaste...— muerde tu labio inferior mientras escribe en el cuaderno—. Pero más tarde anoche lo soñé.

—Los personajes de ayer eran pareja, los primeros también... en la situación más reciente, mencionaste algo acerca de que la mujer era acusada por brujería, eso tiene que ser relevante, es una pista para saber en qué siglo fue...

—Sí, pero hubo muchos movimientos inquisitorios durante muchos siglos y dentro de muchos países diferentes. Tenemos que investigar para tener certeza y descubrir en qué se relacionan estas dos parejas, debemos saber qué pasó con ellos.



RJ Cuervo

Editado: 14.01.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar