Ashtara

Tamaño de fuente: - +

Regalando Suerte

CAPÍTULO 13

 

Estoy cansada de caminar, me duelen mucho los pies, ya no sé si por donde voy, intento orientarme pero es casi imposible, ya ha caído la noche y nunca había estado en esta parte de la ciudad, sin darme cuenta termino en un callejón solitario, no tiene salida y hay basura por doquier, un ruido inesperado me hace soltar un pequeño grito, gracias a Dios solo fue una rata, ¡una rata! ¡Qué asco!, todo comienza a dar vueltas, no sé qué hacer.

 

---Alana--- escucho que susurra--- Alana...-- una vez más, intentó seguir la voz, pero está muy oscuro, corro cada vez que escucho que susurran mi nombre, doy muchos giros entre las calles hasta llegar al fin de los edificios, sigo caminando hasta que veo una sombra parada a lo lejos.

 

Intento llegar a donde está, pero cuando lo consigo se desvanece, observo mi alrededor intento ver donde se metió la sombra, y es cuando Me doy cuenta que estoy en el borde de una montaña o risco, no podría especificar de  un lado tengo la playa al final del mismo  y del otro lado ciudad como en Malibu pero no estoy ahí, una presión en mis sienes me hace doblar del dolor hasta que caigo al piso.

 

---Alana---- escucho una vez más, alzó la mirada al cielo para encontrarse con la noche más hermosa que he visto, un cielo repleto de estrellas, como si la contaminación lumínica no llegar hasta aquí, pero algo es diferente, la presión baja de mis sienes a mi pequeño casi asfixiándome, no puedo respirar , lo intento pero me es imposible, hasta que no lo soporto más y quedo en el completo vacío, observo mi cabello colocarse negro, solo que por primera vez, no solo mechones sino es su totalidad, luego me coloco de pie, me siento un huésped en mi propio cuerpo, alzó la mirada a mi constelación la cual forma la imagen perfecta del cazador, como si lanzara una estela en mi dirección, ya no hay vacío sino una resplandeciente luz que emana desde el cazador hasta mí y soy reclamada, veo como empiezo ascender a los cielos y el todo va quedando debajo de mí, levanto mi mano intentando llegar más rápido, falta muy poco para alcanzar una de mis estrellas.

 

---Alana con que aquí estabas, llevo rato buscándote--- veo a mi hermana entrar en la habitación con una gran sonrisa. Observo mi reloj de pulso y son alrededor de las seis.

 

---- ¿Qué ocurre?--- le pregunto mientras me estiro y me coloco de pie, no recuerdo haberme acostado.

 

---Tengo mucha magia acumulada y me gustaría ayudar, ¿qué opinas me acompañas?-- me mira con su carita de ángel, y pone sus manitas juntas como si fuera a orar, sabe que no le puedo decir que no.

 

---Vamos-- ella comienza a saltar y aplaudir emocionada, pensé que eso solo sucedía en la películas, pero bueno mi hermana es así, ella desprende felicidad constante.

 

Agarramos nuestros abrigos y nos colocamos los zapatos, le toma de la mano cuando salimos de la casa, ella me cuenta alguna de las cosas que quiere hacer, y yo la escucho atentamente, después de un rato de haber llegado al parque encontramos a la primera persona.

 

----Mira Alana ¿qué dices?--- me pregunta intentando contener su emoción por lo que solo asiento, observamos son dos chicos caminando, diría que son de mi edad, el chico quiere acercarse a ella pero le tiene vergüenza, ella está algo impaciente piensa que él está aburrido, no puedo evitar sonreír.

 

--- ¿Entonces ?-- me pregunta, pero puedo observar los engranajes en su cerebro moverse, claro no literalmente, pero su mirada me dice que tiene un plan.

 

--¿Qué propones Sandra?

 

---Solo observa--- justan sus manos y la soba cual criminal de película de mafiosos, mi hermana está viendo mucha televisión o quizás yo.

 

Esperamos a que estén cerca del lago, cuando pasa un bate cerca Sandra crea una pequeña ola delgada que dé a la orilla, la chica no quiere mojarse así que salta hacia atrás, pero resbala con una pequeña raíz que mi hermana ha hecho crecer, la chica cierra los ojos esperando el impacto, pero nunca llega ya que el chico la sostiene, se quedan mirando y bueno no tengo que seguir explicando.

 

----Los momentos clichés nunca fallan--- me dice sonriente.

 



Dune

#1183 en Paranormal
#428 en Mística
#6503 en Fantasía
#1422 en Magia

En el texto hay: poderes.

Editado: 23.05.2018

Añadir a la biblioteca


Reportar