Atentamente. Con cariño.

Tamaño de fuente: - +

Querido "Chico Genio":

Para tu información, les pedí a mis amigas que me ayudaran antes de que acordáramos parar la búsqueda. Solo se me olvidó decirles que no lo hicieran más. No puedo creer que lo hayas notado tan fácil sin que nadie te lo haya dicho. ¿Acaso tenés algún informante en mi grupo?

Ya sé que no es el momento, solo intento acercarme un poco para no estar tan asustada cuando nos encontremos. Mi miedo es, básicamente, el mismo que el tuyo: no saber cómo será ese encuentro, qué nos diremos, etc. Pero sí, tenés razón, solo hay que dejarse llevar.

Y ya que hablamos de dejarse llevar, tengo que felicitarte por evitar esa discusión con tu papá. Si hubieras soltado todo en ese momento habría acabado muy mal, y no es lo que querés. Yo creo, sin tener idea, que deberías salir con él a tomar algo y decirle de qué querés hablar. Tal vez no esté diciendo nada por temor, y el suponer que quizás ya sabés algo le permita decidirse a hablar con vos. Después de todo solo intentás cuidar a tu mamá, creo que él va a respetar eso.

Sobre mi estudio, aun no decido. Dame un poco de tiempo, no es tampoco tan fácil. No sé si estoy preparada para pensar en eso. Si bien estoy más decidida a cambiar las cosas, aun dudo un poco de si voy a poder. No creo que se pueda cambiar todo un año en un día. Intenté varias veces hablar con papá pero me acobarde a último momento. Teneme paciencia por favor, no seas ansioso. Y no te preocupes porque me vaya lejos, te aseguro que como mucho me iría a China, nada más. No es demasiado viaje si en verdad querés estar conmigo. ¿O sí? También cabe la posibilidad de que vaya a Rosario junto con vos. Creo que solo el tiempo lo dirá. Tendrás que esperar como espero yo.

 

Con cariño. Jess.



E. D. Laurent

Editado: 29.12.2018

Añadir a la biblioteca


Reportar