Atentamente. Con cariño.

Tamaño de fuente: - +

Querido J:

Me había parecido raro que Carlos (sí, Carlos ¿Celoso?) se acercara para pedirme disculpas y decir que ya no me molestaría. Nunca se me hubiera ocurrido que fue porque hablaste con él. Me sorprendiste, lo admito, aunque podrías haberlo hecho sin necesidad de mostrar esa carta. De todas maneras te agradezco el gesto.

Tu defensa es un poco cuestionable, pero te la voy a creer por ahora. Siendo honesta, pensé que lo habías invitado a propósito para que me confundiera, pero analizándolo mejor no tendrá sentido su obsesión. Supongo que sí sos inocente después de todo. De todas maneras me tengo que desquitar por eso.

¡Sabía que criticabas sin haberla visto! Tendrías que mirar algunos capítulos. Luego, si no te gusta, te dejo hacer una pequeña crítica. No sé si es comparable con Lost, son muy diferentes. Lost es mucho más fantástica, no sé si me entendés. Y definitivamente no tiene ningún parecido a Dr. House. Tu gusto no es tan malo al parecer, habría que pulirlo un poco, pero eso se arregla pasando un tiempo conmigo.

Creo que tenemos un equilibrio justo entre diferencias y similitudes, solo faltaría que te guste bailar y que me enseñes a andar en skate sin romperme una pierna. Hablando de similitudes, no quería decírtelo antes, pero ya decidí que voy a estudiar. Lo hablé con papá, ahora que puedo, y le gustó mucho la idea. Si las cosas marchan bien en lo que resta del año, voy a seguir la carrera de Psicología en la UNR. ¡Sorpresa! Vamos a ir a la misma Universidad, aunque no estén precisamente cerca. Porque vos vas a ir a la UNR ¿No?

En cuanto a lo de imaginar mis ganas de besarte, bueno, sos libre de imaginar lo que quieras. Por mi parte, no pienso decirte ni sí ni no. Eso lo descubriremos más adelante. Por ahora prefiero seguir disfrutando de los efectos de mi "don" ya que tengo pase libre. Injusto no me parece. Yo hago un bien, vos solo arreglás un enojo que vos mismo provocaste. No merecés libertad de acción. Lo lamento.

 

Con cariño. Jess.

 

P.D.: Se me olvidó decirte que tenías razón, para variar. Dejé tranquilo a papá y ahora empezó a salir de nuevo. Se fue a visitar a un viejo amigo y ya arreglaron para irse a pescar este fin de semana. Está mejorando bastante, a paso lento pero seguro.



E. D. Laurent

Editado: 29.12.2018

Añadir a la biblioteca


Reportar