Bajo Perfil

Tamaño de fuente: - +

Capitulo I

Capítulo 1

 

-Buenos días Señorita Sasha, es hora de levantarse- dijo una de las mucamas, colocando el desayuno en una mesa al lado de mi cama.

-Señorita Lauren ¿Puede decirme la hora?- Me senté en la cama apartando todo el cabello alborotado de mi rostro.

-6:00am Señoria, El señor Henrry Miler la cito a las 7:00am en su oficina, tiene una hora para alistarse- Se dirigió a la puerta para retirarse –Con permiso-

Lauren es mucho más que una mucama, es también como una amiga, una consejera ha estado conmigo desde que yo tenía 6 años, es una hermosa anciana alvina que mi papa contrato cuando mi madre murió.

-Gracias Lauren-

Ser hija de un gran empresario, se vuelve algo irritante, cuando a los veinte años ya tienes toda una vida llena de compromisos. Mi padre Henrry Miler es dueño de una empresa de alimentos (Lerot) en corea del sur, denominada una de las mejores a nivel  nacional y algunos países más.

Rápidamente tome una ducha, y me puse un vestido negro ajustado de corto un poco más arriba de las rodillas, tacones negros altos y solté mi cabello ondulado castaño que casi me llegaba a la cintura, soy delgada, mi figura es de reloj de arena y mis ojos muy grandes es lo que más llama la atención.

La oficina de mi padre queda en nuestra casa, una enorme mansión de cuatro pisos, mi cuarto queda en el último piso, así que debía tomar las escaleras, tenemos una gran obsesión por la madera, mi casa está decorada mayormente en tonos pasteles que encajen a la perfección con el piso de madera pulida. La oficina estaba en planta baja un poco aislada del resto de la casa, no le gustaba ser molestado mientras trabajaba.

-Buenos días Padre- Le dije de pie frente su escritorio- ¿Para qué me has citado?-

-Llegas quince minutos tarde Sasha- su cara reflejaba enojo –Recuerda que el tiempo es nuestro activo más valioso, si lo desperdicias de este modo no alcanzaras tus objetivos, toma asiento-

-Lamento llegar tarde presidente- tome asiento y baje el rostro apenada.

-Veras Sasha, ira hoy a una reunión en la empresa, te presentare a los asociados y presidentes de otras empresas y debes dar un pequeño discurso de presentación-

-¿A qué hora?- pregunte.

-A las dos el chofer te recogerá y te llevara a la empresa- su cara de firmeza me intimidaba un poco.

-Ahí estaré- sonreí y me levante.

-Sasha, una cosa más, a las 8:00pm tendremos una cena, vístete de gala o lo más hermosa posible- añadió.

¿Una cena? Nunca hacemos nada juntos a menos que se trate de trabajo, me sentiría muy feliz de pasar tiempo solo nosotros dos.

-¿Con que fin padre?- pregunte retomando la postura.

-Ya tienes veinte años, pensé que sería lo mejor para ti, para mí y para la empresa. Esta noche conocerás a tu prometido- paso una mano por su cabeza, creo que espera mis reproches.

-¿Prometido?- pregunte confundida, trataba de asimilarlo.

-Así es, un matrimonio arreglado, se trata del heredero a la empresa de tecnología Tecnirun, el hijo de Bey- respondió.

-De acuerdo padre, me hubiera gustado por lo menos casarme por amor, no por conveniencia- Me dirigí a la puerta.

-¡Guardias!- grito Henrry.

Dos hombres de negro se interpusieron en mi camino.

-Sasha escúchame bien, harás todo lo que te diga ¿entendido? Eres una mujer, no una niña- golpeo la mesa enfadado.

-No me estoy oponiendo, no hace falta alterarse- dije de espaldas y me marche.

Subí hasta mi habitación y me despoje en mi cama a esperar que se hiciera la hora del almuerzo para luego ir a la empresa, no deje de pensar durante un buen rato en todo eso, pero mi padre tiene razón soy una mujer de asumir mis compromisos con rectitud.

-Señorita Sasha, es hora de que baje a almorzar- entro Lauren a la habitación y salió rápidamente.

Baje a almorzar, en el comedor de madera, para 24 persona, al señor Henrry le gusta invitar a sus amigos los empresarios. Lauren preparo mi comida preferida prochuto un exquisito plato Italiano.

-Lauren, ¿Puedes hacerme compañía? Olvida las reglas mi padre no está en casa- sonreí y señale al asiento de mi lado.

-Por supuesto señorita- se sentó a mi lado y tomo un plato de comida.

-¿Crees que este bien aceptar el matrimonio por conveniencia?- Le pregunte, mi rostro reflejaba tristeza.



ScarlyMoon

#1049 en Detective
#556 en Novela negra
#13172 en Novela romántica

Editado: 30.03.2018

Añadir a la biblioteca


Reportar