Casualidad O Causalidad

Tamaño de fuente: - +

CAPITULO 26: JUSTICIA POR MIS MANOS

CAPITULO 26: JUSTICIA POR MIS MANOS

Cuando las sombras del dolor nos persiguen, queremos vengarnos y hacer sentir a esa persona lo mismo o incluso más de lo que estamos sintiendo, pero no hagas la justicia con tus manos, ¡espera! porque no hay peor castigo que, caer en manos del dueño de todo lo que nos rodea para que, sea él quien se encargue de hacerlo. Ama a tus enemigos y a todo aquel que te ha lastimado para que, ellos encuentren la luz; ten compasión de aquel que te ha causado heridas porque si esa persona no reconoce sus errores que, ¡Dios se apiade! Y tú, busca siempre ser bendición para los que te rodean. Deja todo en manos del cielo y veras que, los planes de él siempre serán mejor que, los tuyos.

 “No os venguéis vosotros mismos, amados míos, sino dejad lugar a la ira de Dios; porque escrito está: mía es la venganza, yo pagaré, dice el Señor”

Romanos 12: 19-21

 

- ¡Uy pero que castigo le ha dado la vida! -Dijo Tifani. –Nadie esperaba esto.

- ¿Quién iba a pensar que al rey le tocaría sufrir de esa manera? -Inquirió Luna.

-Si chicas y por eso no me siento con autoridad moral para seguir en pie con nuestro plan.

- ¿Qué? ¡No es cierto Sara! No me hiciste perder mi sueño y convencer a mis camarógrafos de venir hasta aquí tras de nada ¿Tienes idea de lo que me costó lograr que, ellos aceptaran hacer ésta grabación?

-Lo se Luna, pero piensa que así nos evitamos un lio. Inicialmente no lo íbamos a grabar y esa idea fue tuya.

-Sí, pero porque quiero ayudarte. -Dijo Luna, reclamando.

-Bueno, no vamos a discutir. Ya no importa quien dio la idea principal, quien dio la central o, ¡las ideas que sea! lo que importa es decidir si seguimos el plan o no.

-Debemos seguir, Ti. -Dijo Luna.

-No, no debemos seguir. -Dije.

-Entonces elige tú, Tifani. -Dijo Luna, enojada.

 

Se preguntarán porque ella estaba tan enojada… resulta mis queridos chicos y chicas, que Luna tuvo que, pagar una gran cantidad de dinero a sus camarógrafos de confianza para que grabaran a Daniel desnudo ¡Si, desnudo!

Mi plan consistía en hacerle creer a él que, aún lo seguía amando y seducirlo hasta que se dejara quitar la ropa; una vez estuviera desnudo, vendaría sus ojos y ellas dos llegarían hasta el lugar, le hablarían y le harían creer que todas estaríamos con él esa noche (algo que seguramente le hubiese encantado a su mente retorcida) Mientras ellas le hablaban coquetamente, le colocaríamos unas esposas y lo amarraríamos en la cama y allí, los camarógrafos lo grabarían, le quitarían la venda de sus ojos y él al ver que estaba siendo grabado iba a sentir vergüenza porque le harían creer que, su video se haría viral en todas las redes sociales.

Ese plan un poco gracioso pero pesado a la vez, fue perfeccionado en gran parte por Luna, porque como ella no estaba enamorada de él, era un poco más fría para actuar; pero al final de todo, nunca hicimos ese plan ¡Fue un completo fracaso! Y gracias a Dios fue así, porque estábamos cometiendo una falta ¡Gravísima! ¡Esa era su intimidad!

Aunque sabíamos que jamás dejaríamos que, el video se publicará, nunca se sabe que puede pasar.

 

- ¿Y entonces? -Preguntaron al unísono.

-Abortamos misión, espérenme afuera. El plan lo inicie yo, por tanto, decido que, no continúa. Salgo en unos minutos. –Dije, finalizando la llamada.

 

Al salir del baño, Ismael me miraba un poco extraño y preguntó: - ¿Todo va bien? Te demoraste un poco.

-Sí, todo va bien. Es que este vestido es un poco complicado de acomodar.

-Es mejor entonces si no se acomoda ¿No crees? –Dijo, tomándome entre sus brazos.

-No creó. -Contesté.

-Así que ahora ¿Eres rebelde? ¡Eso me gusta! –Exclamó. –Nos tumbamos en la cama y las cosas se complicaban porque no quería estar con él.

-Ismael, debo irme.

- ¿Irte? ¡No iras a ningún lado! ¡Es hora de disfrutar! No tienes por qué irte, si la vamos a pasar muy bien. –Dijo, besándome en el cuello. 

-Debo irme.

-Pero ¿Por qué?

-Tienes razón… ¡Ya no te amo!



Jeanette A Sanchez L

Editado: 15.01.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar