Cero Flacas

Tamaño de fuente: - +

[33]

Nota:

SI NO VOTAN ACTUALIZARE CADA SEMANA, SI QUIERES CAPÍTULOS MÁS CONTINUOS DEBEN VOTAR.

 

Por un momento pienso en soltar la mano de Lucca, pero al sentir que su mano aprieta la mía ese pensamiento se va disipando. Caminamos con nuestras manos entrelazadas hasta llegar a la primera exhibición que hay en la enorme cancha.

—Medicina —alza su mano libre para mostrarme el gran poste donde se ve un medico practicando su profesión —. La medicina es una disciplina que consiste en el cuidado de la salud, la prevención, el diagnóstico y el tratamiento de las enfermedades o dolencias que podrían afectar el bienestar del cuerpo humano — los ojos de Lucca ruedan hasta los míos. Se expresa tan bien que no puedo dejar de admirarlo —Si bien es una de las carreras más tradicionales, la Medicina no es una profesión para cualquiera, ya que requiere una vocación de servicio y un nivel de compromiso muy superior al que se espera de otros profesionales. Asimismo, para convertirse en un buen médico es indispensable poseer la fortaleza emocional suficiente para lidiar con el dolor ajeno y estar dispuesto a capacitarse constantemente. La medicina suele tener una duración de alrededor de seis años —sus labios se estiran en una sonrisa y alarga su mano libre hasta uno de los folletos que hay en la exhibición —. En este folleto podrás encontrar mucha más información.

Tomo el folleto riendo —creo que me ha quedado bastante claro —confieso sin dejar de sonreír.

Lucca se endereza, con la expresión maravillada —¿Eso quiere decir que soy un buen guía?

Asiento con mi cabeza —eres muy bueno.

Con sus dientes toma su labio inferior y lo muerde ligeramente.

—Entonces valió la pena estudiar toda la noche —su dedos se aprietan a los míos y me guía al siguiente modulo —. Ahora hablaremos de La ingeniería civil —me muestra el poster que muestra muchas aspectos de la Ingeniería civil.

Miro con maravilla la exhibición, esta tan bien estructurada que me sorprende.

—Creo que me va a encantar —contesto.

Lucca lame sus labios —es la disciplina de la ingeniería profesional que emplea conocimientos de cálculo, mecánica, hidráulica y física para encargarse del diseño, construcción y mantenimiento de las infraestructuras emplazadas en el entorno, incluyendo carreteras, ferrocarriles, puentes, canales, presas, puertos, aeropuertos, diques y otras construcciones relacionadas. Esta cerrera universitaria comprende de cuatro a cinco años —su mano vuelve a tomar otro folleto y me lo entrega.

—Gracias.

Seguimos nuestro recorrido hasta llegar a la carrera de Derecho o Leyes.

Puedo sentir como la emoción embarga mi pecho. Siempre he querido estudiar Derecho, es mi más grande sueño y espero lograrlo.

—¡Ahora si voy a amar tu explicación! —exclamo con emoción apretando su mano.

Él ríe sonoramente, su risa es tan sutil que quisiera escucharla todo el día.

—Por lo visto es lo que te apasiona. Así que debo esforzarme por hacerlo bien —con su mano libre arregla su chaqueta y aclara su garganta para comenzar con su explicación —. La carrera de Derecho se considera una de las ciencias básicas de los estudios universitarios, un grado tan antiguo como el hombre, que ha ayudado al establecimiento y a la creación de la sociedad actual. En caso de que quieras estudiar Derecho podrás ayudar a configurar la sociedad del futuro, una meta fundamental para el desarrollo humano en óptimas condiciones —lo miro con tola la atención en las palabras que escapan de sus labios —. Además, esta disciplina te ayudará a encontrar una lógica a los retos y las principales cuestiones del ser humano. Es una carrera que te ayudará a crecer tanto por dentro como por fuera. En Derecho tendrás la oportunidad de descubrir y de poner en práctica diferentes habilidades que te servirán a lo largo de tu vida. Desde pulir tu capacidad de análisis hasta mejorar tu retórica, oratoria y argumentación, tanto oral como escrita, basándote en principios complejos aplicando la Ley. Su duración de unos cuatro años —su mano toma uno de los folletos y lo desliza hasta mí —. Creo que te encantara leer este folleto.

Asiento con mi cabeza y sin pensarlo lo tomo.

—Definitivamente eres el mejor guía de todos.

Sus labios se curvan de lado —Gracias, señorita. Ahora sigamos con nuestro recorrido —con nuestros dedos entrelazados caminamos para seguir admirando los siguiente módulos.

Los ojos azules de Lucca se ven maravillados cuando llegamos a la exhibición de deportes, un brillo se hace presente en ellos que rápidamente puedo descifrar como admiración por lo que ve.

—Deportes —gira su cabeza para mirarme —. Esto es lo que quiero para mi futuro —confiesa con toda sinceridad —, quiero ser un jugador profesional de Futbol Americano…

Una carcajada aguda y arrogante hace que él deje de hablar, la fuerte risa proviene desde atrás de nosotros.

—Deja de soñar, Lucca —esa voz que hace que mi corazón se acelere es la que habla desde atrás.

Lucca es el primero en girarse para visualizar los ojos verdes de Brett. Ambos se desafían con la mirada como si quisieran asesinarse.



Monstrua Mayor

#314 en Novela romántica
#90 en Chick lit

En el texto hay: superacion, amor, adolescencia

Editado: 21.07.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar