como amigos No

Tamaño de fuente: - +

oportunidades, andres 12

cuando deje el beso en su mejilla su estomago rugió, me levanto para que ambos bajemos por algo de comer porque yo también siento un poco de hambre, cuando llego a la puerta me detengo por que me fijo en que ella no esta caminando a mi lado y volteo y le digo.

-vamos para que comas algo, yo también muero de hambre – ella se levanta, miro su mano quiero tomarla y hacerlo de esa manera en que siempre he querido, la miro y ella no dice nada y tomo su mano esperando alguna reacción la cual no llega.

salimos de la habitación y me siento tan bien con su mano junto a la mía, pero antes de bajar ella nos detiene a ambos y la miro para ver que sucede y ella me dice.

-aun no podemos bajar así, quiero primero contárselo a yordan y algo de tiempo, acabo de terminar de salir con Steven y es muy pronto para comenzar a salir con alguien más. - la entiendo perfectamente, pero yo quiero gritar a los cuatro vientos lo que siento.

-te entiendo, tranquila te daré tiempo que necesites – le sonrió y suelto su mano para bajar a comer algo.

-yordan ash y yo tenemos hambre, que hay para preparar yo cocino. – digo, para preparar algo.

-no, vamos por pizza quiero pizza. – dice yordan mirándome con cara de perrito y le digo.

-está bien, mis amores vamos por pizza – dice Andrés sacando de los bolsillos de su jean las llaves de lo que supongo su auto.

Llegamos a la pizzería favorita de yordan, pedí lo que íbamos a comer y lo que íbamos a tomar,  cuando terminamos fuimos a casa de yordan en el camino ash iba cantando y yo la miraba de ves en cuando y en un momento le guiñé un ojo ella se puso nerviosa y siguió en lo suyo como si no hubiera pasado nada.

Al llegar todos bajamos y nos dirigimos al la habitación de yordan, yo me recosté en la cama y yordan se iba a acomodar a mi lado cuando ash dice.

-pido el baño. - dice y toma un bolso y yo digo después de ella.

-bien después sigo yo. – yordan voltea los ojos y dice.

-perfecto de ultima en mi propia casa, no los vuelvo a invitar. – ash salió de la habitación y yo aprovecho para contarle las cosas a yordan.

-ash lo acepto. - ella levanta la mirada de su teléfono y me dice.

-me lo imaginé, ese beso no venía en vano, ya ash estaba rindiéndose a lo que siente. - me quedó en silencio y ella vuelve a hablar. - felicidades.

Le sonrió y la abrazo y beso su cabellera rubia y después le digo.

-Gracias yordi esto también es gracias a ti.

-lo se, sin mi no son nada. - comenzamos a reír y luego ambos quedamos abrazados, cuando ash entró a la habitación yo me levanto y despues de buscar mis cosas para bañarme, me levanto en frente de ash y le guiño un ojo para ponerla nerviosa.

Después de bañarme me seque el cuerpo y solo me coloque unos bóxer y el pantalón de pijamada, me gusta tentar a ash, se que le gusta verme y no soy quien para negárselo.

Entre a la habitación y ash como ya sabia se me quedó viendo, yordan busco sus cosas y salió de la habitación, mire a ash de la misma manera en que ella me observo a mi hace unos segundos, luego me lance sobre ella y ataque su boca, la invadí con mi lengua, tenía que calmarme o haríamos algo indebido aquí mismo, me separé de ella en contra de mi voluntad y después de separarme me recosté a su lado y bese su frente y le pregunté.

-que le dijiste a yordan.

-le dije que lo íbamos a intentar, y que al fin admití que si me gustas – no pude evitar sonreír. – y me dijo que ella sabía que a mi me gustabas tu, pero que era yo la terca que no lo quería aceptar. - le contesto.

-en eso si tiene razón, eres muy terca y te costó aceptar lo que sentíamos. – me beso en la mejilla y nos quedamos asi.

Ash quedó dormida en mis brazos y yordan entro y me mira y me hace señas para que la acompañe, despacio y con cuidado acomodo a ash y me levanto, yordan y yo salimos de el cuarto y en el pasillo me dice.

-vamos a buscar algo para que duermas, como te fue con ash.

-bien, la sentí más tranquila.

-yo también.

Después de eso no hablamos más, buscamos un colchón para que yo durmiera, coloque el colchón al lado de donde está ash durmiendo, a la mañana siguiente el despertador comenzó a soñar como si estuviera endemoniado, se colaba la luz del sol por la ventana, de mal humor me cubrí el rostro y escucho a ash decir.

-a levantarse, que divertido.

Escucho que se mueven y luego escucho la voz de yordan decir.

-hey mister músculo, levántate. - me golpeó con una almohada y me quite el brazo del rostro y la veo sentada en la cama pero no veo a ash, yordan me contesta. - se fue a arreglar, y yo haré lo mismo en el baño de mi mamá, no hay mucho tiempo.

Se levanto, busco algunas cosas y salió yo me levante puse la colcha debajo de la cama y me quito el pantalón de pijamada y me coloco un Jean, cuando lo estoy subiendo ash entra, yo termino de vestirme y le digo.

-cómo te sientes – me acerco y la beso, ella me dice.

-confundida, no estoy acostumbrada a tratarte de esta manera, pero con muchos besos quizás pueda acostumbrarme. - despues de que dijo eso deje besos en todo su rostro y después le digo.



leydymaterano

Editado: 27.06.2018

Añadir a la biblioteca


Reportar