Corazón de matón

Tamaño de fuente: - +

9

—¿Entonces sustituyo el valor por la equis en la derivada y… es la pendiente de la recta tangente en ese punto?

—¡Exacto! —Lui sonrió por primera vez en el día y no sé por qué, pero me pareció la cosa más bella que había visto en toda mi vida.

A veces, cuando le golpeaba y me miraba llorando me parecía adorablemente bonito, pero esa sonrisa me dejó de piedra y solo pude preguntarme ¿Por qué?

Llevaba media tarde tratando de hacerme comprender las matemáticas y por fin comenzaba a pillarlo. No era fácil, eso lo aseguro, pero tampoco era un conocimiento inaccesible para mí.

Comencé a ver los números del libro como algo más que jeroglíficos incomprensibles, eran algo que con esfuerzo yo podía dominar. Solo necesitaba seguir así.

Extrañamente una sensación de júbilo y calidez me invadió.

Más que cuando todos me miraban aterrorizados, más que cuando golpeaba a los frikis. Me sentí casi tan orgulloso como cuando ganaba en el ring y me daban el primer puesto en los concursos.

Levanté la palma de la mano, sonriendo yo también y Lui chocó su palma contra la mía, ahora sin sonrisa alguna. Solo nervios y miedo. Me sentí mal por ser el culpable de esa reacción en él.

—Podríamos mirar el ejercicio veintidós entonces. No te pide eso exactamente, pero tiene que ver y así podremos pasar el siguiente apartado y…

—Nah, mejor hacemos un descanso ¿No crees?

—Oh, sí… —accedió haciendo una mueca avergonzada—Perdón, e-es que no suelo hacer descansos.

—Tienes que dejar de ser un poco tan empollón y relajarte un rato, tío. —él solo me miró raro y asintió cortésmente, dándome la razón para evitarse problemas, como si acaso no la tuviera.

Me desperecé en la silla y me alejé un poco del escritorio, Lui simplemente me observaba callado.

—Oye, hay algo que no me respondiste una de las veces que te pregunté… Y eso me molesta mucho.

—¿E-El que? —preguntó él alarmado, empujando su pelo liso de emo a un lado.

Bueno, realmente no parecía seguir esa estética, pero su cabello si coincidía con ello.

—Si de verdad eres maricón o solo era un rumor.

Tragó saliva, lo vi y prácticamente la escuché bajar por su garganta. No había previsto esa pregunta y estaba notoriamente nervioso.

—¿M-Me pegarás dependiendo de la respuesta?

Me sentó mal. Horriblemente mal esa pregunta. Tenía miedo de mostrarme su inclinación sexual por temor a ser golpeado por ella y, aunque quise decirle que eso era una tontería, no pude: Ya le había pegado anteriormente por ser o creer que era gay.

Yo no era homofóbico, ni mucho menos, pero prefería alejarme de ese tipo de gente. No podía comprenderlos y además aquel crío era totalmente un bicho raro. Pero no quise golpearlo en ese momento.

—Te pegaré si no me respondes.

Bromeaba, pero mi tono pareció no coincidir con mis intenciones y solo lo incomodé más.

—S-Sí.

No me sorprendí, era una respuesta de esperar y aunque el rumor no se hubiese extendido su cuerpo de chica, su fragilidad femenina y su comportamiento delicado daban una clara respuesta a esa pregunta. Además, ninguna chica saldría jamás con un hombrecito tan pequeño, patético, infantilmente lindo y andrógino.

—¿Y cómo te diste cuenta?

Las palabras salieron de mi boca por si solas, aunque no me arrepentí. Fue de forma natural así que soné más amable de lo común y me enorgullecí de ello. Ahí dentro, con ese pequeño chico afable y altruista no tenía por qué comportarme como un completo capullo, no tenía ninguna reputación que mantener, además, me estaba ayudado mucho y era paciente y bueno conmigo.

Me hacía sentir gratificado y además, aunque yo sé que lo era, él jamás me hizo sentir tonto (cosa que le habría sido fácil y contra la cual no habría actuado, pues era prácticamente necesaria).

—Yo, em… UM, bu-bueno… Cuando había besado a chicas jamás me gustó demasiado, solo era… ¿Raro?, lo que sea. Solo, em… u-un día me sentí atraído por un chico y supe que era eso lo que me gustaba.

—Para el carro ¿Tú te has besado con chicas? Eres un nerd, friki, empollón y canijo ¿Cómo va a ser eso posible?



Diother Lu

#1939 en Novela romántica
#909 en Otros
#283 en Relatos cortos

En el texto hay: gay, bullying, gay homosexuales lgbt

Editado: 29.08.2018

Añadir a la biblioteca


Reportar