De popular a nerd.

Tamaño de fuente: - +

Capítulo 2.

Esta última semana he tratado de encontrar una manera de decirle a Dustin y a las chicas que en tan solo siete días más me voy, incluso he ido más de 4 veces al centro comercial por el estrés. Traté de todo para hacer cambiar de parecer a mis padres pero ellos siempre me contestan con las mismas palabras "Es una oportunidad Julie, no podemos desaprovecharla”. Llegué junto a las chicas al colegio como todas las mañanas preparada para otra batalla contra Melanie Bohen, una chica que no tiene más que extensiones, exceso de maquillaje y tal vez alguna operación como la de las famosas. De alguna manera me iba ganando y eso no me gustaba. Tengo que asegurar mi reinado hasta que me tenga que ir, el día de hoy traje unos pines con la frase "Vota por Julie", se los entregué a cada uno de los  estudiantes de la preparatoria La joya. La campana sonó y dio el comienzo a otro día más aburrido de escuela.

Me encontraba en la clase de matemáticas, la peor de todas, a veces me imagino a mí en uno de los problemas como los que explica la señorita Ramirez, sin poder resolverlos y quedando atrapada sin poder salir de ahí.

-Señorita Willys-La maestra me llamó y yo le puse mi total atención-¿Me podría explicar lo que acabo de decir?- Me di cuenta que al no estar poniendo atención y estar sumergida en mis propios problemas me perdí de toda la clase, apenas abrí la boca cuando la campana sonó haciendo que ganara gloriosa esta incómoda batalla o eso creía-Estamos pendientes para la siguiente clase-Me miró y después despareció al salir del salón, rodé los ojos y salí después de ella, el sonar de mis tacones hacían eco en todo el colegio, me dirigí hasta mi casillero, introduje la combinación y me encontré con unas cuantas cartas, una rosa y un pequeño globo apenas inflado con helio que flotaba al interior  junto a mis libros, sentí a alguien que me besó en la mejilla y giré rápidamente para encontrarme cara a cara con el responsable de esto.

-Feliz primer semana-Me abrazó y me entregó un oso de peluche con un corazón entre las manos que decía "Eres especial".

-Oh Dustin-Lo abracé-Pareces una chica-Reí- No te traje nada

-Lo sé, no importa-Me tomó de la mano y caminamos hasta la cafetería con las miradas penetrantes de todos posadas en nosotros, la chica más popular con el Capitán del equipo de Lacrosse es envidiable, me siento la protagonista de una película. Nos sentamos en la misma mesa de siempre. Estaba ansiosa por saber a quién eliminarían este día, la semana pasada eliminaron a la candidata Rita Vega y Valeria Campos, esas chicas no tenían futuro como reinas, Cruzaré los dedos porque la eliminada del día sea Melanie. La directora llegó.

-Buenos días alumnos, como ya saben estamos llevando a cabo el concurso para ser la Reina de este ciclo escolar,  se han estado eliminando a las chicas que han tenido menos votos, hasta el momento solo quedan 3 participantes, démosle un aplauso a Janeth Lawler, Melanie Bohen y Julie Willys-Todos aplaudieron. De un momento a otro todos guardaron silencio y así la directora pudo volver a hablar -Y la eliminada de hoy es-Me sentía como si estuviera en alguno de esos certámenes de belleza que me encanta ver en televisión- Janeth Lawler, Démosle un aplauso porque ha dado guerra con los votos-Todos aplaudieron a la chica y algunas de sus amigas la abrazaron y le dijeron cosas amables, ahora tenía que dar todo por todo.

Al terminar otro día de clases decidí que hoy sería el día en el que les diría a mis personas favoritas en todo el mundo, a los que hacían que mi día fuera especial, divertido y único que me iría y quizá para siempre.

-Chicas tengo algo que contarles-Les dije ya dentro del auto de Ivonne.

-Claro, cuéntanos estamos para escucharte amiga

-¿Fue Dustin? ¿Qué hizo? ¡Es un cretino! Lo sabía-Steffanie comenzó a sacar sus propias conclusiones, negué la cabeza divertida.

-No, no es nada de él, es solo algo que tengo que contarles, nos vemos en Disneyland a las cinco en punto-Llegamos a mi casa y yo bajé, me despedí y las recordé al entrar. Encontré ya algunas cajas hechas listas para la mudanza.

-Julie, que bueno que estás aquí tenemos una buena noticia que darte, vamos al comedor-Llegué a la cocina y me senté en una silla, le di un vistazo a la mesa y estaba llena de comida como si treinta personas vinieran a comer esta tarde.

-¿Qué celebramos?-Dije seca.

-Cuando llegue papá te lo diremos los dos-Me puse un poco tensa al pensar en la infinidad de "buenas noticias" que me han dado mis papás y estoy casi segura que el 99.9 por ciento de esas noticias eran malas. No me quedó nada más que esperar hasta que mi papá llegara, no tardó más de cinco minutos cuando ya los tres nos encontrábamos comiendo el gran festín que mi mamá había preparado para el anuncio.

-Bien, Julie-Al fin habló mi padre- La buena noticia es-Dejó los cubiertos al lado del plato y tomó aire-Ya te inscribimos en una nueva escuela-Tragué el bocado de comida que tenía entre mis dientes.



July L

#2177 en Novela romántica
#1041 en Otros
#233 en Humor

En el texto hay: comedia romantica, comedia romantica juvenil, cliche

Editado: 11.08.2018

Añadir a la biblioteca


Reportar