El amor da una segunda oportunidad

Tamaño de fuente: - +

Capítulo 49

Por fin llegó el día tan ansiado, 26 de febrero, hoy se unirán en matrimonio con sus hijas como testigos.

-Hola mamá, cómo va todo por allá?

- Hola hijo, todo bien. Tus hijas parecen dos princesas y la madre se está terminando de arreglar. Pero no creo que hayas llamado para saber de mi.

-Mamá si que me conoces mucho. Podré hablar con Ale, la extrañe mucho anoche.

-Claro hijo, ya te la llamó.

-Muchas gracias mamá.

Jamie

Por recomendación de mi madre Ale paso la noche en su casa, así la voy a ver de novia cuando llegue a la iglesia. Fue raro no dormir con ella y no despertar a su lado, sobre todo ver a mis niñas dormir.

-Hola amor, te extraño mucho. Pudiste descansar?

-Hola hermosa, también te extraño. Más o menos porque no estabas a mi lado.

-Solo fue una noche, porque a partir de hoy ya seremos formalmente una familia. Te deje todo preparado para que te cambies, lo encontraste.

-Si corazón, muchas gracias por pensar siempre en mi. Tu ya te cambiaste?

-Solo me falta poner el vestido y estoy lista.

-Entonces te dejó para que termines y yo también me voy a preparar. Te amo hermosa, hasta luego.

-Te amo hermoso, hasta luego.

Alejandra

Escuchar su voz me alegro el momento y ahora estoy más entusiasmada para terminar de prepararme. En la habitación me espera el precioso vestido que compre con mi hermana Ericka.

        

La tomó de las manos a Ericka y la miro a los ojos.

-Ale, hermana vamos que te ayudó a ponerte el vestido, ya es casi la hora de salir.

-Hermana de la vida tengo mucho que agradecerte por todo lo que has hecho por mi para este día tan especial. Soy muy feliz por haberte conocido y que me acompañes en esta locura.

-Me vas a hacer llorar, a mi la vida me dio la hermana que tanto quería y para vos voy a estar siempre.

Ericka

Siempre soñé con una hermana pero nunca pensé que ella iba a ser la esposa de mi hermano y que la llegaría a querer tanto. La ayudó a terminar de preparase mientras mis padres están con las niñas. Quedó tan hermosa como una princesa y cuando mis padres la ven se emocionan mucho.

-Ale estas preciosa, mi hijo se va obnubilar con tu belleza.

-Muchas gracias César, espero mucho que le guste a Jamie.

-Claro hija que le vas a gustar, estas muy hermosa.

-Muchas gracias Belén. Tendríamos que ir yendo porque casi ya es la hora.

-Tranquila hermana que las novias siempre se hacen esperar. Nos sacamos unas lindas fotos y nos vamos.

Jamie

Ya estoy en la iglesia esperando a Ale, todos están en sus lugares hablando para aplacar la espera. Por suerte ya llegó mi mamá y me hermana con mis hijas, eso quiere decir que Ale debe estar al llegar.

-Hola hijo. Cómo estas?

-Hola mamá, bien pero ya quiero verla.

-Vayamos al altar para esperarla, estoy segura que te vas a sorprender cuando la veas.

-Ya quiero verla mamá y me imagino que debe estar muy hermosa.

Comienza a sonar la marcha nupcial y se abren las puertas, la veo entrar del brazo de mi padre. Se la ve radiante y muy hermosa, se la nota algo nerviosa pero yo estoy igual que ella. Ya casi esta a mi lado y mi padre es el encargado de entregármela.

-Hijo te entregó a esta mujer maravillosa para que la hagas muy feliz.

-Así lo haré padre.

-Nos encontramos reunidos para celebrar el amor de Alejandra y Jamie. Hoy ante ustedes como testigos se unirán en el sagrado matrimonio. Ellos han escrito sus votos matrimoniales y los compartirán con todos nosotros.

-Ale prometo intentar que cada día sea una aventura llena de sorpresas. Tu eres mi compañera de vida, mi otra mitad y sin ti no soy nadie. El amor no es una emoción, si no un impulso, una necesidad, mi necesidad de estar a tu lado y de mis hijas. Por eso con todo el corazón prometo amarte por siempre.

-Jamie prometo que en esta vida que nos espera siempre estaré a tu lado. Porque tus hijas y yo no necesitamos grandes cosas, solo necesitamos que estés a nuestro lado para ser felices. Te prometo que nunca dejaré de admirarte porque nunca dejaré de aprender de ti. Por todo esto quiero compartir mi vida contigo y amarte por siempre.

-Bendigo estos anillos y procedemos al intercambio de los mismos.

-Yo Jamie, te tomó a ti, Alejandra, como esposa y prometo serte fiel y cuidar de ti en la riqueza y en la pobreza, en la salud y en la enfermedad, todos los días de mi vida.

Colocó el anillo en su dedo anular de su mano izquierda.

-Yo, Alejandra, te tomó a ti, Jamie, como esposo y prometo serte fiel y cuidar de ti en la riqueza y en la pobreza, en la salud y en la enfermedad, todos los días de mi vida.

Me coloca el anillo como lo hice yo.

-Ya estamos llegando al final. Pero antes debo hacer la pregunta de rigor. Si alguna persona piensa que esta unión no se deba llevar que hable ahora o calle para siempre.



Alexia

#5315 en Novela romántica

En el texto hay: amor, engaños y obsesión

Editado: 10.02.2020

Añadir a la biblioteca


Reportar