El amor de Isael

Tamaño de fuente: - +

Capitulo 8

Merlina

Mi mirada se centró en la sombra que se paseaba por la cocina, aún no me explicaba cómo era capaz de verla, si se suponía que la conversación con Isael había sido un sueño y lo que más intranquila me tenia que también estaba Olen el guerrero que cuidaba a Henry, pero me daba cuenta que mi hermano no podia verlos pasearse por la cocina.

Él estaba sentado en la mesa con un libro, el cual a mi parecer lo tenia totalmente aburrido. Su mirada se desviaba de vez en cuando hacia la ventana y se perdía en el exterior.

— ¿por qué no descansas un momento? — dio un suspiró largo y muy sonoro.

 

— Isael desea que el lunes le hablé de lo que he leído y no he pasado de la misma página de hace dos días — dejó el cuchillo junto a la tabla de cortar y secó mis manos en el delantal.

 

— eres un chico de trece años, también debes jugar un momento — él enarcó una ceja antes mis palabras — me refiero que puedes jugar videojuegos, sabes que afuera es peligroso — Henry se encoge de hombros y sigue mirando por la ventana que daba al otro edificio viejo.

 

— ¿sabes cuál es el secreto Merlina que te será revelado? — caminó hacia la tabla donde estoy cortando.

 

— sabes que lo desconozco.

 

— ¿mamá no te dejó alguna indicación? 

Las palabras resonaron en mi mente " No debes hablar del asunto con nadie Merlina".

 

— n...no — echo un vistazo a la olla que está en la estufa, el estofado de carne ya estaba casi listo.

La sombra se ha detenido en la puerta y me mira de reojo, secó mis manos en el delantal al escuchar que tocan la puerta, me dirijo a mirar por la mirilla pero la sombra asiente.

 

— " es el amo" — los nervios se apoderan de mi, ya que "Black" lo llamaba amo como en mis sueños y lo peor era mirar a Isael a los ojos después de los dos sueños extraños que he tenido con él.

Henry está junto a mi y frunce el entrecejo.

 

— ¿Quién es? — se acerca a la mirilla y rueda los ojos mientras abre la puerta — no seas hostil Merlina.

Isael está en el umbral con una gran sonrisa pero su mirada es totalmente fría, su mirada no conecta con la mía.

 

— Buenas tardes, lamentó presentarme sin avisar pero mi hermana Regina preparó este pastel para Henry — el extiende la bolsa donde trae el pastel, mi brazo no obedece y no se mueve. Así que Henry lo toma con una gran sonrisa.

 

—gracias Isael, ¿se puede quedar a cenar? — ambos me observan y la mirada ilusionada de Henry me hace rendirme a su petición.

 

— claro — sonrió y me hago a un lado para que él pueda entrar, ruedo los ojos al observar a Black y Olen postrados en una rodilla y con la cabeza hacia abajo — de pie, estamos en pleno siglo XXI para que actúen de esa manera — ambas sombras se miran confundidas y luego a su "amo" — en mi casa se hace lo que yo digo o pueden irse por esa puerta o la pared como prefieran — Isael hace una seña con su manos a ambos.

 

— obedezcanle — les murmuró, se ponen de pie y los siento seguirme hacia la cocina.

 

— ¿con quién hablan? — Henry nos mira con curiosidad.

 

— sólo le preguntaba a Isael que tal te ha ido está semana.

 

Isael no responde y se sienta en la silla donde estuvo anteriormente Henry, su mirada se ha detenido en la página que mi hermano estaba tratando de leer en toda la tarde.

 

— no has avanzando —aseveró, Henry se acercó al viejo refrigerador y sacó una botella de agua para llenar un vaso, con lentitud comenzó a beber y una vez término, volvió a servirse.

 

— es aburrido Isael — lo miró y esté apretó la mandíbula.

 

— tienes que leerlo y entenderlo — mi mirada iba de Isael a Henry y viceversa. Mi hermano cuándo se lo proponía se tornaba caprichoso y esté era uno de esos momentos.

 

— hace unos días vi unos videos en YouTube, de tus actos de magia, me han gustado — Isael sonríe — pero en el libro exactamente en la página 135 habla acerca de un hechizo infinito — Isael se ha puesto tenso y lo observa.

 

— ¿De la página 5, saltaste a la 135? — lo observó apretar la mandíbula pero también la lucha que él tenía para contenerse.

— necesitaba saber acerca de si el libro tenía algo interesante, en tus actos de magia no aparece nada de ese hechizo ¿en que consiste? 

 

— nunca lo he hecho — se encoge de hombros pero su mirada se ha vuelto oscura, lo veo levantar el rostro y cerrar los ojos para olfatear el aire.

No entendía por que rayos hacia eso, puse los platos en sus lugares y luego la comida para que se sirvieran, Isael se puso de pie y se acercó a la puerta, estaba frente a ella y recitó unas palabras en un idioma extraño y para mi sorpresa pude ver una luz azul parpadear en toda la puerta y paredes, y algunos signos han aparecido. Black y Olen estaban de pie, y notó que sacan unas espadas de su cinturón pero Isael levanta una mano y ellas las guardan. Mi mirada se dirige hacia Henry que está distraído con su móvil.



Kgerals

#343 en Fantasía
#57 en Magia
#1027 en Novela romántica

En el texto hay: brujos, maldicion de amor

Editado: 14.07.2018

Añadir a la biblioteca


Reportar