El otro ©

Tamaño de fuente: - +

Capítulo 8: Fiesta De Disfraces

Al día siguiente cuando Kyle se levantó de la cama y sacó el supuesto embozo aunque sinceramente más que un disfraz era un simple terno elegante pese a que aborrecía los disfraces. Casi una hora estuvo cavilando en lo que Gabriella debía estar creyendo de él, eso le desagradaba puesto a que ni siquiera Sharon se la había podido sacar de la cabeza. Tomó su móvil e inseguramente marcó el número de Helen Rogen, al fin y al cabo lo había hecho.

—Hola Kyle ¿A qué se debe la bonita sorpresa?

—Hola Helen, no sé tu dime, bueno seré sincero contigo ya sabes para que llamo a las chicas ¿Cierto?— preguntó el rubio esbozando una sonrisa sin humor.

—Si claro que lo sé, espérame en tu habitación.

Se levantó de porrazo y abrió la puerta de su habitación, si, ahí estaba Helen sosteniendo una sonrisa con un repose muy seductor.

—Hola… Kyle— saludó con una voz fascinante. El rubio ágilmente la cogió del brazo arrimándola, le plantó un beso de pasión y junto con ella se adentró a su habitación cerrando la puerta con seguro.

Gabriella se removió en las sabanas completamente incomoda, no tenía sueño, era sábado así que solía dormir una hora más pero esta vez tenia insomnio, se levantó de la cama preparada para estudiar un poco pero antes observó la recamara de Ariel y al parecer ella no estaba ¡Genial! Se dijo así misma, estaba sola, se dirigió al sanitario para tomar una ducha rápida, cerró los ojos y dejó que las gotas de agua la relajaran por completo, terminando salió del sanitario secando su largo cabello con una toalla e inmediatamente se sentó sobre su bufete, ágilmente abrió su ordenador y entró a su página virtual del colegio High School Norrell, cambió su estado a

*Gabriella está pensando: “En un rico capuchino”, cambió su foto de perfil e inesperadamente recibió más de 40 comentarios en menos de un minuto, Seth Hill comentaba: J ¿Una carita feliz? entró a la página virtual de Seth Hill y observó su foto de perfil, realmente él era simpático aunque nunca llegaría alcanzar a Kyle Gabreel, hablando de él ¿Qué estaría haciendo? dudosamente entró al perfil de Kyle y observó su estado.

*Kyle está pensando: “La dulce mañana que estoy teniendo, definitivamente así se distrae para no pensar” bufó inmediatamente al ver más de un millón de comentarios en cada foto que publicaba el rubio, era extraordinario realmente él era una de las paginas virtuales más populares al igual que Seth Hill.

Entró a su propio perfil y soltó un suspiro, puso una lista de canciones que se reproduciría desde el comienzo, se levantó de su asiento cogiendo el libro de Romeo y Julieta y lo aventó hacia su cama, luego se sacó la bata de baño y se vistió con algo natural, terminando se arrojó sobre su cama boca arriba para adentrarse en su libro favorito.

Aria había salido temprano de su habitación para pasar un rato con James, en estos momentos estaban besándose sobre un mueble extenso y placentero, él estaba acomodado encima suyo y ambos se encontraban sin zapatos.

—Al final Kyle te defendió, te dije que tarde o temprano hacia lo correcto, sólo por eso lo perdoné— comentó James esbozando una sonrisa.

—Si lo sé ¿Realmente Kyle está enamorado de Sharon?— preguntó curiosa.

— ¿A qué viene eso?— respondió James dejando besos húmedos sobre su cuello.

—Responde — sonrió animada.

—No claro que no, más bien creo que ahora último le gusta una chica, pero esta vez le gusta de verdad, no sé últimamente parece medio raro.

— ¿A si? — volvió a preguntar Aria, pensó de inmediato ¿Y si posiblemente era Gabriella? Después de todo ella era linda.

—Si… eso creo ¿Qué importa?— musitó en cambió eludiendo el tema para luego volver a besarla.

Cuando llegaron las 6.00pm Kyle se colocó el terno y salió de su habitación, gracias a Dios que Helen se había marchado hace tres horas así que se sintió más despejado ya que la intensidad de cavilar en Gabriella había desaparecido por completo.

— ¿Ese es tu disfraz, en serio Kyle?— preguntó Mark quién traía un disfraz de Scare Movie.

—Seré el único que ira disfrazado de Kyle Gabreel, “El terror de los becados”— contestó el rubio esbozando una sonrisa egocéntrica.



Steffi.Bvorón

#1170 en Paranormal
#3716 en Thriller
#2119 en Misterio

En el texto hay: novela juvenil, romances, suspenso

Editado: 05.02.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar