El Sello de Poder - Libro 5 de la Saga del Círculo

Tamaño de fuente: - +

SEXTA PARTE: Lug - CAPÍTULO 65

Con las manos esposadas a la espalda y una venda cubriéndole los ojos, Juliana fue arrastrada escaleras abajo por dos fornidos guardias que la sostenían de los brazos. La guiaron por varios amplios pasillos con pisos de madera lustrada y la introdujeron en una amplia habitación alfombrada. La llevaron hasta una silla y la sentaron bruscamente.

—Take off the blindfold.

Esa voz… Juliana recordaba esa voz de alguna parte.

Los guardias dudaron un momento sobre cumplir la orden. No les parecía prudente quitarle la venda de los ojos.

—It´s ok— los tranquilizó su jefe—. I want to have a conversation face to face with this lady.

Los guardias asintieron y le sacaron la venda a Juliana.

—Drummond!— exclamó Juliana al verlo—. It´s you that is behind all this?

Lord Frederick Drummond. La última vez que Juliana había tenido contacto con él había sido cuando la ayudó a organizar la fiesta para Strabons en Venecia. La fiesta para atraer a Hermes. ¿Qué tenía que ver Drummond con todo este asunto de la Hermandad del Sello? ¿Era él el que estaba a cargo de todo?

—Hello, Juliana, nice to meet you again. It´s been a very long time, but your beauty has not diminished with age, I must say.

—You´d better let me go, Drummond— le exigió que la soltara.

—Or what? You think you can play me again as you did in Venice?

¿Que Juliana había jugado con él en Venecia? ¿A qué se refería?

—What are you talking about?— inquirió ella.

—It never occurred to you that I was helping you because I wanted something in return? Did you think I was doing it just out of the goodness of my heart?

—What did you want?— preguntó Juliana, perpleja.

—Meeting the elusive doctor Strabons, of course. He never showed up, and then I realized he had never planned to. It was all a charade.

¿Quería conocer a Strabons? ¿Por qué? ¿Para qué?

—Why did you want to meet him?

—Don´t play dumb with me, Juliana. By now, you know very well I´m after the Branded One. Strabons was the key to find him and you denied that to me. After the party, you very conveniently disappeared without a trace.

Así que eso era: Drummond pensaba que Strabons lo guiaría hasta Lug, el Marcado. Se quejaba de que Juliana lo había engañado haciéndole creer que Strabons aparecería en la fiesta, para luego desparecer sin dejar rastros. Juliana dio gracias internamente de que Drummond nunca sospechara que Strabons era Lug.

—How did you find me after all these years?—. Juliana se interesó por saber cómo la había encontrado Drummond después de tanto tiempo.

—A lucky break, I guess. My nephew became your son´s best friend at school. Too bad they lost contact when your son left the university, but then, my brother in law used his local influence to locate you, and Liam could rekindle his friendship.

Todo había sido una casualidad. Drummond había usado la amistad entre Augusto y Liam, sumada a la influencia de Brod MacNeal, para hacer que los dos muchachos se reencontraran después de separarse cuando Augusto abandonó la universidad.

—You are a bastard— lo agravió Juliana.

—There´s no need for insults.

—Yes, there is. And if you think I´m going to cooperate with you to carry out whatever you are planning, you are very mistaken.

—I don´t need your cooperation, my dear. I already have the compliance of the person I require.

¿Qué era todo eso de que no necesitaba su cooperación para llevar a cabo sus planes? ¿Quién era la persona cuya sumisión había logrado para que cumpliera con sus deseos?

—Who is this person you speak of?

—Liam, of course.

—Liam will not help you. He´s stronger now. He will not fall to your pressure.

Drummond lanzó una carcajada ante la ingenuidad de Juliana. ¿Que Liam era más fuerte ahora y resistiría la presión? ¡Cómo se veía que ella no lo conocía nada bien!

—Liam has always been on our side. He has no choice and he knows it. He did a very good job by cheating you all.

Por un momento, Juliana se negó a creer que Liam hubiera estado todo el tiempo del lado de la Hermandad, que los hubiera engañado vilmente, pero luego consideró los hechos: Liam había plantado los micrófonos en su casa. Liam sabía que estaban en el motel tanto como la Hermandad. Liam los había llevado a su refugio secreto, prometiéndoles seguridad para luego traicionarlos, enviando a los matones de la Hermandad a secuestrarla y a matar a Luigi. ¡Maldito traidor! En ese momento, deseó poder tener la oportunidad de ahorcarlo con sus propias manos. Lo odiaba más que a Drummond, más que a su propio padre.

—You will never get away with this— lo amenazó ella—. The Branded One will stop you.

—I sincerely hope he tries, I´m really counting on it— sonrió Drummond con malevolencia.

Entonces, Juliana lo comprendió todo. Ella era la carnada para atraer a Lug. La habían secuestrado para que el Marcado viniera a rescatarla, para que tratara de detener a Drummond y a su gente. Drummond contaba con eso. Todo era una trampa para atraparlo.



Adriana Wiegand

#399 en Fantasía
#457 en Otros
#42 en Aventura

En el texto hay: mundosparalelos, ritualesymagia, poderes paranormales

Editado: 12.10.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar