El significado del deber

Tamaño de fuente: - +

XVII

Querido Phong:

Lamento que mis palabras te hayan afectado de esa manera. Pero durante este tiempo me he dado cuenta de que no siempre mi optimismo, el enfrentar la vida manteniendo estúpidos ideales, no siempre es suficiente, por más que deseara que fuera así.

Aún no me acostumbro al miedo de pensar en que cada segundo puede ser el último, a la tensión de estar sumido en las profundidades en medio de la oscuridad, a los gritos, a la sangre, a las vidas que debo tomar... ¿Cómo un hombre puede acostumbrarse totalmente a esto? ¿Qué piensan realmente aquellos hombres que disfrutan la emoción de la guerra o aquellos que incluso parecen carecer de cualquier emoción al momento de asesinar? En verdad no puedo comprenderlo. ¿Tú sí puedes hacerlo?

Sin embargo, a pesar de estos sentimientos, no por ello abandonaré totalmente cualquier esperanza y me resignaré por completo. Aún deseo sobrevivir, aún deseo regresar a casa; ver a mi madre, visitar al viejo en el bar, regresar junto a ti. Realmente aún no planeo ser un completo pesimista. Tú eres quien siempre ocupará ese papel y no sabes cuánto me gustas así.

Pero, ¿sabes una cosa? Aunque todo esto sea así, en este lugar creo que hay algo que te agradaría, o mejor dicho alguien. Hace poco me asignaron como compañero a un chico de color. En ese momento verdad me sorprendí un poco y no fue por «despreciar» a los negros. ¿Cómo podría siquiera pensar en semejante tontería cuando el odio hacia quienes son «diferentes» es una de las principales causas de esta maldita guerra que tanto repudio? Pero me sorprendió porque a pesar de que en una guerra todos podemos morir por iguales sin importar quiénes seamos, el trato hacia los pocos chicos de color con los cuales me había topado en estos lugares siempre había sido detestable. Pero en esta unidad parecen no darle importancia al color de piel o a cualquier otra diferencia. Parecen aceptar que al final en la muerte no hará discriminaciones hacia ninguno de nosotros cuando una bala nos atraviese o quedemos sepultados en las profundidades de este infierno.

¿No es irónico cómo la muerte parece unir a algunos hombres?

Aún así en verdad creo que este chico te gustaría. Ambos tienen ese «pesimismo realista» que solía exasperarme, además de que ambos caen fácilmente en provocaciones. Con él a mi lado mostrando esos pequeños detalles de su personalidad creo que ahora suelo recordarte más seguido. A veces, incluso pienso si no sería increíble que algún día pudieras conocerlo cuando todo esto acabe. Quisiera pensar al menos que podría tener esa clase de esperanza.

Intentando no dejar de ser un estúpido optimista,

Kenneth.



NColmenares

Editado: 31.10.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar