Elixir I ©

Tamaño de fuente: - +

CAPÍTULO 16

▬⁂⁂♥⁂⁂▬

 

El silencio hueco del cuarto, hace que mi estómago se revolviera por la avidez y la amargura de saber que mi elixir, lo tiene un líder sanguinario. Cierto, ¿por qué no lo pensé antes? ¿Qué más se puede esperar de un vampiro que toma del cuello a una pequeña niña? ¡Tenía que ser un chupasangre asqueroso!

Un líder.

Claramente, no podré combatir con él. Nuestras fuerzas son muy diferentes. Totalmente.

Soy mitad vampiro y humano. Dentro de mi cuerpo, corre dos clases de sangre. Muy pronto la sangre humana, pasará a otro plano, mandando mi parte vampírica. Bien. No es malo que mi parte vampira mande, siempre y cuando, tenga mi esencia de vida.

Sino la poseo dentro de mí…. Nada podrá detener al monstruo que hay en cada vampiro. Odio esa parte de mi herencia.

—Perfecto. Estoy enfrentándome a un líder sanguinario que tiene mi elixir —digo con ironía—. ¿Algo más? No lo sé, como….. ¿Una bruja loca quiere mi corazón?

—Tu ironía no se te quita de encima, ni aunque estés pasando por algo difícil —argumenta el pulgoso idiota, dándome una mirada impávida—. Siempre hay una posibilidad de salir de una dificultad.

Resoplo.

—Nunca pensé escuchar esas palabras de ti. Oh cierto, un claro ejemplo, es esa vez que te acostaste con esa bruja loca que quiso ver tu cavidad….

No dice nada, solo aprieta la mandíbula y me regala una mirada álgida.

—Tenemos que sacrificar ciertas cosas, para conseguir otras.

—¿En serio? No había necesidad de eso. No me gustó que uno de mis amigos, se arriesgara así, solo por mí —declaro con sinceridad. Él queda escrutándome en silencio—. ¿Qué?

—Nada —asevera, mirando a Julien—. Ayudarás a tu pareja vampírica, ¿no?

—Claro que sí. Estaré a su lado en todo momento. Es mi deber velar por su bienestar —manifiesta Julien con el tono lleno de convicción. Sujeta mi mano y sonríe abiertamente, haciendo que mi estómago se llene de emociones saltarinas—. Recuperaremos tu elixir, así podrás llevar una vida normal como antes.

Sí. Eso quise oír desde día.

Pero no es tan fácil como decían ellos.

Enfrentar un líder, es significado de muchos problemas. Un clan es como una manada, todos trabajan en conjunto. El liderazgo se lleva el “rey” de ese clan. De ahí se desprenden los “príncipes”, los hijos del soberano tirano.

Pasar por encima de unos de los príncipes, es muy peligroso. Dudo mucho que pueda recuperar mi otra mitad; sin embargo lo intentaré hasta el final.

Luchar hasta conseguir lo que por derecho es mío.

—Puedo llevar a uno de mis integrantes de mi manada —dice Edrick, mirando a Cameron—. Nuestros primos, pueden ser de gran ayuda en este caso.

—Así es. También podemos….

—Si van algunos hombres lobos, podrían ser descubiertos con facilidad —comenta Julien, mirando a los hermanos Clayton—. Quizás, si voy yo con uno de mi familia….

—Estás diciendo que no entraremos en esto —interrumpe Cameron—. Suena algo razonable de tu parte. Si vamos allá, ellos olerán nuestro…

—Si es así, iré con ustedes —declara Edrick, mirando a Julien. Su hermano lo observa con el ceño fruncido—. Quiero ayudar.

Otro silencio, y unas miradas entre ellos.

¿Por qué tanto afán en ayudarme? ¿Tanta lástima tiene de mí? ¿Acaso es de esas personas que tienen el síndrome de héroe?

No necesito su ayuda, solo por tenerme lástima.

—Será mejor que hagamos caso lo que dice Julien —digo, trayendo la atención de todos los varones del cuarto—. Quizás sea mejor así. Hiciste mucho, Edrick. Como también Cameron. Muchas gracias de corazón.

—No es nada, Lucie. Ayudar de vez en cuando, no es malo. —Camina hasta su hermano mayor y le da unas palmaditas en la espalda—. Nosotros somos hombres lobos, hicimos lo que pudimos, hermano. Esto ya no nos concierne. Además, Julien la ayudará con su gremio.

Edrick queda observándome enigmáticamente.

¿Qué le ocurre? Desde que vinimos de la loca sexual, está de esa manera. Ya no se comporta como antes. Esta vez, es muy extraño. ¡Oh Dios! ¿Quién entiende a los hombres lobos?



Señorita Yuuki

Editado: 18.10.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar