En esta vida no

Tamaño de fuente: - +

CAPÍTULO 11

 

 

 

 

 

- Camila,¿ estas bien?. Te has puesto muy pálida. - dice Fabiola con desesperación y toma mis manos con nerviosismo. - ¡Por dios Camila! estas muy fría. - Susurra a punto del llanto. La observo como comienza a buscar desesperadamente su teléfono pero rápidamente reaccionó ya que se a quien quiere llamar.
- Fabi,tranquila estoy bien es solo que ... Recordé que en tres días cumples dieciséis años y aun no planeamos nada. - respondo tratando de estar tranquila y asegurando que no olvide su cumpleaños.
- No hay nada para festejar camila,ahora no puedo darme el lujo de pedirle a mi madre nada ya que desde que se entero que estoy embarazada trabaja turnos extras en el hospital y ayer que arreglaba su recamara encontré un cuaderno donde tenía anotada una lista de los preparativos para festejarme mis quince años.- susurra retorciendo nerviosamente sus manos. - Incluso tenía anotada la fecha que se festejaría y yo lo arruine todo cometiendo estupideces con Aarón. -Dice finalmente y comienza a llorar. 
- ¡Hey!. No me gusta lo que estas diciendo, Fabi tu bebé no es ninguna estupidez aunque se que ahora no estaba en tus planes ser madre no deberías decir eso,supongo que es algo que hablaste con tía victoria y estuvieron de acuerdo que lo tendrías sin importar que estuvieras sola y cuando digo sola me refiero sin Aaron porque nos tendrás a nosotros para apoyarte.. - Digo tomando sus manos para tranquilizarla. - Respecto a los horarios de mi tía yo hablare con ella le haré saber que no es necesario que trabaje tanto y todo estará bien yo ayudaré con algunas cuentas y así mi tía no se preocupara más. 
- Gracias prima pero no quiero que tengas problemas con Damián por ayudarnos y lamento mucho hablar así pero aveces me preocupa no poder trabajar para ayudar a mamá. - dice fabi tocando su vientre , me sentía inútil porque no sabía exactamente que decir para hacerla sentir bien. Ella no debería estar preocupada por la economía. 
- Yo no tendré problemas con Damián, él estará encantado con mi decisión y en cuanto a querer trabajar ni lo pienses tía victoria no te dejara y yo menos,veré que se puede hacer para que no pierdas estudios pero de ser necesario estudiaras en casa. Ahora dejemos de hablar del tema y dime que quieres de comer hoy yo cocinare para ustedes. - mencionó poniéndome de pie...

Salgo de la farmacia que esta a una calle del departamento,con cierto nerviosismo y aun poco de paranoia aunque es imposible siento que quien me mira puede saber que traigo en mi bolso . Después de salir de casa de fabi decidí comprar un par de test de embarazo una prueba es la clásica de una o dos rayitas la otra vez la nueva modalidad que supuestamente pone las semanas exactas que tengo de embarazo no quería hacerlo pero cuando cocinaba una sopa de verduras las náuseas no me dejaron cocinar en paz incluso no quince probar bocado. Estoy preocupada por la forma en que Damián pueda reaccionar, pero de algo estoy segura en cuanto tuviera valor para realizar las pruebas hablarían con él no lo privaría de la noticia,fuera cual fuera su reacción la aceptaría. Cuando llegue al edificio la voz del conserje llamo en cuanto me miro.

- Señora Camila, esto es para usted. - Dijo entregando una pequeña caja rosa con un moño blanco,la tome entre mis manos muy confundida porque no sabia quien la había traído. - Lo ha traído su suegra me pidió le llamara mas tarde . - Mencionó rápidamente al ver mi confusión. - Muchas gracias. - dije con una gran sonrisa para después caminar hasta el elevador aún me asusta subir sola pero ya eran mas de las cinco de la tarde y la cena no estaba lista. En cuánto abri la puerta sentí alivio por fin no me sentía con todas las miradas en mi,camine hasta la habitacion y deje mi bolso en la cama junto con la cajita que la señora Raquel había dejado y rápidamente la llame.
- Hola Raquel, ¿estan bien? . - Pregunte enseguida que respondió con preocupación.
- Hola Camila, estamos bien ustedes ¿como están ?.
- Bien,acabo de llegar de casa de Fabiola y comenzaré a preparar la cena para cuando Damián llegue. - Dije tomando la caja para ver su contenido,al abrirla traía una pequeña invitación con letras rosas y bonitas junto con una vela aromatica en forma de rosa.
- Te he dejado la invitación con el encargado del edificio se que ustedes no la necesitan pero las niñas querían verte. - Menciona y mi corazón se rompe adoro a las niñas son tan tiernas que quisiera verlas diariamente .
- Machas gracias por la invitación es hermosa,yo también las extraño mucho mañana después de mi terapia iré a visitarlas. - Prometí sinceramente.
- Bien,te esperaremos y respecto a la fecha de la fiesta esperó te agrade ya Gabi y Damián comparten fecha de cumpleaños pero seguro querrían festejar por su cuenta por eso lo adelante un días. - menciona y por su tono se que esta sonriendo. - Mire la fecha y faltaban una semana para ese día y simplemente no sabia nada, si no fuera por esta conversación yo no sabría una fecha tan importante, las lágrimas llenaron mis ojos definitivamente soy la peor esposa del mundo.
- ¿Me escuchas Camila? .- Pregunto Raquel al otro lado de la linea. 
- Me parece prefecto muchas gracias por tomar eso en cuánta, pero quisiera que estuviéramos todos pero lo plantearemos con calma. Ahora nos veremos mañana. - Dije a modo de despedida de una manera rápida cuando sentí que las lágrimas nublaban mi vista. En cuanto colgué mire mi bolso con gran tristeza y sin pensar mas salí de la habitación ...



Natsumi_Moon

Editado: 30.11.2018

Añadir a la biblioteca


Reportar