Encuentro Inolvidable

Tamaño de fuente: - +

2 • Encuentro predestinado

Ery

 

Ojos azules y rizos dorados,  no sabía si mi mente me estaba jugando una mala pasado o era verdad lo que veía,  ese chico estaba frente a mi para ayudarme a levantar mi libreta del suelo.

—Gracias—repetí por segunda vez sin poder evitar hacerlo

Le ví sonreír de lado como señal que había notado mi nerviosismo pero no dijo nada.

—¡Ery! Papá nos está esperando—grito Keisi desde otro lado de la calle haciendo señales con las manos

—Voy para allá—me levante rápidamente y me despedí con la cabeza sin decir nada a aquel chico

Él solo se alejó dándome espacio para ir hacia mi amiga,  el padre de Keisi estaba junto a ella ambos frente al auto con el chofer que nos llevaría devuelta a casa,  por un lado sentí alivio ya que no tendría que caminar o mejor dicho correr por ahí con Keisi de camino a casa pero por otra parte si el auto hubiera demorado solo unos minutos más,  tal vez podría haber tenido la oportunidad de conversar con aquel chico o al menos decirle una frase completa y coherente.

El resto del día fue completamente normal,  Keisi y yo preparamos los outfit que llegaríamos mañana a la universidad nuestras carreras son diferentes pero algunas materias las compartimos y pasamos algo de tiempo juntas. La carrera que yo estudio es Diseño Gráfico mientras que Keisi estudia Administración de empresas por eso es muy buena en los números todo lo contrario a mí que me gusta mucho más las letras y el arte.

—Nos vamos—aviso Keisi mientras yo salía de mi habitación atandome el cabello en una cola siempre lo llevó de esa forma cuando voy a clases, después y en la mayoría de tiempo estoy más cómoda con el cabello suelto

—Regresamos antes de la cena—avise ya que nuestras clases eran por la tarde

El primer día de la cruzada y mi mejor amiga estaría en otra materia en el primer turno, el lado bueno era que nos veríamos para la segunda materia,  en fin entre rápidamente al salón buscando un asiento en la primera fila pero como no lo había fijé la mirada hacia atrás para mi sorpresa me tope con alguien que conoció o más bien había visto hace poco para ser exacta el día anterior.

El chico de ojos de azules estaba sentado en la tercera fila junto a la ventana del aula,  no dudé en acercarme pero al mismo tiempo tuve miedo de repetir el incidente de ayer y no poder decir una palabra más además de  «gracias».

—Hola

—Hola—respondió de forma automática sin despegar la vista de la ventana

Al parecer no me reconoció o no es una persona tan sociable he conocido a muchos chicos que son cerrados al principio pero cuando entran en confianza pueden ser muy habladores,  la verdad tal vez solo no se acuerda de toda persona que vio en la calle y estoy siendo muy vanidosa con esa idea.

—Buen día—entró la maestra para iniciar la clase—Veamos tomaré listado Alan Hobles,  Erinett Peterson y Jacob Wilston vengan a firmar su asistencia por favor

Me levante junto con el chico a mi lado tenía la duda de que si él era uno de los que llamó la profesora pero solo descubriría después de firmar la asistencia a la clase, me asegure de ceder el turno a ese chico y firme luego solo para confirmar si Jacob era su nombre.

La firma estaba en el lugar exacto así que no había duda de que era él, quizá era importante pero por alguna razón quice saber su nombre.

Las clases empezaron y terminaron sin contratiempos,  aquel chico parecía distante y recelosos con sus estudios por lo que me di por vencida en tratar de hablar con él,  al final de clase debíamos cambiar de aula así que dirigí a buscar a Keisi cuando él apareció frente a mí.

—¿Erinett verdad? —preguntó señalandome

—Si—dije algo confundida y a la vez sorprendida de la rapidez con la que aprecio de un lugar a otro

—Soy Jacob ¿Por casualidad tú padre es Peterson de las empresas Peterson?

Su pregunta no me pareció extraña muchos se sorprendían al conocer a alguien que fuera de la familia Peterson era común para Keisi y para mi igual ya que aunque no pertenecía a esa familia antes mi apellido era igual lo que trajo más de una confusión sin embargo ninguna equivocación tan grande como la que tendría ese día,  jamás creí que desearía volver en el tiempo para cambiar algo de mi vida pero si tuviera la oportunidad me hubiera gustado cambiar lo que sucedió aquel día.

—¡Hermana! —Keisi me sorprendió abrazandome por los hombros siempre a modo de juego como siempre hacíamos

—¡Keisi! —me la quité de encima y siguió saltando,  para su edad era muy alegre y dinámica

—Son las hijas de Peterson

—Las futuras herederas del conglomerado—se escuchaban murmullos de parte de otros estudiantes

—¿Quién es? —señalo Keisi hacia Jacob

—¿Eh?  Creo que estarás ocupada te veré después —se despidió y en general fue un alivio ya que Keisi no es para nada discreta cuando de chicos se trata



GlendyVelasquezCaba3

#1916 en Thriller
#847 en Suspenso
#7177 en Novela romántica

En el texto hay: primeramor, romancejuvenil, odioamoryvenganza

Editado: 06.04.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar