Entre pan y torta

Tamaño de fuente: - +

capitulo 2

Capitulo 2

Un martes luego de una semana de trabajo

Francisco: Esmeralda te quería presentar a mi compañero de trabajo, como te dije no estoy solo en la barra de sushi.

Camina un muchacho de cabello rubio, flaco alto y sonriente. Un año más grande que esmeralda.

L: Hola me llamo lautaro, estaba de vacaciones en brasil y al llegar me encuentro con una ¡bachera nueva, asique le pedi a Fran que nos presentara! Un gusto.

E: Hola si Esmeralda, gracias igualmente.

Sin mucha emoción se saludan y ella sigue lavando los platos.

Esmeralda: a simple vista un pibe medio agrandado medianamente lindo pero no tanto como mi jefe que es un bombón pensó.

Pasaron los días y Esmeralda tenía más relación con sus compañeros, no con todos sino con los de la cocina. Con ellos hablaba y se empezaba a soltar más. No porque fuera tímida, nunca lo fue sino porque faltaba para entrar en confianza.

Cenaban todos los días y hacia chistes.Se la pasaba cantando y hablando con sus compañeros. Lo que por un lado era muy negativo porque se ganaba la bronca del grupo del salón.

Un día como cualquier otro

F: ¡Uh! se me pasaron las papas.

E: Si yo te dije que ya había pasado mucho tiempo.

Acto seguido se quema

F: Lpm tendría que haber usado la otra olla.

E: Yo te dije boludo

Ambos se ríen

F: Epa cuanta confianza

E: Disculpe jefe de cocina

Aquel episodio habia sido un exabrupto, ella era una muchacha muy impulsiva, sin embargo faltaba para entrar en confianza con su jefe, además de todo lo que inspiraba aquel, imponía respeto, jamás alguien le hubiera dicho tal cosa ni en chiste. Pero ella era diferente y el sabía que no había sido de maleducada.

Al rato lo ve explicándole algo a un compañero

F: Cuando vas por atrás de alguien y tenes que pasar cargado le decís "voy, paso, atrás".

Esmeralda se acerca y espera para poder decirle y preguntarle algo a su jefe para lo cual tiene que esperar un rato, entonces y con toda su característica espontaneidad

E: Che todo bien con la explicación pero yo puedo preguntarte algo. El pibe ya entendió que tiene que decir voy.

Los tres rieron

Esmeralda volvió a la bacha y empezó a cantar, ya había entrado en confianza.

F: Hoy como estamos, nunca te había escuchado hablar y de repente me decís boludo, me tomas el pelo y te pones a cantar.

Para sorpresa de todos lo dijo en chiste y hasta se rio

Que hermoso es cuando se ríe, pensó esmeralda y si desde el primer día le había parecido demasiado lindo para ser cierto y ahora se sumaba que era piola, su conclusión era: es perfecto.

Asi fue como empezó su relación de amistad.



nahirve

Editado: 23.10.2018

Añadir a la biblioteca


Reportar