Herederos de una dinastia

Tamaño de fuente: - +

El dios sol

Capitulo XXIII

El dios Sol

 

Solana lleva sus manos al rostro abatida llora sin consuelo, Keith permanece de rodillas sin poder reaccionar, Jaldev siente como se fragmenta poco a poco mientras Ketan yace en el suelo incrédulo de lo que ha pasado.

 

Con ayuda de Gadha y Avan, Kamilha, Omar y Dominik se enfrentan a los cientos de demonios que surgen de las profundidades.

 

-Eso es todo.-susurra Ketan.

 

Los jóvenes sienten un dolor inigualable es entonces que comprenden a profundidad quién era Iñaki, era Ra, padre y creador de todo por ende padre de ellos. No logran pensar están congelados sin saber cómo ayudar y la verdad es que no desean hacerlo ya nada tiene sentido, sin Iñaki qué son, sin Ra quiénes son.

 

Sara recupera la conciencia atestigua toda aquella destrucción entonces comprende que es demasiado tarde alcanza ver a sus amigos peleando contra las criaturas, a lo lejos ve a Ketan derrotado con lágrimas en sus ojos y más allá reconoce a los jóvenes elementales inmóviles abatidos por el dolor.

 

-Iñaki-susurra buscándolo frenéticamente.- ¡Iñaki!-grita con las pocas fuerzas que tiene.

 

Avan corre hacia ella para ayudarla

 

-Estás herida.-dice inspeccionando la herida que provocó Aaron con un cuchillo.-Coloca su mano sobre la piel para hacerla sanar.

 

******

 

-Iñaki.-dice Constanza permanece en el suelo consolada por Elle.

 

-Por favor trata de calmarte ¿sí?

 

Las personas están reunidas en la plaza asustadas al otro lado del obelisco las personas intentan huir pero de nada les sirve son aplastadas por los edificios que caen debido a los terremotos, el puente de Londres está bajo el agua.

 

-Tío.-susurra Arturo-Lo prometiste-dice con lágrimas en sus ojos-¡Lo juraste!-exclama mientras corre desesperado por todos los salones.

 

*******

 

-¡Son demasiados!-exclama Gadha-Debemos dividirnos antes de que lleguen con los mortales.

 

Kamilah busca con la mirada a Keith hasta encontrarlo reconoce en él dolor pero no puede quedarse debe irse las personas los necesitan.

 

Avan crea un portal y lo cruza hasta caer en la ciudad de Sidney que está siendo atacada por varias criaturas.

 

Gadha se dirige al Congo, Kamilah crea un portal para Dominik enviándolo a América Central mientras ella va hacia España, Omar cae en tierras asiáticas.

 

-Ha comenzado, todo lo que los dioses han creado a través de los siglos ha llegado a su fin.-dice Apep agitando su cola originando más destrucción.

 

Ketan crea un portal hacia América del Sur intentará salvar la mayor cantidad de vidas que le sea posible es hora de confiar en ellos, es ahora que deben pelear solos.

 

Jaldev seca sus lágrimas y libera un grito de furia que resuena en cada rincón del planeta de las grietas del suelo emergen olas inmensas de agua arrasando con los demonios se pone de pie y su cuerpo luce liquido deja su mirada fija en Apep entonces a éste le cuesta moverse con rapidez.

 

Solana alza las manos a los cielos volviéndose ella misma una ráfaga violenta de viento que embiste a Apep con violencia, Keith se convierte en arena fundiéndose con el suelo entonces metros más adelante se erigen columnas de arena formando una nueva cárcel alrededor de la criatura.

 

-Estúpidos.-dice Apep escupiendo veneno.

 

Sara corre tratando de ocultarse llora desesperada, su hermano no puede estar muerto, no debe estarlo.

 

El interior de Apep comienza arder iluminándose por completo como si en él llevara una antorcha, se escucha un grito de pelea entonces una mano atraviesa su cuerpo.

 

Los tres jóvenes recuperan un poco su razón sonriendo ante lo que ven, otra mano sale del pecho de Apep haciéndolo gritar entonces Iñaki emerge tan ardiente como el sol se coloca frente a los ojos rojos de la criatura delinea una sonrisa soberbia en sus labios entonces lo atraviesa de lado a lado pero en ese instante Mikael arroja una lanza traspasando el corazón de Iñaki.

 

Apep grita los tres elementales no pierden el tiempo cerrando la celda de arena enmudeciendo sus ensordecedores gritos, Iñaki cae.

 

-Iñaki.-dice Sara corriendo hasta él-Mírame hermanito por favor.

 

Keith corre hacia Mikael al ver que este planea atravesar un portal entonces entierra su mano en su espalda.

 

-Esto es por Kamilah.-dice furioso quebrando su brazo haciendo que Mikael lo vea a los ojos.-Y esto por Iñaki.-añade al tiempo que entierra la mano en su pecho sin percatarse que uno de los más fieles servidores de Mikael lo observa pero huye antes de ser descubierto.

 

-Por favor.-susurra Sara acariciando su rostro, sus lágrimas caen sobre el rostro de su hermano.-Abre tus ojitos.-añade estrechándolo contra su pecho.

 

Solana cae de rodilla y no aguanta más, duele como nunca, demasiado. Jaldev intenta darle consuelo pero él también comienza a llorar abatido Keith se arrodilla a su lado tomando su mano entre la suya.



Grace Santos

Editado: 16.02.2018

Añadir a la biblioteca


Reportar