Historias entre el café.

Tamaño de fuente: - +

¡Fue Sally!

Del departamento A1 del edificio San Agustín se escuchaban gritos y golpes, era muy peculiar ya que se suponía que tenía que estar vacío esa noche. Algunos vecinos fueron al corredor y frente al departamento se enteraron que esté estaba trabada desde dentro. Algunos hombres con rodillos de cocina y sus esposas con bates y palancas estaban alerta para saber qué había del otro lado de esta puerta.

¡De Repente! Todo se detuvo y la puerta se abrió para mostrarles que dentro todo estaba en orden, vacío. Una de las vecinas bajando su bate preguntó

_ ¿Qué sucedió?

Al ver a todos con desconcierto.

_ ¿Qué sucede aquí?

Preguntó la pareja que vivía en el departamento al ver tanta gente frente a su puerta. Los vecinos se abalanzaron para decirles lo sucedido y fue allí cuando la mujer desde la puerta de su departamento y con una tenebrosa sonrisa miró a sus vecinos para explicarles  

_ Seguro fue Sally, la duende que vive con nosotros, trata de llamar la atención cuando se aburre.

Luego ella cerró la puerta sin mas palabras.

Al día siguiente la mitad de los vecinos se mudaron desesperadamente del edificio, y el rumor se corrió tan rápido que nadie quiso vivir allí, y en pocos meses la pareja fue la única viviendo en el edificio, con Sally jugando en todos los departamentos vación.



S. Resileco.

Editado: 01.06.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar