Imagen Falsa

Tamaño de fuente: - +

Capítulo 16

Luego de instalarme en una de las habitaciones de aquel piso, tomé mi celular mirando que había tres mensajes de Jade, comencé a mirarlos... vaya, aquello era lo mismo: esta vez su recado era sobre lo olvidada que las tenía por no responder durante meses, miré la fecha de envío hace dos días; mientras me dispuse a contestar tocaron levemente a la puerta, dije que podía pasar y al abrirse miré a Blake, se había cambiado de ropa pues traía una sudadera negra con unos jeans y la chaqueta en mano.

- ¿Ocupada? -preguntó, negué.

- Para nada, sólo envío un mensaje a una amiga en Liverpool.

- Ah, ya veo -caminó hacia donde estaba, sentándose a mi lado- Me sorprende que no hayas salido.

- No había mucho caso regresar a casa -dije sin dejar de teclear- Navidad sin mis padres no sería navidad.

- Entonces, tu hermano si regresó -susurró, asentí.

- Con algunos amigos. Por mi parte mis amigas de allá van a odiarme -admití- He recibido llamadas y mensajes, reclamándome el por qué no devuelvo nada...

- Debe ser difícil para ellas el hecho de que estés en otro lugar.

- Por supuesto que lo ha sido. Éramos mejores amigas desde hace años, y la noticia de que me mudaba nos tomó por sorpresa -oprimí Enviar cuando terminé el mensaje de texto y enfoqué mi vista en él- Ahora piensan que desde que estoy aquí las he olvidado o que se me ha subido.

- Tendrían que ponerse en tu lugar, en la situación que estás viviendo... entenderían que no es nada fácil la vida en este sitio -se puso de pie- Vayamos a dar una vuelta. ¿Te gustaría?

- Mm... por supuesto -asentí.

Me puse de pie mientras salimos de la habitación y bajamos las escaleras, comenzamos a charlar durante todo el trayecto hasta llegar al que parecía el aula de computación; gracias al permiso de Brooks, podíamos acceder al Internet y aquello lo deseaba aprovechar para escribirles a mis padres en Suiza. Una vez que envié el correo observé un e-mail sin leer, lo abrí y ahí venía una gran carta que me sorprendió al iniciar mi lectura.

- No puedo creerlo...

- ¿Qué ocurre? -cuestionó Blake al ver mi reacción.

- Lee esto....

 

Querida Hannah Williams:

Han pasado cinco meses y no puedo creer que te has olvidado de nosotras por completo :c ¿los aires de Londres te están afectando? Eres una malagradecida, Hannah, nos has ignorado por completo y seguramente has conseguido nuevos amigos; sí no fuese así, hubieras venido a Liverpool... Te extrañamos mucho, pero al parecer tú no. Pensamos que eras una amiga confiable... Éste es un gran código azul, esperamos que tengas una buena excusa para esto, así que en la foto que está a continuación demostrará lo que realmente sentimos.

Jade Scott.

 

En el archivo que venía luego mostraba una fotografía de las chicas con un cartel: ''Hannah Regresa. Te extrañamos.'' ; y sus rostros con una combinación de tristeza y enojo hacia mi, salí de mi cuenta electrónica muy ofendida al leer aquello. Al parecer, Blake notó mi cambio.

- No puedo creer aquello -dije molesta, llevando una mano a la cabeza- pensé que podrían entender mi situación a estas alturas... Dios.

- Tranquilízate Hannah -dijo- Lo entenderán, pero por el momento sería mejor que no tuvieses comunicación alguna y dejar que se calmen un poco.

- Probablemente tengas razón -le dije, mientras le dedicaba una sonrisa triste.

- Sí te hace sentir mejor -volvió a hablar- Puedes hablar sobre aquello, cómo fue que llegaste a St. Elena.

Pensé aquello por un segundo, estar con él me causaba algo que no podía explicar.. me sentía protegida, y deseaba desahogar todo lo que tenía hasta ese momento dentro de mi; después de un silencio un poco largo comencé.

- Vivo en Liverpool... La escuela donde asistía, la preparatoria Knight, es la mejor de la región y ahí fue donde mi hermano estuvo pocos meses antes de venir aquí. Mis padres son unos empresarios importantes en toda Inglaterra, siempre con proyectos en los alrededores... -mi voz cambió y miraba a la nada- Un viernes, después de una fiesta de mi amiga Jade, me informaron sobre un viaje que tenían que realizar a Suiza por dos años, y que debía mudarme hacia la capital; mi reacción fue obvia, y reclamé aquello respondieron que era lo mejor... Al día siguiente tomé el tren llegando a Londres, James me esperaba para traerme a la academia. Era la capitana de soccer femenil, una de las mejores de la ciudad, gané el trofeo a mejor jugadora tres años consecutivos, tenía buenos amigos y un poco de popularidad; desde que arribé a la academia, ha sido difícil adaptarme, por fortuna Rox fue mi primera amiga.. seguido por Kya y Shelly, y ahora también Paige.

Aquella tarde no me despegué de Blake, me prestaba atención a todo lo que decía, nos trasladamos hacia una de las áreas resguardadas del instituto donde conversamos más tiempo; Shelly me había dicho en nuestro primer encuentro que era demasiado reservado con todos por aquí, o al menos así habría sido antes de que yo apareciera. Me sorprendió mucho cuando me contó sobre su vida, jamás lo vi venir...



Marye Vela

#1029 en Paranormal
#8361 en Otros
#1250 en Aventura

En el texto hay: peligro, vampiros y magia, vampiros y humanos

Editado: 25.10.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar