Infierno

Tamaño de fuente: - +

13.¿Saben algo acerca de Sam?

(Maratón 3/3)

Me desperté con un dolor de cabeza horrible y la luz que daba por la ventana no ayudaba para nada—estúpida resaca—me incorporé en la cama, reviso todo el lugar con calma. Esperen!¿Desde cuándo tengo cortinas verdes? Miro detenidamente toda el área y me asusto al ver que este no es mi cuarto.

No sé en donde estoy y me asusta la idea de que haya ocurrido algo malo.

Mil cosas pasan por mi mente, pero de repente alguien abre la puerta del cuarto Ashton aparece en la habitación y suspiro aliviada, pero luego pongo cara de terror al recordar que Ashton es Ashton y nadie sabe que esperar de él.

-¿Qué hago aquí?- pregunto furiosa, no es por el hecho de que estoy aquí, sino por el dolor de cabeza que estoy sintiendo en estos momentos.

-Buenos días para ti también- dijo el irónico con cara de pendejo. Ah...cierto es Ashton, la cara es natural. Yo lo fulmino con la mirada- te encontré en la fiesta toda ebria, luego empezó a sonar bumbum granada y tú empezaste a cantar como loca, entonces vomitaste sobre mis zapatos, vi que no podías ir sola a tu casa así que te traje a la mía...y por cierto, me debes un nuevo par de zapatos.

-Como sea- dije y luego puse cara de terror. Verifiqué que mi ropa estuviera en su lugar, vi que estaba bien y expulse todo el aire que no sabía que tenía contenido del alivio. Ashton se colocó una mano en el pecho. Me miro algo ofendido y se sentó en la cama.

-Ahora resulta que soy violador- dijo serio, pero después me miro y yo lo mire y nos echamos a reír, nos reímos tanto que accidentalmente me tropecé y caí encima de él, muy cerca de su cara, tan cerca que sentía su respiración. Ambos paramos de reír lentamente y yo me puse nerviosa; no sé porque razón me ponía nerviosa. Ashton era mi amigo y los amigos no tienen por qué ponerse nerviosos. ¿Verdad?, ¡VERDAD!.

Ashton agarro mi pelo y lo puso tras mi oreja, nos miramos un rato más y lentamente unió sus labios con los míos; el beso era lento, era muy suave, pero poco a poco se fue intensificando.

El me apretó contra su cuerpo y yo agarre su cabello, bajo su mano lentamente de mi cintura a mi parte trasera, pero yo se la aparte subiéndola de nuevo y el sonrió en mis labios al igual que yo. Me saque la chaqueta y el su camisa, paso su mano por debajo de mi blusa llegando a mi abdomen e intentan desabrochar mi sostén pero luego me detuve  a pensar.

-¿Qué estoy haciendo?- susurro entre sus labios y me paro agarrando mis cosas y bajando las escaleras de su casa.

-Sam espera...!- dijo el saliendo tras de mí, pero fui más rápida y me dirigí a la salida de su casa.

¿Qué te pasa Samantha?, casi te acuestas con Ashton, el inútil Ashton, el que siempre odiaste, el engreído Ashton. El engendro del demonio!!!

Me dirigí a casa, sí, me dirigí a pie.

Salude a mi tía, quien conversaba animadamente con mi padre, saludo a mi padre y a él parece sorprenderle mi acción. Si...decidí que ya no seré tan dura con él. Nada de lo qué pasó con mama fue su culpa.

Subí a mi cuarto y me encerré en este el resto del día. No quería comunicarme con el mundo por un tiempo.

(...)

Ya era viernes y decidí faltar a clases esta última semana, ya que no me sentía muy bien. Mis amigas me enviaban mensajes diciéndome que porque no iba a clases y cosas por el estilo, pero decidí no responderles. También tenía como unos 70 mensajes de Ashton, pero ni siquiera quería leerlos.

En estos momentos seguía haciéndome la misma pregunta que días atrás.

¿Es que nada en mi vida puede ser bueno?

Me paso el resto del día poniéndole cubos de azúcar a una hormiguita para que esta fuera por sus amiguitas a decirle que la ayuden, pero cuando la hormiga se iba le quitaba el cubo de azúcar para que esta pasara por mentirosa.

Así es hormiguita, la vida es injusta y tendrás que aceptarlo. Y...así de aburrida estaba hoy como podrán ver.

Narra Kiara:

Estaba en la escuela caminando con Leila por los pasillos de esta. Nos dirigimos a la cafetería, nos sentamos junto a Thomas, Ethan —ahora mi novio—si sé que es muy rápido pero la cita resulto bien y...Ashton. Este último se veía algo decaído.

Leila y yo estamos algo preocupadas debido a que no hemos visto a Sam hace una semana y la muy pinche bestia no se da el lujo de contestarme los mensajes, solo me deja en visto y además de que no soporto el visto, eso es muy raro en ella. Estamos demasiado preocupadas.

-¿Quién quiere oír un chiste?- dice Thomas distrayéndonos a todos.

-Yo amor...- dice Leila como la muy estúpida enamorada que es, pero la entiendo.

-de acuerdo- dice Thomas- ¿Por qué la gallina cruzo la calle?

-no sé, ¿Por qué?

- para visitar a la puta- nosotros no entendemos.

-¿y que tiene que ver eso con la gallina?- dice Leila confundida. Hasta que Thomas dice lo siguiente.

-Tock, tock..

-¿Quién toca?- responde Leila.

- La gallina- todos comenzamos a reír como locos, le acaba de decir puta a su novia.



Focus_lgv14

#876 en Thriller
#502 en Misterio
#409 en Suspenso

En el texto hay: suspenso y drama

Editado: 02.02.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar