Itzitery (sin corrección)

Tamaño de fuente: - +

Capítulo diecinueve: Una pequeña vuelta

 

Emily

 

1/11/2009

 

Paso bastante tiempo de aquel día, pasaron años, meses, días, minutos y segundos desde ese día. Pero las cosas seguían del mismo modo. No había respuestas, seguía estando en la organización buscando todo lo posible para encontrarlas, pero no podía hacerlo.

 

Rio levemente al oír el comentario de una colega, por primera vez en mucho tiempo podía sentir que tenía amigos. Amigos que me hacían pertenecer a un nuevo círculo, un círculo de amistad y de confianza que nunca antes había tenido en mi vida. A lo lejos pude oír como alguien me llamaba por un parlante, decían mi nombre lo cual llamo mucho mi atención. Me informaban que debía ir a la sala de entrenamiento.

 

—Nos vemos luego —Le dije a Queen.

 

No me contestó más que con una sonrisa y subió por el elevador mientras yo me dirigía con cuidado a la sala de entrenamiento. Hace mucho tiempo no iba allí seguramente ya me encontraba algo oxidada, pero aún así era muy importante seguir las ordenes sin importar que. Quizás tengan información nueva que me pueda ayudar, todo es posible cuando se tiene fe.

 

Al llegar observo a unos sujetos que jamás había visto en mi vida, eran dos.

 

Uno de los hombres tenía su cabello negro corto, muy corto. Sus ojos azules resaltaban a la distancia, el atuendo que llevaba era bastante familiar para mis ojos, mejor dicho era el mismo uniforme que yo estaba llevando en este preciso momento, sólo que él tenía una medalla y claramente yo no. Era evidente que no estábamos en la misma área de la organización. El otro sujeto. Era idéntico pero difería con su cabello, él lo tenía de un color rubio. Parecía estar tenido, pero este no era el momento para platicar o pensar lo que me parece el cabello de él.

 

— ¿Qué sucede? —Pregunté algo aterrada al ver como los sujetos se acercaban a mí con mucha cautela.

 

Los sujetos no dijeron ni una sola palabra. Con cada paso que ellos daban yo retrocedía tres, me di cuenta que en unos de los que había dado mis pies tocaron el círculo de lucha. Ya no había marcha atrás, no es justo. Estos sujetos me van a matar si me quedo sin hacer nada, si sólo me quedo aquí parada sin moverme o por lo menos sin defenderme lo más que podía.

 

Cuando vi que los hombres llegaron al círculo respire profundo sin mirar hacia atrás, no podía ver nada más que sus ojos o sus movimientos.

 

El primer sujeto tomo un extraño palo con una red, parecía ser un palo del lacrosse, o algo como eso. Le lanzo otro al segundo hombre, ambos quitaron la parte de la red y dejaron expuesta una extraña flecha que contenía un químico, a lo lejos pude notar su color, su olor tan peculiar.

 

Empezaron a caminar con cuidado hacia mí, los nervios me estaban carcomiendo internamente. Podía sentir como mi corazón caía directamente a mis pies en sólo un suspiro. Aquellas flechas me estaban volviendo loca, uno de ellos alzo su brazo e intento clavar su flecha directamente en mi hombre, pero antes de que eso suceda pude hacer un movimiento rápido para evitar que eso suceda. Lo mire con el ceño fruncido sin comprender porque estaban haciendo esta tontería, ¿Qué ganarían con esto? El sujeto no se veía para nada feliz con la decisión que había tomado hace unos segundos así que el otro vino por detrás, pude sentirlo, sus pasos pesados me informaron que estaba allí. Cerré mis ojos por un segundo, alce mi mano hacia atrás y pude sentir que tomaba aquel palo, ambos lo teníamos y forcejeamos por el, pero por suerte lo tome con mucha más fuerza y lo sostenía yo. Me di la vuelta para verlo a los ojos, él simplemente retrocedía ya que ahora yo tenía el control de la situación. Negué con la cabeza hasta que pude sentir una mano sobre mi hombro, eso hizo que mi mundo se detenga por unos segundos, mire de reojo aquella mano. Subí mi mano hasta la que se encontraba sobre mi hombro y la sujete con cuidado, fui hasta la muñeca de la persona y tire con fuerza, me agache un poco y lo vi caer, al darme cuenta que era Shawn mi ceño se frunció inmediatamente sin comprender lo que estaba sucediendo.

 

Se levantó con rapidez, no dijo nada. Ni una sola palabra, se acercó rápidamente hacia mí. Los otros hombres salieron del círculo, otras personas se pusieron a observar el show.

 

Mire los ojos de Shawn, tomo mi brazo con fuerza y me aventó contra el suelo. Puse mis manos sobre el suelo para evitar lastimar mi rostro, pude sentir como la palma de mis manos comenzó arder, lo mire de reojo y sentí su pie pegándome en mi vientre.

 

—Wow… sí que has perdido la practica —Dejo salir una carcajada de sus labios mientras aplastaba mi vientre con su pie—. Lo sospechaba, pero creí que no sería posible… pero me sorprendiste demasiado porque al final si fue posible.

 

—Suficiente…

 



Byther

Editado: 02.02.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar