Knight: El despertar del guerrero

Tamaño de fuente: - +

CAPITULO 8

Lucas corría por un laberinto, era la única ruta de escape alterna que había, el laberinto era muy difícil, pero Blys se lo había enseñado un par de veces, Lucas tenía muy buena memoria. El comunicardor de Blys estaba encendido para que Lucas escuchara todo y no hacía unos momentos estaban peleando, ahora Blas le hacia unas preguntas, en ese momento Lucas alcanzó a Naga y Mark, llevaban en una cuna de sanación a Sara que estaba dormida 
- ¡Lucas! – Naga sacó a relucir su sonrisa más alegre hasta ahora, pero rápidamente la borró para tomar su expresión habitual . – ¿Dónde está Blys? – Lucas no sabía como decirle que estaba peleando contra alguien que fácilmente lo podría matar . – Lucas responde – ordenó Naga 
 - Eeeh.. Bueno... este – Lucas intentaba pensar que se inventaba, Blys le había ordenado que no dijera que él se quedaba ya que Naga no se marcharía 
 - ¡Responde de una vez Lucas! – exigió Naga 
 - Pues él me dijo que hicieramos el plan B, planea explotar la base y enterrar a los Knight aquí – Lucas mintió, aunque era obvio para Naga que Blys iba a morir y solo estaba ganando tiempo, Naga no cambió su expresión, prefería reservar sus emociones 
 - Bien sigamos y demonos prisa – La tristeza de Mark era más que visible, él también entendía el plan de Blys. 
Continuaron el camino al paso más rápido que les permitía andar con Sara, Lucas prefirió no decir que él escuchaba lo que estaba pasando, pero seguía escuchando y según entendía ahora Blys estaba peleando con Prako y Blas. Blys le había hecho memorizar los nombres y los colores de todos los Knight, pero nunca supo nada de una verde, en todos los informes y todo lo que recordaba sobre Knight no recordaba nada de alguna o algún verde y aún más extraño es que ella no era tan fuerte a como decían los informes de Blys acerca de los Knight, ¿algo estaba mal? ¿quién sería ella? ¿qué dios le dio los poderes a ella? ¿Por qué no usó espada? Simplemente ella no encajaba en nada, a Lucas lo sacó de sus pensamientos los gritos de dolor de Blys, algo que él jamás se imaginó que pasaría, Blys gritaba como loco de dolor, se escuchó un crujido y después no más gritos, solo un silencio absoluto, Lucas pensó que su comunicador se había apagado, pero después de unos segundos de revisar el comunicador a escondidas de los otros escuchó que estaban hablando algo sobre un trato, las voces tenían que ser de Blas y Prako, lo deducía porque eran las voces que se escuchaban mientras Blys peleaba, según lo que él entendía ellos tenían un trato y matar a una tal Myr que seguro era la de verde, como escuchó que dijeron, hacer eso hizo que el trato terminara y ahora parecía que iban a pelear, Lucas no entendía nada y seguramente jamás lo iba hacer, dejó de pensar en ello ahora estaban cerca de la salida y tenían que escapar. 
 CASSIE 
Todos estaban caminando en silencio, claro excepto el niño que nunca se callaba y caminaba entre refunfuñones, pero es lo que hacia siempre que le ponían a hacer algo que él no queria por eso ninguno decía nada, sabían que decirle algo era para que el niño se pusiera peor y Cassie solo repasaba los sucesos en su mente, recién habían pasado cosas que a ella aun le costaba creer, la muerte de Myr había impactado a todos, nunca había creído que un mortal pudiera matar a un Knight y aún más en el estado que estaba Myr, ahora sabía que los Knight podían ser asesinados y aun tenía una duda mucho mayor ¿Por qué Blas se puso como loco con la muerte de Myr? ¿qué era ese trato entre Blas y Prako? ¿Por qué se terminó con la muerte de Myr? ¿Por qué querían pelear otra vez?. Hace varios años Blas y Prako se pusieron a entrenar en un pueblo y lo destruyeron por completo, peleando enserio no podía imaginar lo que ellos podrían hacer, como si no tuviera dudas sobre esos dos ahora se unían dudas sobre Myr, talvez cuando terminara la pelea de ellos podría hablar con alguno, esperando que ambos quedaran vivos, estaban unidos gracias a ellos, claro en gran parte era temor, pero aun así ellos los mantenían unidos, ¿qué pasaría si ellos morían? 
- Hey vieja mayor, ¿tú a quíén le vas? – Cassie no se había dado cuenta que la hora de quejas del niño había acabado, ahora hacía apuestas sobre quién ganaría 
- ¡Tú no tomas nada enserio, verdad mocoso! – Mant siempre tenía la misma solución, desahogarse con el niño 
- ¡Solo por que eres una vieja, amargada y una solterona sometida! – el niño golpeo el ego de Mant de la forma más hiriente posible 
- ¡Maldito enano te voy a matar! – rugió Mant 
- Cuando quieras inútil – dijo el niño desafiante 
- Los dos ya fue suficiente, estamos en medio de algo muy serio – Cassie tomó aire para continuar. – ¿No ven lo que pasa? Los mortales encontraron la forma de matarnos, ahora Blas y Prako se pelean sin que ninguno entienda el porqué de eso – los dos se callaron y se dieron la espalda, respetaban a Cassie, o al menos ella lograba hacerlos entrar en razón, trató de ponerse en el lugar de Blas o Prako que estaban a la cabeza del equipo desde que se formó y no podía imaginarse que habría hecho ella en muchas de las situaciones que tuvieron que atravesar durante los años, por el bien del quipo tendrían que dejar de pelear. – Niño adelantate y limpia el camino – ordenó Cassie 
- ¡Claro! –  todo lo que tuviera que ver con matar al niño le encantaba, en un comienzo a Cassie le aterró ese echo, pero con el tiempo se acostumbró y le ayudaba el recordar que él no era un niño o al menos no del todo, el ya tenía cientos de años vivo 
- Mant tu ayuda a Rago – odenó Cassie manteniendo lejos a ambos, tanto como podía 
- Bien – a Mant lo que le gustaba era estar con Rago, aunque a Rago parecía no importarle mucho ella y no había hablado en todo el camino, usualmente no hablaba mucho, pero esta vez no había dicho ni una sola palabra, debía estar abatido por la muerte de Myr, todos sabían bien que a Rago se sentía atraído por Myr y talvez Myr también sintiera atracción por él, pero Blas jamás permitía una raleción más que la de equipo que ellos ya tenían. 
De pronto se sintieron vibraciones por todas partes, poco después apareció el niño corriendo en dirección hacia ellos  
- ¡Niño! ¿Por qué estás aquí? te dije que limpiaras el camino 
 - ¡Eso ya lo hice! Pero cuando llegué a la entrada vi que estamos aquí atrapados, ¡por que hay un maldito avión en la entrada! Parece que por alguna razón todos lo olvidaron – Neir tenía razón lo habían olvidado por completo 
 - Eso no es problema mocoso, ¡yo lo muevo! – interrumpió Mant 
 - Entonces ve con Neir yo me quedaré con Rago – dijo Cassie mirando a Rago caminar lento y con su mirada clavada en el suelo 
 - Ya escuchaste es hora de que seas útil – dijo el niño en tono bromista 
 - Soy más útil que tú enano – dijo Mant en tono molesto, pero más tranuila que antes 
 - ¿Enserio? A ti te pusieron a caminar mientras los demás sí hacen algo, eres una inútil – dijo el niño entre risas 
 - Juro que te voy a matar niño – dijo Mant dándole un leve golpe en el casco 
 - A ver si puedes – dijo el niño desafiante 
 Cassie observaba como los dos se marchaban peleando, aprovechó el momento para acercarce a Rago 
- ¿Estas bien Rago? – Cassie quería apoyar a Rago, aunque sabía que él estaba hecho polvo por dentro, pero no se le ocurría algo mejor que decir 
- Sabes que esa pregunta es tonta, mataron a Myr... Es un echo que ahora van a ir por nosotros... No se como podria proteger a Neir si ni tan siquiera pude proteger a Myr – ahora era obvio que a Rago no solo le afectaba la muerte de Myr, si no también lo que podría pasar con su pequeño hermano 
- Te entiendo Rago – dijo Cassie en un tono conciliador 
- ¡No, tú no tienes ni familia ni nada! – dijo Rago molesto 
- Claro que sí, todos teníamos una vida antes de todo esto, yo también tenía un hermano pequeño – ninguno nunca hablaba de su pasado y menos Cassie, y ese repentino cambio le sorprendió a Rago. – se parecía a Neir, incluso en la forma de ser, lo quería y cuidaba como a nadie, incluso después de la muerte de nuestros padres yo seguí cuidando de él, hasta que tuvo su familia – dijo Cassie hablando en un tono muy distinto al habitual 
- ¿Y qué pasó? – preguntó Rago curioso 
- Murió… descuida él murio de viejo – comentó Cassie adelantándose a una posible pregunta de Rago 
- ¿Y a qué viene tu historia? No eres de hablar del pasado – comentó Rago 
- Quiero que sepas que entiendo lo que sientes – dijo Cassie  
- ¿Y también por eso aprecias a Neir? – preguntó Rago curioso 
- Sí y me resulta un niño divertido 
- Todo aun simbra ¿cuando terminaran de pelear esos dos? – dijo Rago cambiando el tema 
- Espero que sea pronto porque tenemos que largarnos 
- ¿Y quién será este? – Rago señaló al tipo que tenía en el hombro con la cabeza 
- No tengo idea, odio que nadie me dijera nada cuando me dieron esta armadura, resulta extraño que su armadura no sea como la nuestra, el está expuesto en comparación – comentó Cassie 
 - Este tipo está muy raro además está demasiado frío 
 - Apenas despierte Prako y Blas le sacaran todo – dijo Cassie segura de ello 
 - Si no es que manda a Neir otra vez – comentó Rago recordando lo sucedido la última ocasión 
 - Solo lo mecionaste y ya apareció – dijo Cassie mirando a Neir y a Mant 
Mant estaba intentando mover el avión mientras Neir le decía que era una anciana que no servía para nada 
- Hey Neir ya deja trabajar a Mant – dijo Rago  
- Rago ella no sirve para nada – se quejó el niño 
- Maldito mocoso ya callate, Cassie ven ayudame – dijo Mant al ver que no podía sola y que el niño no le ayudaba 
- Sí, ayudala que se le va a partir en dos el cerebro de pensar – dijo el niño a modo de insulto 
- Ya callate niño, dime Mant ¿qué ocupas? – preguntó Cassie colocándose al lado de Mant    
- Ocupo que te encargues de los escombros que caigan cuando saque el avión, ese enano no sirve para nada – dijo Mant devolviéndole el insulto al niño 
- Hey a mi no me metas, yo te dije que podía derretir todo – dijo el niño con aires de grandeza 
- Sí y duraría por lo menos una semana tarado 
- Ya callense los dos tenemos que salir de aquí – intervino Cassie  
La runa del guante de Cassie brilló, después Cassie se arrodilló y puso sus manos en el suelo 
- ¡Hazlo Mant! – dijo Cassie lista para hacer lo suyo 
Mant estiró sus manos hacia lo que quedaba del avión, el metal crujió y el avión se empezó a mover, después ningún escombro se movía gracias a Cassie y Mant seguía empujando el avión, se empezaba a filtrar la luz, unos minutos después ya habían sacado el avión, todos salieron y Cassie despegó su mano del suelo para correr, y poder salir a tiempo antes de que los escombros le cayeran encima, al salir vieron que había luna llena, faltarían unas tres horas para que comenzara el amanecer, habían perdido todo el día ahí metidos.  
Una enorme explosión en la parte baja de la base que los hizo volar por los cielos, a todos les cayeron escombros y quedaron noqueados excepto Neir que se quitó las rocas y el metal que tenía encima, después fue hacia el agujero donde una vez hubo una base y en el fondo estaban peleando Prako y Blas, pero sus armaduras estaban destruidas y estaban muy mal heridos, ahora parecía que sí era verdad lo de pelear a muerte. 

NAGA 
Naga estaba a cargo de todo ahora y estaban cerca de la salida para después dirigirse al refugio, su trabajo era claro mantener a Lucas y Sara vivos para que ellos le ayudaran a Diego con los Knight, pero todo empezó a vibrar seguramente era parte del plan de Blys  
- ¿Como va Sara? – preguntó Naga 
- Va bien, pero si todo sigue vibrando seguramente se va a despertar – repuso Mark mirando a Sara 
- Demonos prisa a salir de aquí – repuso Naga 
Todos empezaron a correr y cuando ya estaban cerca de la salida Sara se depertó 
- ¿Dónde estamos? – preguntó Sara en un tono débil  
- En los tuneles – contestó secamente Naga 
- ¿Y donde está Blys? – Nadie le contestó y esa fue su respuesta, ver la cara de Lucas, Mark e incluso Naga le confirmó lo que pensaba. Sara se quedó en silencio ida en sus recuerdos y llenándose cada vez más de odio. 
Salieron de las cuevas y vieron la luz de la luna llena. Todos se subieron al helicóptero que Blys tenía preparado, la mayor dificultad era subir a Sara, pero lo hicieron y se marcharon dejando atrás la base Z y muchas cosas más que ese lugar significaba para cada uno. Antes de perder la base de vista un enorme destello de luz envolvió todo donde se encontraba la base Z seguido una enorme onda expansiva seguido del estruendoso ruido de la explosión del área Z, una explosión que de seguro había matado a cualquiera que estuviera ahí, después solo se veía humo negro y blanco hasta que se alejaron lo suficiente como para perder de vista incluso el humo. 
BLAS PRAKO 
La pelea entre Prako y Blas ya había comenzado, se estaban midiendo, ellos siempre fueron enemigos, pero por alguna razón se aliaron, pero eso ya había terminado, ahora estaban dispuestos a pelear hasta morir. 
Blas atacaba con sus dos espadas Prako solo tenía una así que estaba a la defensiva, sabía bien como llevar la pelea hasta el momento y soportaba los ataques de Blas 
- Disfrutaré arrancándote la cabeza Prako – dijo Blas mientras atacaba con sus espadas 
- Con esos ataques dudo que lo logres – respondió Prako provocando a un firioso Blas 
Blas se lanzó sobre Prako con una espada a la altura de su abdomen y la otra en alto, Prako se preparó para el impacto, bloqueó la espada que Blas traía en alto, pero no pudo esquivar la otra que se la clavó en las costillas, la espada pasaba de lado a lado, Prako aprovechó la fuerza de Blas y lo tomó por el brazo izquierdo para arrojarlo al suelo, Blas soltó la espada haciendo que Prako aprovechara para sacarla de sus costillas, Prako tomó aire y se lanzó por Blas que aún no se levantaba y le clavó la espada en el abdomen dejandolo clavado en el suelo, se movió rápido sin perder ni un segundo y puso sus rodillas en los brazos de Blas impediendo que los pudiera usar después empezó a golpear en el casco a Blas, los golpes eran brutales con su mano izquierda y derecha incluso usaba sus codos hasta que le destruyó el casco de la armadura dejando a la vista sus ojos blancos e imagen fría con una pequeña cicatriz que pasaba desde su pómulo hasta el mentón, Prako no tuvo ningúna consideración y lo siguió golpeando, empezó a salir mucha sangre de la cara de Blas tanta que se estaba tiñendo de rojo su larga cabellera blanca, Blas se movía intentando soltarse hasta que pudo tomar a Prako por cuello con sus pies y quitárselo de encima, se sacó la espada del abdomen y se la lanzó a Prako, Prako giró y tomó la espada por el mango sin reducir su velocidad, mientras Blas recogía sus espadas del suelo, Prako acomodó su espada y la dirigió directo a la cabeza de Blas, Blas interpuso una de sus espadas para bloquear el ataque de Prako y la otra la clavó en el hombro izquierdo de Prako para luego patearlo en las costillas, sacó la espada que le clavó en el hombro y de un giro le hizo un corte en los ojos del casco y la segunda espada iba directo al cuello, pero Prako se agachó y le hizo un corte debajo del hombro a la armadura ambos saltaron hacia atrás dándose distancia entre ellos  
- Ya me estas hartando Blas, mejor deja que te decapite de una vez 
- ¿Qué? ya te estas cansando – dijo Blas desafiante 
Ambos corrieron en su encuentro al mismo tiempo, chocaron espadas, pero Blas hizo retroceder a Prako, lo pateó y Prako dio un par de pasos hacia atrás cuando Blas se acercaba Prako le lanzó un espadazo, pero Blas agarró la espada de Prako con sus espadas 
- ¡Ya me tienes harto imbecil! – rugió Blas 
Blas giró y lanzó lejos la espada de Prako luego lo pateó en el pie haciendo que Prako quedara arrodillado, Blas elevó sus dos espadas y las bajó directo hacia el cuello de Prako que en el último momento interpuso el antebrazo izquierdo, las espadas casi le cortan el ante brazo por completo, pero en lugar de eso le dejaron la mano y parte del ante brazo colgando, las espadas se quedaron atoradas y Blas no las pudo sacar antes de que Prako saltara y lo pateara lanzandolo lejos. Prako se puso en pie y sacó las espadas que estaban atoradas en su antebrazo aún con el dolor que estaba causando, se contuvo y no hizo ningún ruido al sacar las espadas de Blas, ahora solo le quedaba el brazo derecho y lo puso detrás de su cabeza para sacar el arma que tenía ahí, solo la había utilizado tres veces antes de esta ocasión, dos fueron para pelear contra Blas, sacó su espada, esta era más larga, gruesa, filosa y podía utilizar mejor sus poderes con ella que con la otra espada y cortó las partes del brazo que le quedaban colgando  
- Como piensas hacerme frente sin una mano – dijo Blas en tono burlista 
- Ya veras – repuso Prako 
Blas puso sus manos en la parte trasera de su cadera y saco sus dos dagas, las apreto firmemente y las dagas cambiaron, crecieron casi del largo de la espada de Prako, las dagas quedaron con una hoja negra hecha por la energía que utilizaba Blas, eran delgadas, pero con una apariencia potente, Blas había utilizado sus dagas en ese estado en 5 ocaciones y en dos de esas fue contra Prako, Blas tenía mucha sangre en la cara, pero eso no le incomodaba para ver con claridad, miles de guerras le habían hecho acostumbrarse a ello. 
Ahora ambos estaban de pie observándose fijamente pensando ¿qué ataque hacer? ¿cómo esquivar? ¿cómo esquivaría su openente y que ataque iba a hacer?. La espera y el análisis terminó, el primero en atacar fue Blas que cortó el aire con su daga derecha lanzando una línea negra directo hacia Prako, Prako la esquivó saltando hacia un lado y lanzó una línea blanca hacia Blas, Blas no la esquivo, él lanzo una línea para que chocara contra la de Prako, la primera línea de Blas se estrelló contra una pared haciendo que todo vibrara y la segunda hizo una pequeña explosión al chocar con la de Prako provocando un pequeño temblor dentro de la base. Ambos siguieron con sus ataques  mientras se acercaban el uno al otro creando explosiones que hacían que todo temblara, estaban uno frente al otro lanzando líneas una tras otra, creaban explosiones con una expanción que hacía que todo se estremeciera, el área se empezó a colapsar, pero eso no detenía su pelea, ahora esquivaban no solo las líneas del otro también esquivaban las cosas que caían de los niveles superiores, esquivaban con gran agilidad sin dejar de atacar, una de las líneas de Prako dio en el blanco justo cuando Blas esquivó uno de los tubos de los niveles superiores, la línea dio justo en el pie derecho de Blas haciendo que se desestabilizara, Prako corrió y pateó en el pecho a Blas, Blas cayó de espaldas y de inmediato giró para esquivar un espadazo de Prako, después se incorporó a como pudo, pero un golpe de Prako lo hizo quedar arrodillado una vez más, Blas interpuso su daga en el camino de la espada de Prako, del impacto la daga de Blas salió volando, otro ataque de Prako se acercaba a gran velocidad, Blas se agachó y giró en el suelo para esquivarlo, Blas dio dos vueltas y se levantó con un gran salto y lanzando una línea hacia Prako que la esquivó fácilmente y se hechó a correr hacia Blas con su espada en alto, Blas se agachó y tensó todos sus musculos, la daga de Blas se tornó aún más oscura, Blas concentraba toda la energía que podía en su daga para acabar con Prako que se acercaba a gran velocidad con su espada brillando como nunca, Prako llegó hasta donde estaba Blas y bajó su espada, Blas hizo un corte de abajo hacia arriba, la espada y la daga chocaron y descargaron toda la energía que tenían en ese impacto que creó una explosión gigantesca, entre ellos se perdieron de vista aun estando a menos de un paso de distancia, los choques de energía hicieron que toda la base volara en pedazos dejando solo un enorme agujero lleno de humo negro y blanco. 
 



G_Sonic

#1045 en Fantasía
#944 en Joven Adulto

En el texto hay: acción y entretenimiento

Editado: 02.05.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar