La Cita Perfecta

Tamaño de fuente: - +

CAPÍTULO DIEZ

Va ser mi cumpleaños 10 de febrero días antes de san valentin, mi mamá piensa hacer una comida por cumpleaños, mis primas tenia años sin poder venir en mi cumpleaños, todo era por mis tíos. Tienen una tienda de regalo y para estas fechas tienen el sitio lleno y con muchos pedidos, esta vez no es la excepción. Sin embargo mi tío hizo un encargo aquí a Tepic de oso de peluche y tiene que venir por ellos, podría ser cualquier día, mis primas  insistieron mucho para que viniera el sábado, que es mi cumpleaños.

Mi tío acepto.

Cada que vienen mis primas la verdad me agrada tenerlas para mi sola, no se las he presentado a mis amigas, les he hablado mucho a mis amigas de ellas y ellas de mis amigas, pero no las quería compartir. Aprovechando que todas vendrán para mi cumpleaños creo que es el momento perfecto.

Me encantan los sopes y mas hechos por mi mamá, eso es lo que va a hacer de comer. No somos tantas personas, solo invite a Cami, Carlos, Francia, Lidia, Rosa, Mary, Ester, mi tío, mi papá, mi hermana -no pude no invitarla, vive conmigo-, mi papá – mi mamá tendrá que soportarlo un rato-, mi mamá, invite a Rico pero no podrá venir. Invite también a Reina, Josefina y Jazmín.

Así mi mamá no tendrá que cocinar tanto.

Cumplo 16 años.

Mis primas llegaron desde temprano, mi tío se fue a por su pedido y a ellas las dejo en micasa, estaba aún dormida cuando llegaron. Les abrió mi mamá, ella entraron a mi cuarto brincaron encima mío para despertarme. Me asuste pero después me alegre.

Desayunamos y nos pusimos a ver películas, mi mamá nos pidió ayuda al medio día con la comida.

A las 2 comenzaron a llegar las demás invitadas, hasta mi hermana, que raramente se salio desde temprano – no quería ayudar con la comida-.

Conforme iban llegando las iba presentando a  mis primas, Cami, Lidia y Francia ya conocen a Jazmin, Reina  y Josefina. Rosa solo conocía a Cami.

Llego Carlos. Mi tio regreso de su encargo, el único que no aparecia era mi papá. Comenzamos a comer a las 3.

Al terminar de comer nos sentamos en la sala, la mayoría en el suelo la verdad la sala no es muy grande, los adultos y mi hermana se sentaron en la mesa del comedor.

Pusimos una película para entretenernos, eran las 5 y mi papá no daba señales de vida ni siquiera un mensaje, termino la película casi a las 6. Nos salimos a la calle seguimos sentados en el suelo pero esta platicando, contando chistes, saque la baraja para jugar 21.

Me divertí mucho.

Me quede esperando a mi papá.

*****

Es san Valentín, estoy saliendo con Marco el chico que conocí en fiesta de la prepa -si ya se, dije que no me interesaba tener nada con él- estuvo buscándome y platicando conmigo, Roman lo veía y se ponía celoso. Mis primas dicen que no debí haberme apresurado tanto para entrar en una relación, Cami, Francia, Lidia y Rosa, hicimos un grupo con todas, se pusieron del lado que un clavo saca a otro.

Mary comento que eran dos clavos, y que uno estaba muy metido.

Aun siento la opresión en mi pecho, y para sacármela escribo otra carta, esta vez Cami la entrega, es para sentirme bien conmigo misma, no me importa si la lee, aunque la verdad es que quisiera saber si la leyó, que sintió y que pensó.

Animarme a preguntale pfff ¡noo!!.

Lo veo y bajo la mirada, no quiero ver las miradas que me da todo lo contrario a todas las miradas tiernas que tenía cada que lo veía a los ojos.

 

Marco mi novio es muy activo, es de las personas que no paran, platica, hace que me sienta bien, le tengo cariño, nada más, no más.

Ya después de este tiempo alejada de Tristán en realidad pienso que es obsesión lo que siento por él, ¡no me lo puedo sacar de la cabeza!

 

Cuando comencé a salir con Marcos deje de esperar a Roman, simplemente así, deje de esperarlo, el no pregunto, no me reclamo. Me dejo de saludar cuando me lo topaba, él hacia lo posible por no toparse conmigo.

Cuando note que se ponía cceloso cuando me veía con Marcos me sentia un poquito bien por ello, a la vez no, Tristán no reflejaba nada, no le importó, como si viera a cualquier chava de la escuela.

Hasta ahorita no me ha contestado nada acerca de las dos cartas, talvez si le pregunto al basurero obtenga una respuesta. ¡De seguro el basurero las leyó!

La chica con la que anda, voltea y me ve de arriba abajo cada que me la topo, y tuerce la boca en una expresión de asco.

Cada día que pasa trato de pensar en cualquier otra cosa, el entrenamiento, Marco, amigos. Sin embargo mis esfuerzos no siempre dan frutos y sale a flote Tristán.

Así es, mi pensamiento vuelve a lo mismo, todo el tiempo. Ya me siento enfada yo con lo mismo, ya ni me imagino mis amigas, así que ya no hablo de él o de Roman.

La última vez que mencione a Roman a Cami me dio un zape.

 

Ya van a comenzar las competencias y los entrenamientos cada vez son más agotadores.  

Mi primer partido es el viernes, su primer partido es el jueves. Las preguntas son ¿Voy? ¿No voy? ¿Los voy a ir a ver o no?

Si ya se dije los porque al fin y al cabo los dos están en el mismo equipo los vería a los dos.



Mysie Kuk

#1906 en Novela romántica
#436 en Chick lit

En el texto hay: romance, amistad

Editado: 17.10.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar