La ConstelaciÓn De Los CaÍdos

Tamaño de fuente: - +

CAPITULO I

CAPITULO I

Todo ocurrió en 1939 cuando empezó la segunda guerra mundial, que se creó debido a un conflicto militar. En esta se vieron implicadas las mayorías de los países, esto se vio con más de cien millones de militares. Durante años el presidente estuvo completamente obsesionado con la raza siempre decía que se trataba de la pureza de raza. Usando siempre una camisa roja o,bandas de color roja para representar la sangre derramada o, la sangre que iba a derramar hiriendo a personas judías a las que los convertía en esclavos o, eran quemadas el presidente creía que solo él podía ser rico y, dándole de entender a la gente que él era dios. Obligando a inocentes niños a convertirse en militares y, diciéndoles que él tenía el poder, que él era su creador, dándole de entender a la población entera de que él era inmortal era indestructible, que él era dios y, que solo él podía mover el mundo. Siempre pensando que estaba tres pasos adelante cuando en realidad estaba tres pasos atrás. Dándole la destrucción al mundo convirtiéndola en un infierno cubierto en llamas, pero solo la esperanza y, la fe puede derrotar el mal que habita allí solo una persona puede ayudar para hacer que todo termine y, decían que los que traicionaran a su patria iban hacer crucificados y, tratados como a unos animales o, como algunos dicen malditas personas. En el sur de Alemania se encontraba un pequeño pueblo, en el que habitaba un niño de 13 años llamado Dimitri era de piel clara, sus ojos eran color café y, su cabello era de color castaño siempre vivía con temor de que lo llegaran a lastimar. Pero era una persona muy curiosa. Todas las mañana al despertar sabía que ya no iba hacer el día anterior o, que ya nada sería como antes, porque sabía que la gente de su pueblo eran lastimadas por no ser de raza pura o, por ser judíos.

-Su madre amara trabajaba en una fábrica donde las acompañaban las demás mujeres y, vivía ocultando a Dimitri con el hecho de que eran judíos. Todas las tardes había toque de queda y estaba oscureciendo y, amara le cantaba a Dimitri para que no escuchara los gritos que se oían y, él no entendia como era ese mundo extraño y, complicado que ellos mismos crearon con tanta maldad y, odio se dio cuenta que al abrir esa puerta y, salir tenía en frente un campo minado al cual tenía que tener cuidado, porque si pisaba una mina le explotaría en la cara y, así había entendido que debía andar con cuidado porque si decía algo incorrecto ya tenía su muerte segura. Debía ser más listo estar un paso adelante en vez de estar uno atrás. Pero el joven no controlaba sus impulsos de querer ser libre así que salió de su habitación y, bajo a la sala y abrió la puerta lentamente tratando de no hacer ruido. Dando pequeños pasos salió viendo a su alrededor para que no lo atraparan y,caminando hacia un pequeño parque que se encontraba a dos cuadras de su casa al llegar pequeñas manchas de sangre lo guiaban al lugar donde él iba y, encontró a un par de hombres armados planeando herir a una familia y, tan solo echar un vistazo pudo lograr ver de dónde venía la sangre uno de los soldados cargaba a una señora judía pues esa señora no tenía brazos y fue golpeada brutalmente. El joven se asustó tanto que dio tres pasos atrás haciendo caer un pedazo de piedra los hombres rápidamente se levantaron. El joven corriendo fue a su casa porque sabía que lo matarían. Su corazón estaba tan acelerado que lo único que hacía era llorar y, al recostarse en su cama se quedó dormido. Al amanecer Dimitri bajo a las escaleras para ir en busca de su madre. Pero no la encontró pero habían rastros de sangre en el pasillo que podían guiarlo, siguió las manchas de sangre que los llevaba hacia la puerta de salida. Tenía miedo de salir y, que lo vieran pero eso no iba a impedir de que buscara a su madre. Levanto lentamente su mano temblorosa para girar la manilla de la puerta y al hacerlo encontró a su madre colgada en la puerta con su cabeza sangrando y, sus brazos estaban completamente lastimados y, apuñaladas en su estómago y, se encontraba una nota que decía:

-Esto es lo que pasa cuando traicionan a su patria y, si te hubieras quedado en tu casa nada de esto hubiera pasado. Ya nos divertimos con tu mami y, luego será contigo ten los ojos bien abiertos porque cuando menos te lo esperes estaremos atras de ti.

-El joven no sabía que hacer sus lágrimas cada vez salían. Dimitri se echó en el piso golpeándose fuertemente y, culpándose por la muerte de su madre. Tan solo ver a su madre golpeada como si no fuera una persona le daba el impulso de querer vengarse. Estaba solo y, sin nadie atrapado en un infierno lleno de gente ignorante rodeado de personas que les gustaban lastimar a los demás pero él no era el único. Al frente se encontraba una casa en el que le abundaba la soledad sin rastro de alguien era de color blanca, llena de flores, pero se notaba que necesitaba arreglos en las ventanas. Allí se encontraba una joven enferma de cáncer y que era una mestiza su madre era alemana y su padre era latino con un nombre latino y el apellido alemán llamada Evangelina adalia. Era una persona que admiraba contemplar siempre el cielo, porque decía que le daba esperanza de que algún día las personas serian libres y decía que cada ser querido que ella amaba estaría en el cielo en algún lugar. Evangelina ese era el nombre de una estrella a quien también le decían la estrella de la navidad, porque salía principios de agosto y se ocultaba finales de enero era la primera estrella que se podía ver en el cielo y esa misma formaba Pegaso de la historia griega. Siempre vivía ocultada en su casa pero en la noche su curiosidad se expandía hasta su corazón, imaginándose como vería el atardecer pidiéndole siempre al cielo tener una vida sin fracaso, sin temor sin ser marginados tenía una piel morena, ojos café, cabello castaño tenía 13 años siempre observaba a través de su ventana como mataban a aquellas persona inocentes, no tenía padres porque fueron golpeados hasta matarlos, porque dijeron que eran traidores y merecían morir la joven al acordarse, como se los llevaron le daba una rabia por dentro que hacía que su rabia se convirtiera en odio pero no podía creer, por que habían personas tan segadas y seguían a las personas que decían que los negros debían ser rechazados, vivian con esa ignorancia como si estuvieran poseídas o hechizadas de alguna forma u otra, su sangre hervía de rabia y lo único que se le venia a la mente era vengarse pues su llanto nunca paraba pero necesitaba ayudar al pueblo, necesitaba saber de qué todo estaría bien.



gil

Editado: 20.05.2018

Añadir a la biblioteca


Reportar