La Obsesión de Lucy

Tamaño de fuente: - +

Sin compromiso cap 9

Ambos entramos al ascensor que esta vació y por alguna extraña razón el ambiente esta un poco tenso, no es desagradable, mas bien creo... que ambos tenemos ganas de comernos el uno al otro, Sasha presiona el botón del piso 6, se cierran las puertas y solo pasan unos segundos para que yo presione el botón para que el ascensor se detenga, lo cual lo hace.

-¿Porque hiciste eso? - Dice Sasha mirándome, pero no puedo aguantarme, la acorralo en una de las esquinas del ascensor y comienzo a besar su cuello, escucho su respiración agitada y algunos pequeños gemidos que salen de su hermosa boca, subo poco a poco hacia sus labios y comenzamos a besarnos de forma apasionada, nuestras lenguas juguetean haciéndome desearla cada vez mas, aprieto uno de sus glúteos que tanto me encantan y gime cuando lo hago, su rostro esta de color carmesí y se ve hermosa, ella sube sus manos a mi nuca e intensificamos mas el beso,  nuestras respiraciones se agitan de manera descontrolada haciéndonos desear mas del otro, hago que de un pequeño salto el cual al hacerlo enreda sus piernas en mi cintura y mientras lo hace yo la tomo por sus muslos y la pongo contra una de las paredes del ascensor, con una de mis manos comienzo a subir su camisa mientras beso su cuello, meto mi mano por debajo del bikini y siento su pezón duro y eso me gusta, comienzo a jugar con uno de sus senos y mientras beso su cuello de manera apasionada, ella gime al sentir un pequeño pellizco que le hago a su pezón, observo su rostro y veo que disfruta todo lo que hago, la beso de nuevo y muerdo su labio inferior jalándolo un poco y le susurro en un oído:

-¿Quieres mas mi hermosa Sasha? -Le preguntó mientras juego con sus senos y beso su cuello, debo controlarme o podría tener una erección la cual esta comenzando amenazarme. 

- Si... Ángel...-Jadea, su voz es temblorosa y llena de lujuria, me encanta.- Quiero... más. -Dice  con un poco de dificultad.

-Eso era lo que quería oír- La suelto lentamente dejándola de pie, su cara de excitada y confundida es completamente adorable, respiro profundo sin que lo note intentando controlarme de no hacerla mía en este momento.

-¿Que sucede? -Dice jadeando un poco.

La miro y se ve tan hermosa, presiono el botón del ascensor para que siga su curso.

-Alguien podría descubrirnos y no me gustaría que vieran el hermoso cuerpo que posees señorita. - Digo mientras observo su rostro un poco enrojecido y le guiño un ojo. -Además... esta es mi venganza preciosa.-Finalizo, me siento victorioso ya que me vengue de la manera mas excitante, la observo y veo que sonríe con malicia.

-No te lo perdonaré, tendrás que terminar lo que empezaste para que te perdone.- Dice con la respiración un poco mas normalizada y sus mejillas menos rojas, tomo su mano y la beso.

-No te preocupes preciosa, eso haré. - Al terminar de decir esa frase el ascensor se abre en el piso 6, ambos salimos de el. - Creó que mi lugar favorito ahora son los ascensores.- Bromeo y ella ríe.

Se ve un poco nerviosa mientras habré la puerta de su departamento, ambos entramos y ella cierra la puerta, creo que debería decirle a mi hermana que le diga a mi madre que no llegare esta noche a la casa, por un momento recuerdo todo lo que mi madre me dijo y aun me siento molesto, quito lo mas rápido posible ese recuerdo de mi mente y tomo el teléfono, le envío un mensaje a Lisa indicándole que no llegare a casa, dejo el teléfono en el mesón de la cocina, y escucho como la regadera se abre, al parecer Sasha esta duchándose, de repente a mi mente viene su imagen mientras se ducha, quiero verla desnuda mientras las gotas de agua recorren cada parte de su cuerpo, me dirijo hacia el pasillo y veo que la puerta del baño esta abierta, me acerco a ella y puedo ver a través del vidrio empañado de la ducha su hermosa figura,  el vapor del agua hace que solo pueda ver su figura y no detallarla como es, entro al baño sin hacer algún tipo de ruido, abro la puerta de vidrio y puedo observarla de espalda con su cabello recogido en forma de moño, su figura mojada desde atrás es tan hermosa, las curvas que tiene en su cuerpo son dignas de admirar, por lo que veo tiene pecas en su espalda, entro a la ducha y la tomo por la cintura atrayéndola a mi.

-¿¡Que haces aquí!? -Dice tapando sus senos con ambas manos, esta nerviosa y su rostro esta completamente rojo, su expresión me hace desearla mas de lo que ya la deseo estando en estas circunstancias. 

-Pues alguien dejo la puerta abierta como una invitación a que entrara.- Le susurro en el oído para luego besar su cuello, hago que mis manos jueguen un poco con su cintura para luego ir hacia su abdomen de manera lenta, huele bien, su olor me encanta, mi ropa se moja y el vapor del agua hace que el lugar tenga una tensión increíble, estar así con ella hace que no pueda controlarme.

-Yo... Yo no te hice nin... ninguna invitación. -Dice con un poco de dificultad, siento que le gusta, su cara me lo dice todo, esta completamente roja y sus ojos tiene algo que me dicen que quiere mas, mi erección es inevitable, ella hace que mi mente vuele cada vez mas y las ganas de tenerla son mas grandes. 

-¿Entonces quieres que me salga?- Le pregunto con un susurro en su oído y veo como su piel se eriza, mis manos juegan un poco con su abdomen, una de ellas baja por su vientre hasta su monte venus y la otra sube hasta tocar sus manos que ocultan sus hermosos senos, muerdo su oreja suavemente y escucho un lindo gemido de su parte, quiero hacerla mía, la deseo y tenerla desnuda y mojada frente de mi me hace desearla mas, uno de mis dedos comienza a masajear su clítoris y la expresión de su rostro me indica que le gusta y no solo su expresión me lo confirma, la humedad de su vagina me lo hace saber y se que no es por el agua, su respiración se agita cada vez mas y su cuerpo caliente me excita, la volteo lentamente, dejando de tocarla sexualmente y la acerco a mi en forma de un abrazo pero mirándole su rostro enrojecido, escucho algunos suaves jadeos por su parte intentando que su respiración se normalice, la miro a sus ojos mientras toco su mejilla con una mano y con la otra, la presiono hacia mi cuerpo, dejando en claro que tengo una erección por el hecho de tenerla desnuda frente a mi.- Dime, ¿Quieres que me salga? -Le pregunto acariciando su mejilla.



Genesis

#325 en Thriller
#138 en Suspenso
#2056 en Novela romántica

En el texto hay: amor, obsesión, psicópata

Editado: 06.12.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar