Letra & Música

Tamaño de fuente: - +

Capítulo 16. Primera cita.

–Estás muy pensativa –dijo Yoongi llamando mí atención.

Hoy es el tercer día de grabación, pero como ayer logramos terminar todas las tomas hoy solo se está editando el video, además, JungKook me invitó a lo que podría llamar como "nuestra primera cita", así que estoy aquí en la sala esperando mientras ellos terminan.

–Tal vez sea porque estoy preguntándome si tomé la decisión correcta –le dije mientras él me sonreía y se sentaba a mi lado.

–¿Lo dices por lo tuyo con JungKook?

–Sí.

–¿Es miedo o duda lo que sientes?

–Creo que es miedo de echarlo a perder... –respondí a media voz.

–No debes tenerlo, no vas a echar a perder nada, yo sé que puedes lograr superar esos miedos.

–Es muy fácil decirlo –mencioné en un suspiro.

–Lo sé, superar tus miedos y debilidades es algo muy difícil. Todos los días y todo el tiempo luchó contra ellos, tratando de no dejarme vencer a pesar de que eso se ve como lo más sencillo.

››Hay veces en que avanzó tres pasos y al otro día retrocedo uno, es una pelea constante que en ocasiones me deja agotado, pero con la esperanza de que si sigo luchando algún día podré verme libre de las cadenas que intentan atarme a una vida llena de tristeza y dolor –mencionó él con una pequeña sonrisa.

–Eres muy valiente y fuerte, Yoongi –mencioné. Sonrió y tomó una de mis manos.

–Tú también lo eres Anya, sé que lograrás vencer tus miedos si sigues luchando, y tienes todo mi apoyo para conseguirlo.

–Muchas gracias, Yoongi. Tendré en cuenta tu consejo y te agradezco el apoyo.

–¡Oigan! –nos llamó Taehyung –Vengan a ver el video –asentimos yendo con los demás que se encontraban en el estudio con el video en la computadora.

–¿Listos para explotar de la emoción? –preguntó Jimin con una sonrisa.

–Hazme explotar –dije haciéndolo reír y que reprodujera el video.

La palabra "increíble" se queda corta ante lo que vi en esa pantalla. Todo lo que había visto era hermoso, impactante y fantástico. Las imágenes, el movimiento, los bailes, todo era más que perfecto, todo estaba en completa armonía y hacia que no despegarás la vista hasta que terminará.

Creo que fue una de las pocas veces que me sentí orgullosa de algo, porque este video era tan hermoso, tan mágico, que me hacía sentir emocionada ser parte de él, que ellos me permitieran crear a su lado algo tan maravilloso que sabía a las ARMYS les encantaría con todo el corazón.

–Anya, ¿estás bien? Estas algo pálida –me dijo Jin tocando mi frente cuando terminó el video y no dije nada.

–Yo... no tengo palabras para describir lo que he visto –confesé con voz algo baja.

–Te entendemos, es algo casi imposible, quedó maravilloso –dijo Namjoon con una sonrisa orgullosa.

–Es algo hermoso, y me siento tan honrada de que me dieran la oportunidad de haber compartido y creado esto con ustedes –dije con una sonrisa.

–Tú fuiste de mucha ayuda –dijo Jimin mientras me abrazaba por la espalda y rodeaba mi cuello con sus brazos –, tu pasión, entrega, inspiración y dedicación hicieron de este video algo maravilloso, creo que de no ser por tu ayuda no habríamos logrado algo tan maravilloso.

–No se menosprecien, ustedes también hicieron mucho, no todo es por mi causa.

–Gracias por reconocer nuestro esfuerzo –dijo Hoseok abrazándome cuando Jimin dejó de hacerlo –. Ahora tú y JungKook ya pueden irse a su cita –me reí algo nerviosa separándome de él, notando que JungKook se acercaba a mí de modo alegre.

–Espero que trates a esta linda chica con respeto JungKook, todos aquí sabemos que de inocente solo tienes la cara –dijo Namjoon.

–¡Namjoon hyung! –exclamó él avergonzado, haciéndome reír.

–Gracias por cuidar mi honor Namjoon, pero igual se me cuidar sola –dije guiñándole un ojo.

–Bueno, nosotros ya nos vamos. Si sucede algo me llaman –dijo JungKook tomando mi mano y llevándome a la salida del lugar.

–Nos veremos luego, chicos –me despedí con la mano saliendo por completo del cuarto con JungKook.

–Lamento sus burlas, creo que están emocionados de lo que pasa –dijo avergonzado.

–Tranquilo, entiendo su comportamiento.

–Ahora, tú y yo tendremos una primera cita –dijo con emoción.

–¿Dónde?

–Es una sorpresa –mencionó tomando una chaqueta, sus gafas y una gorra.

–No soy fan de las sorpresas.

–Yo sé que esta te encantará –señaló con una sonrisa, tomando la manija de la puerta y saliendo del cuarto para ir al ascensor.

♫♫♫♫♫

–¿Ya llegamos? –pregunté apenas se detuvo.

JungKook tuvo la maravillosa idea de vendarme los ojos y llevarme a ciegas por no sé dónde. Le doy puntos porque no me hizo caer o tropezar de manera vergonzosa, pero de verdad me pone ansiosa todo esto, la incertidumbre y yo no somos buenas amigas.



Danna M Muñoz

Editado: 29.06.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar