Los Milicianos Del Miedo

Tamaño de fuente: - +

CAPITULO 4: LO ILOGICO

A penas entro el primer rayo de sol por la ventanilla del cuarto de los Lyon, Salomon se dispuso a marchar nuevamente al bosque en busca de Nipi, esta vez Mershi iria con el, ambos se atabiaron esta vez con botas y cada uno llevo un machete en la mano para librarse de cualquier peligro. Estaban encaminandose por el sendero que va al bosque cuando de la nada surgio el Viejo Sir Antony:

- A donde van? (pregunto con la mirada fija en ambos)

- Iremos al bosque, hay que limpiar mucha maleza para que las plantas crezcan sanas (respondio Salomon mientras sin hacer mucho caso se dirigian al sendero)

- No busque lo que no deberia encontar (dijo el viejo con la mirada perdida en el sendero, como viendo mas alla de aquel bosque, el viejo Tin emitio un gruñido temeroso ante las palabras del viejo y se apresuro detras de los Lyon, pero una vez empezado el sendero, Tin decidio no seguir el recorrido y como si algo se lo impidiese se detuvo justo al comenzar el camino y prefirio ver a Salomon y a Mershi alejarse, y se quedo algo preocupado dando ciertos saltos como si quisiera advertirles de algo. Pronunciada las palabras del viejo, se dio una vuelta y con su tipico caminar manos entrelazadas detras de la espalda y cargando al costado su emblematica espada se marcho al interior de la casona, como si ya advertidos no era ya su asunto.

Los dos siguieron su camino, Salomon, en la noche anterior le habia contado a Mershi de la extraña construccion que habia encontrado, de las escaleras y de los ladridos al bajar esas escaleras, los cuales el presumia eran de Nipi. Mershi inquirio una serie de suposiciones tratando de explicar aquello,

- Tal vez Nipi se descuido y termino rodando por esas escaleras y por ser tan pequeño no pudo volver a subirlas. Estoy segura de que lo encontraremos y lo traeremos de vuelva, pobre Nipi (exclamo imaginadose que de repente algun animal habia podido morderlo y hasta matarlo por lo pequeño que era)

Llegaron al sitio, Mershi tambien sintio un frio extraño frente a las ruinas, pero era plena mañana, a lo sumo las 7:00 am, que puede pasar a esa hora se dijo para si. Salomon le advirtio de lo mohoso del piso y que debia caminar con cuidado. Ambos recorrieron todo el trayecto que la noche anterior habia recorrido Salomon, llegaron nuevamente a las escalera, aunque estaba de dia las ruinas eras algo oscuras, asi que decidio Salomon usar de igual manera la linterna. Mershi se paro al pie de las escaleras de piedra que bajan hacia algun lugar, algo temerosa, pues Mershi no era presisamente la viva expresion del coraje, pero si era voluntariosa y si estaba con Salomon sabia que todo estaria bien. Mershi comenzo a llamar a Nipi desde el pie de las escaleras:

- Nipi, nipi, chiquito, donde andas (nada mas que su eco escucho de vuelta)

- Debe estar alli, yo lo oi anoche varias veces (le dijo Salomon bajando un peldaño)

- Que?, acaso pretedes bajar por ahi? (le inquirio Mershi mientras lo detenia de un brazo), ve lo peligroso que estan esos peldaños, puedes resbalar y hacerde daño, no creo que sea buena idea, ademas, a medida que bajas imagino que sera mas oscuro, no debes bajar por favor. (Salomon volvio a llamar a Nipi)

- Nipi, Nipi (no recibio ninguna respuesta)

- ¿Ves? no esta alli, lamentablemente seguro alguna serpiente alla abajo lo mordio y el pobre murio, vamonos, no me gusta este lugar.

Salomon por un momento razono lo que le decia Mershi y dio un paso en retroceso, cuando de repende ambos escucharon el pequeño ladrido, al mismo tiempo voltearon y alumbraron con la linterna, pero era imposible ver nada, la escalera se extendia mas o menos unos 15 o 20 escalones abajo, era necesario bajar para rescatar a Nipi, Mershi se nego, no entendia primero como aquella construccion ruinosa en medio de la nada podia tener un pasadiso de ese tipo, ¿con que fin lo habian hecho? para que? pero no estaba dispuesta a averiguarlo. Salomon la traquilizo diciendole...

- Esta bien Mershi, quedate aqui, yo voy a bajar, ademas puedes caerte pero no podemos dejar al pobre Nipi aqui solo, esperame aqui, no tardare.

- Estas como loco? no puedes dejarme sola aqui

- Mershi son las 8:00 am, que puede pasar?

Mershi dudo un poco y al final acepto, pero haciendo incapie en que deberia apurarse o lo dejaria alli. Salomon, comenzo a descender peldaños abajos, sin tocar las paredes pues diferentes alimañas podrian estar por alli, algunas venenosas. Mershi opto por sentarse en una piedra que estaba cerca de la escalera, de prondo vio cierta luz que venia a travez de un pasillo algo estrecho, se levanto y camino en busca de la luz. Salomon seguia bajando y mientras mas bajaba, mas fuertes se hacian los ladridos, estaba seguro de que pronto encontraria a Nipi, se apresuro en bajar. Por su parte Mershi ya habia caminado unos dos metros cuando vio una pequeña rejilla en una pared, en ella se colaba la luz tenue de la mañana, auque dentro de aquellas ruinas todo era frio y oscuro, camino hasta alla, al llegar noto que la rejilla estaba a una altura inalcanzable para ella, aun cuando era alta, no habia forma de ver a traves de la rejilla, sin duda necesitaria de algo que le sirviera para subir, asi que decidio volver a tras por la piedra en la que estaba sentada junto a la escalera.

Mientras Salomon ya habia llegado al final de la escalera, se encontro un espacio completamente cerrado, solo piedras mohosas, cucarachas y arañas habitaban aquel sitio, se sintio aturdido, claramente habia escuchado los ladridos cada vez mas nitidos, hecho un buen vistazo con la linterna y logro descubrir en la parte baja de la pared, casi pegada al piso una pequeña puera de madera, aquello era ilogico, ¿con que fin se habia hecho aquella construccion?, que podian ocultar en tiempos pasados detras de esa puerta tan pequeña?, se hacia estas preguntas cuando volvio a escuchar los ladridos ahora detras de la pequeña puerta.



SUSEJ100%

#3312 en Thriller
#1855 en Misterio
#8299 en Otros
#1206 en Humor

En el texto hay: fantasmas, humor, misterio

Editado: 25.10.2018

Añadir a la biblioteca


Reportar