Los Misterios de la Luna: Clara West

Tamaño de fuente: - +

Doce

Bueno, primero que nada les diré que todo en el mundo de Clara y Ryder esta a punto de cambiar, descubriremos cosas claves en su vida y conoceremos todos los secretos que la luna tiene para nosotros....

No olviden comentar...

RYDER:

Mientras tomaba la mano de Clara, todo era más fácil, era como el complemento para mi calma. Pero yo no quería lastimarla.

Hace mucho tiempo que no lastimo a nadie y no quiero que sea Clara la primera en romper ese ciclo, me he esforzado para que todos mis sentimientos estén dentro de mí, en vez de ser el reflejo de ello.

-¿O qué?-

No lo pensé dos veces y explote por completo. Lo golpee tan fuerte que salió disparado hacia los autos que estaban a dos metros de nosotros, el otro tipo quiso darme un golpe pero lo que recibió fue una patada en el estomago.

-¡Cuidado Ryder!- grito pero no vi venir que era.

Un golpe, uno muy fuerte en la cabeza, casi perdí el conocimiento. Pero ese día había luna llena y mi poder estaba al máximo.

-¡BASTA!- y los eleve al aire con la telequinesis sin siquiera darme cuenta y mientras lo hacía vi que los vidrios de los autos se rompían, las luces de la calle y ellos se quedaban sin aire...

Uno de ellos murió esa noche.

-Ryder dime de una vez por todas que te está pasando.- Clara me saco de mis pensamientos, pero malditos los recuerdos de volar de nuevo a Inglaterra.

-¿A qué te refieres?- ella no tenía que saber nada, nadie, mejor dicho.

-No te hagas el inocente Blair. Sabes a que me refiero.- susurro/grito. ¿Tan evidente era?

-No, la verdad es que no. Y no quiero hablar sobre tus paranoias.-

-No son paranoias. Y lo sabes.- se está enojando...saquemos provecho de esto.

-Así, bueno estamos en un avión con destino a Inglaterra, con estos gemelos que, al menos Kenzie, es una diosa griega...- miro hacia arriba esperando su reacción y la tengo a los segundos.

-Maldición Ryder, de todo lo que está pasando te fijas en el pedazo de carne rubio a dos asientos delante de nosotros.- Rei. Dios creo que no va a ser tan aburrido después de todo.

-¿Pero es que no te das cuenta? Mira, esos ojos celestes, bronceado natural y esas curvas...- me mordi el labio y voltee a verla.

-¿Me estas jodiendo verdad?- bien si no detengo esto ahora me matara.

-Claro que si Clara. Es divertido ver tu cara roja como tomate.- ¿dije como tomate?

-¿tomate? ¿Enserio? ¿Tienes 11?- ahora ella se reía de mi.

-Supongo que ya te sientes mejor.-

-Sí, la verdad es que, aunque esto sea una maldita pesadilla, supongo que de todo, estoy contigo, mi único amigo en esto.-

Su único amigo en esto... y seguro es de la única forma en que ella me ve.

CLARA:

Mi único amigo en esto... seguro que de todas las estupideces que pude decir, dije esa.

Me gustaría pensar que podría ser más que su amiga, pero sé que no puedo, mi corazón no lo permitirá y soy demasiado cabezota como para decírselo.

-¿Ryder cuanto falta?- malditos viajes largos... ¡Los odio!

-Ya te dije que no te desesperes.- puso sus ojos en blanco como cada vez que se molesta.- Eres más molesta que una niña West.-

West... mis padres, mi vida. Todo a la basura.

-¿Qué pasa? Dime que no estás llorando por mi comentario de niña.- se está portando preocupado.

-No, en realidad es por otra cosa.- supongo que mi animó murió.

-Dímelo.- me tomo por sorpresa cuando puso su mano en mi rostro para que volteara.

-Es... dijiste mi apellido.-

- Lo siento, lo olvide. Estábamos pasando un buen momento y lo arruine. Perdón.-

-No, me refiero a que, al decirlo, los recordé. Ahora que lo pienso se supone que vamos a cambiar de identidad. ¿Quiénes seremos?-

-Los mismos. Tu nombre no cambiara quien eres, deja de pensar que sí.-

-Pues yo creo que sí. Deje todo en New Jersey para ir a Denver y todo lo perdí allí.-

-Sí, puede ser pero, debes saber que estaré para ayudarte.-

La ayuda no es suficiente. Pensé pero no me atreví a decirlo.

-Llegamos. Ve, te dije que llegaríamos pronto.- su sonrisa me hizo olvidar el profundo dolor, malditos clanes enemigos.

-Dijiste que me callara, no que llegaríamos pronto.-

-Bueno, en contexto para mí. Eso es lo mismo.-

-Aja...- y allí estábamos sonriéndonos mutuamente, pero como siempre, si siempre...

-¡Hey chicos! Abajo.- dijo la odiosa de Lenzie.

-Vamos Clara.- no me molestaba de Jean, su sonrisa, cuerpo. Sí cuerpo tenia uno bien formado y no iba a desperdiciar su admiración.

-Idiota.-susurro Ryder cuando paso junto a mí. Y me sonreí. Solo por un momento.

Bajando del avión seremos otros y aprenderemos lo que hay que hacer para sobrevivir.



VannyFajard

Editado: 09.08.2018

Añadir a la biblioteca


Reportar