Los Misterios de la Luna: Clara West

Tamaño de fuente: - +

Veintiseis

RYDER:

¡MALDICION! Clara estaba allá afuera, iba a decir la verdad de todo. ¿A quiénes? No lo sé, pero en estos momentos no importa a quien sea. Tendría que haber estado con ella. ¿Porque tuve que dejarla sola? Pero eso no es lo peor, no sé como reaccionaran. Y ella esta quien sabe dónde, necesito ayuda y solo conozco a una persona para hacerlo.

***

-Necesito tu ayuda ahora.- se froto la cara y me vio con el seño fruncido.

-¿No podías esperar a mañana? Sé que no es tan tarde, pero hoy los hechizos fueron de resistencia y no me toco atacar hoy.- Mel estaba aun medio dormida.

-Vamos, se que tu puedes. Se trata de Clary.- eso fue suficiente para que ella despertara por completo.

-¿Qué está pasando?-

-Ella desapareció y necesito encontrarla. Ya.- estoy desesperado y ella no ayuda mucho ahora.

-Bien. ¿Seguro que ella desapareció o solo no la has visto?-

-¿¡Vamos es en serio!? Mel ayúdame por favor.-

-¡Esta bien! ¿Qué quieres que haga? ¿Te ayudo a buscarla?-

-Mel, usa un hechizo para encontrarla, se que ustedes hacen esos hechizos.- La última vez que necesite uno de estos fue cuando buscamos el cuerpo de Rebecca. No fue fácil, las personas que ya no están vivas es más complicado.

-No puedo usarlos aquí Railey, está prohibido.- Claro, me vine a topar con una chica que sigue las reglas. -Pero...-dudó por un momento y me cerró la puerta en la cara.

-¿Es en serio? Mira Mel, si no voy a tener tu ayuda al menos dímelo y no me cierres en la cara.- me di vuelta y escuche como se abría una puerta.

-Aquí estoy, necesitamos algo de ayuda, no solo puedo invocar el hechizo. Necesitamos llegar a ella sí en realidad está en problemas. Vamos con Xira.- empezó a caminar a los cuartos del final del pasillo. No todos estaban llenos, pero aunque por fuera se vieran iguales, cada uno tenía algo diferente dentro.

-Xira...-toco la puerta con tres golpes seguidos y giro el picaporte dos veces. -Ella siempre tiene la puerta con llave.- explico.

-Espero que sea importante Mel.- dijo mientras abría la puerta. -¿Qué hace Railey aquí? Está prohibido y más a esta hora de la noche.-

-Necesitamos de tu ayuda Xira.- dijo Mel.

-¿Qué sucede?- Frunció el seño y se toco la sien.

-No encontramos a Clary. Y necesitaremos un portal luego.-

-¿Emily?- Por supuesto, Clara le dijo a Mel que le dijera Clary, para sentirse cómoda.

-Emily Clarise, podemos por favor apresurarnos. Lo digo en serio.- Ambas me vieron de pies a cabeza, y asintieron.

-Muy bien, vamos a mi habitación Railey, así que Xira, lleva lo que necesites. ¡Ya!-

Empezamos a movernos rápidamente, Mel me dijo que quitara todo del escritorio que tenía en su habitación. Al no ser muchas chicas cada una tenía una habitación, pero cuando llegamos las chicas compartieron para adaptarse. Xira llego con unas raíces en sus manos, cuando invocara el portal ella necesitaría de ellas.

-Mel, tu turno.- Ella asintió rápidamente estaba algo nerviosa.

-Está bien, espero no nos descubran o estaremos en problemas.- Cerro la puerta con llave y saco un libro grande y viejo.

-¿Cuándo lo tomaste Mel?- Xira estaba con los ojos completamente abiertos, y eso que ella era de rasgos chinos... -No tenemos permiso para sacar esos.- Mel sonrío abiertamente y le guiño un ojo.

-Oh, vamos Xira, tu también has tomado "prestados" estos libros. De hecho yo te ayude a sacarlos.- Xira empezó a ponerse roja pero con una larga respiración se calmo...- Bueno empecemos con lo bueno.-

Mel puso el libro en el centro de la mesa, saco un espejo de mano, de esos que solo vez en las películas. Busco en el libro y encontró una que decíaQuaero enim a stella.

-Aquí esta: Inter lucem et tenebras inter caelum et terram. Quaero a pulsu cordis vivere. Inveni cor meum Anela videre tuum cum haec vestis dicito mihi ubi sitis. Dame la prenda Railey.- Sabía que este hechizo lo requería así que traje su chaqueta.- Esto es demasiado grande pero servirá.-

Tomo en sus manos la chaqueta y la hizo flotar con el hechizo dicho, la habitación destello con luz y ellas cerraron los ojos mientras buscábamos de donde había salido. Cuando lo noté sabía que era tarde, era el espejo revelando el lugar donde estaban, ella estaba usando sus dones. Y no podía ver a quienes o saber el porqué.

-Diablos, nunca había pasado algo así.- Dijo Mel.

-No conozco el lugar... ¡Espera! Ya sé donde es, pero ¿Por qué esta iluminado así?- dijo Xira tome el espejo y esperé a ver mejor.

-Enciende las luces Illiworth.- Conocía esa voz.

-Por la luz de Arleth.- Y de inmediato reconocí el lugar, estaban en donde practicaban los dones de la manipulación de los elementos.

-Xira abre el portal frente a tu sala de entrenamiento ¡ahora!- Xira tomo en sus manos la raíz y la incendió y entre sus manos quedaron unas pequeñas motas de ceniza creando un gran óvalo frente a todos nosotros y dijo:
Hawthorn επικαλούμενος τη δύναμη και τα δώρα του Anika ανοίξει την πύλη
cerró los ojos y del portal destello alrededor del fuego y luego apareció un pasillo oscuro y elegante frente a nosotros.



VannyFajard

Editado: 09.08.2018

Añadir a la biblioteca


Reportar