Los Montemayor

Tamaño de fuente: - +

Capitulo 35: El corazón sabe lo que quiere

El pequeño Zack era el bebé más lindo que había visto, con un cabello igual de pelirrojo que su madre y unos ojos azules preciosos. Marina estaba contenta, creo que a ella también le parecía un encanto.     

Los días siguientes a su llegada había trabajado en casa debido a que no había razón para estar en el despacho pero debía regresar, no podía evitar a Máx para siempre. Me había puesto tras el pretexto de hacer entrevistas para una secretaria, Hanna quería hacer su vida y pensé en proponerle que fuese ella la que tomara el puesto, estaba dudando si era una buena idea o no.

- Buenos días Vanessa - Observo a Marina servir el desayuno como todas las mañanas - ¿Café o jugo?

- Café - respondo sentandome - Oye crees que sea bueno contratar a Hanna como mi secretaria.

- No sé - veo que ella también piensa en ello con duda - Acaba de recuperar a su hijo y además esta su caso aun abierto pero mejor díselo así sabes si realmente lo querría.

- Debo regresar al despacho mañana a más tardar - hice una mueca - Y en verdad necesito a alguien.

- Puede ser provisional - meneo la cabeza ya que también había pensado en ello - Mira ahí viene Hanna.

- Buenos días Hanna - comentó cuando ella se sienta en la mesa - ¿Zack amaneció bien?

- Buenos días - responde - Zack volvió a dormir luego de la tetera.

- Oye Hanna quiero comentarte algo - Ella me mira - Umm dijiste que deseaban volver a la vida común así que pensé en ayudarte un poco, en el despacho necesito a una secretaria que se haga cargo de mis citas entre otras cosas, no es un trabajo difícil pero si un tanto absorbente. Hace poco recuperate a tu pequeño y saliste de la cárcel por eso no te lo había propuesto, puedes pensarlo unos días.

- Me siento en deuda contigo aunque digas que no la tenga pero de alguna manera deseo agradecerte todo lo que estas haciendo por mi y Zack - me sonrie - Aceptaria pero primero quisiera saber ¿A quien le dejaria a Zack?

- Yo cuidaria de él - Nos sorprende Marina - Y cuando yo tenga que salir por las compras será Lucy. Aquí estará a salvo de todo querida.

-

Y si tienes alguna duda puedes decirme - le comentó - Aunque tampoco te obligamos es sólo una idea.

- Es perfecta para un inicio - sonríe - Aceptaré el trabajo.

- Excelente entonces mañana iremos al despacho y ahí te diré todo - Ella asiente - Hoy descansa ¿De acuerdo?

- Claro - asiente - Sacaré a Zack un rato al jardín antes de darle un baño.

🔱🔱🔱

     

- Te vez hermosa - dice Hanna con una enorme sonrisa - Gracias por la ropa.

- No hay de que - río un poco - Vamos abajo que Frank espera.

Subimos al auto y fuimos directamente a el despacho, Frank nos dejo frente al edificio y ambas entramos.

- Debo hablar con Maximiliano sobre tu contrato ya que es mi...socio - comentó - Espera afuera de la puerta ¿De acuerdo? No te muevas.

- Esta bien - asiente antes de que yo toque a la puerta y entre al escuchar 》Pase《

HANNA

Espero a Vanessa fuera de la puerta mirando el sueño nerviosa

Espero a Vanessa fuera de la puerta mirando el sueño nerviosa. Pasan unos cinco minutos cuando siento chocar a alguien conmigo, me siento tonta por estar parada sin mirar, levantó la mirada para disculparme.

- Lo siento - comentó avergonzada - No fue mi intensión.



Diosa_Iliris

#13259 en Novela romántica

En el texto hay: venganza y mentiras, amor puro, origen

Editado: 27.03.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar