Mejor no contestes. [#1]

Tamaño de fuente: - +

Capítulo 29

Penúltimo capítulo.

-Te juro que como vea a Álvaro, lo mato.-dijo Hugo cabreado.

-¿Aún sigues pensando en eso después de una hora?-le preguntó Álex.

-Pues sí, la quería y la he perdido de la forma más cruel.-dijo él.

-Deberíamos acabar con ellos.-sugirió Cristian.

-Necesitamos un plan.-dijo Daniel.

-Chicos, ¿Alguno tiene móvil?-preguntó Lucía.

-Sí, yo tengo.-le respondió Cristian.

-¿Podrías llamar a alguien del otro grupo?-preguntó ella de nuevo.

-Sí, llamaré a Cristina.-dijo él.

**

-¿Cris?

-Dime.-respondió ella.

-¿Qué tal estás?-preguntó su novio.

-Bueno, ahí andamos, ¿Y tú?-respondió ella.

-Hablando contigo, bien. Ella sonrió por su comentario.-¿Sigues ahí?-preguntó él.

-Sí, perdona, estaba pensando.-mintió ella.

-¿En qué pensabas?-preguntó él.

-Pues... quienes saldrán vivos de esto.-dijo Cristina inventándose una excusa.

-No pienses en eso ahora, piensa en que nos veremos pronto.-dijo él.

-Lo haré.-respondió ella.

-Y los demás, ¿Están bien?

-Un poco tristes pero bien.-respondió ella.

-No me digas que...-empezó a decir Cristian.

-Sí, han muerto gente.-dijo Cristina completando la frase.

-¿Quienes?-preguntó él con curiosidad.

-Manuel y Alba.

-Joder...-respondió él.

-¿Y vosotros qué tal?-preguntó ella.

-Nosotros bien.-dijo Cristian.

-Me alegro.-respondió ella.

-Bueno, hoy nos veremos, estamos cerca de vosotros.-dijo él con alegría.

-Vale, te tengo que colgar, apenas tengo batería.-dijo ella.

-Vale, adiós, cuídate.-dijo él y al segundo Cristina colgó.

**

-¿Creéis qué estamos cerca?-preguntó Lucia.

-Sí, por aquí hemos pasado antes.-respondió Hugo.

-Eso espero.

-Creo que dentro de 30 o 40 minutos llegaremos aproximadamente.-dijo Daniel, mientras miraba el reloj para calcular el tiempo.

-Entonces nos queda poco.-dijo Cristian.

-Bueno... eso de poco...-empezó a decir Lucía.

-Sé un poco positiva.-dijo él.

-Lo intentaré.-respondió ella. 

Treinta minutos más tarde Hugo empezó a ver a personas a lo lejos rápidamente se lo dijo a los demás.

-¿Esos no son los demás?-preguntó él.

-¡Sí, son ellos!-exclamó Lucía.

-Vamos hacia ellos.-sugirió Álex. Los cuatro corrieron hacia los otros, Carmen se dio cuenta de ellos y avisó a los demás.

-¡Chicos!-gritó Carmen.

-Al fin nos vemos.-dijo Hugo.

-Pues sí.-afirmó Cristina.

-Carmen... quiero hablar contigo...

-Vale, hablemos.

-Os dejamos solos.

-Vale. Carmen y Álex se alejaron de ellos y empezaron hablar, al igual que Cristina y Cristian. Los demás hablaban entre ellos después de todo este tiempo sin verse.

-Chicos, puedo llamar a la policía ahora que estamos todos juntos.-dijo Lucía.

-Sí, llama antes de que más tarde.-respondió Samuel.

-Vale, ahora llamo.

**

-Entonces... ¿Te gusto?-preguntó ella sorprendida.

-Sí... desde hace tiempo...-afirmó él.

-Vaya, no sé que decir...-susurró ella.

-Lo siento si te incomodó mucho.-dijo él.

-No, no, es más, tu también me gustas...-dijo ella mientras le miraba a los ojos, él, se sorprendió.

**

-Ya llamé a la policía.-dijo Lucía.

-¿Y qué te dijeron?-preguntó Cristian.

-Pues que vienen de camino, pero me costó mucho convencerlos.-dijo Lucía.

-¿Por qué?-preguntó Daniel.

-Porque pensaban que todo esto era una broma.-dijo ella.

-Sí, si lo vieran con sus propios ojos verían que no es una broma.-contestó Cristian.

-Pues sí.-afirmó ella.

-Y, ¿Qué hacemos mientras?-preguntó Hugo.

-Lo único que nos queda ahora es esperar.-respondió Lucía.

-Mientras tanto, Álex y Carmen volvieron donde estaban los demás.

-Volvimos.-dijo Álex.

-¿Ya terminaron de hablar?-preguntó Hugo.

-Sí.-afirmó ella.

-Bueno, pues sentaros si queréis.-sugirió Cristian.

-Yo creo que es hora de pensar en un plan, por si la policía tarda en venir.-dijo Álex.

-Tienes razón, ¿Pero qué hacemos?-preguntó Cristina.

-Necesitamos algunas trampas, yo me puedo encargar de eso.-dijo Samuel.

-Genial, si quieres te puedo ayudar.-le dijo Álex.

-Vale.

-Deberíamos coger algo para defendernos.-dijo Daniel.

-¡Ya sé!, podemos coger piedras.-dijo Hugo.

-¿En serio?-preguntó Lucía.

-Sí, estás en un bosque, ¿Qué esperas que haya?-le respondió él.

-Pues no sé.-dijo ella.

-Pues entonces manos a la obra, antes de que sea tarde.-dijo Cristian.

-Vale.-dijo Hugo. Diez minutos más tarde vino Hugo con las piedras, Samuel y Álex, terminaron las trampas y los de más vigilaban.

-Volví, tengo suficientes piedras como para defendernos.

-Aún no me puedo creer que nos defendamos con piedras.-dijo Lucía.

-Es lo único que hay, y más, estando en un bosque.-dijo Cristian 

-Pues sí.-afirmó Samuel.

-Bueno, ahora tenemos que vigilar esta zona, hay que estar en alerta.-dijo Cristina.

-Vale, yo iré por aquella parte.-dijo Lucía.

-Iré contigo.-dijo Samuel a Lucía.

-Cristina y yo vigilaremos esta parte.-dijo Cristian.

-Hugo y yo iremos por aquella parte.-dijo Daniel.

-Carmen y yo iremos por esa parte.-dijo Álex.

-De acuerdo, nos vemos dentro de un rato.

**

Mientras tanto, Víctor llamó de nuevo a Álvaro.

-¿Tienes todo listo?-le preguntó a Álvaro.

-Casi, preparo una cosa que me queda, y listo.-respondió Álvaro.

-Vale, aquí te espero, por cierto, no la líes.-dijo él.

-No te preocupes, no la liaré.-le respondió Álvaro.

-Eso espero, nos vemos en el sitio indicado, hay que dar el asalto final hoy.-dijo Víctor.

-De acuerdo.-dijo Álvaro.

**

-¿Estamos todos, no?-preguntó Hugo mientras miraba si faltaba alguien.



CrisStories

#36 en Terror
#180 en Thriller
#77 en Suspenso

En el texto hay: asesino, suspense, whatsapp

Editado: 15.07.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar