Mi Loca Encantadora

Tamaño de fuente: - +

Caraluna

Julieta

Los labios de David se posan sobre los míos, y al igual que cuando tenía 15 años me siento flotar en una nube, me entrego al instante y las sensaciones que él provoca en mí. Él sigue con su pulgar el camino desde mi barbilla hasta llegar a mi mejilla, en respuesta acaricio su cuello mientras juego con sus rulos rubios, nuestras lenguas danzan siguiendo el ritmo de mi corazón que late desbocado. Al parecer es una extensión de mi sueño, pero como siempre se interrumpe en el mejor momento.

El celular de David suena obligándonos a separar. «¿Ya dije que odio la tecnología?»

Aunque él ha decidido ignorar su cel., la magia en las que estábamos se ha ido, dejándonos en un tenso silencio, que al menos yo, no estoy segura de cómo romperlo. Muerdo mi labio inferior, tratando de ocultar mi nerviosismo y fijo la mirada en mis uñas que están pintadas de mi color favorito, tal que contemplar mi manicure fuera lo más interesante del mundo.

―Julieta… ―parece que David ha encontrado la forma de romper el silencio. ―No acostumbro a ir besando a damisela s en apuros. ―agrega nervioso, pero con una sonrisa. Mi respuesta es inmediata y rio sonoramente. La tensión se ha ido.

―Yo tampoco voy besando a todo aquel que se me cruza en el camino, ni me desmayo a sus pies. ―agrego con mofa. Al parecer el incidente en cómo nos conocimos nos seguirá por siempre.

―Lo sé. ―contesta serio. Su sonrisa que me invita a cometer las peores locuras se ha ido y eso provoca una especie de añoranza en mí. ―Hay algo que tengo que decirte. ―añade. No sé por qué, pero me parece que se encuentra nervioso.               

―¿Qué es? ―indago. Estoy confundida de pronto David se ha puesto muy serio y no entiendo la razón. Es decir, soy una profesional y cuando me lo propongo puedo llegar a ser bastante formal, pero con él no hay motivo para serlo, no es mi cliente.

«Aunque podría llegar a serlo.», agregó para mí.

«Más bien te gustaría que fuera el novio de tu boda». ¡Qué conciencia tan irritante tengo!

―Es sobre Bruno. ―añade confundiéndome más. No tengo idea de quien es Bruno.

―¿Y Bruno es? ―indago. Siento que tengo que resolver un acertijo con ayuda de las escuetas pistas que me da David.

―Es mi primo. ―explica nervioso.

―Si quieres te puedo contar de Elena, mi hermana ―agrego―. Si él va a hablar de su primo, yo quiero hacerlo de ella.

―Sería interesante saber más sobre ti o tu familia, pero, Bruno es a quién estabas esperando.

―¿Perdón?

―Mi primo se casará con Sharon. Él es con quien te habías citado aquí, iba entregarte un anticipo para la boda.

―¿Me estás diciendo esto por alguna razón?

―El me dio el cheque para pagar tus servicios.

―Muy profesional de su parte, sobre todo si tenemos en cuenta que él y su novia han cancelado todas las citas.

―Bruno está muy ocupado con su trabajo. ―defiende.

―Igual que yo con el mío, y supongo que tú con lo que sea que te dediques.

―Y tu trabajo es organizar su boda. ―recuerda.

―Correcto. Un trabajo que no puedo realizar si la novia de tu primo cancela las citas, se va de vacaciones y Bruno decide que no puede concertar una reunión con nosotros porque está muy ocupado.           

»Entiendo que se preocupe por su trabajo, yo lo hago con el mío, pero su tiempo es igual de valioso que el mío .

―¿Qué quieres decir?

―Tu primo tiene una última oportunidad debe llegar mañana temprano a mi oficina sino lo hace el acuerdo que tenemos respecto a una supuesta boda se cancela.

―¿No estás siendo demasiado dura?

―Después de tres meses de estar cancelando cita, tú estarías igual, al menos que no te importe que jueguen con tu tiempo.

―¿Tres meses? Creí que eran dos semanas.

―Son tres meses desde que nos contrataron y no hemos tenido ninguna cita, más que cheques que no sirven de mucho si no sabemos que quieren para la boda. Son dos semanas en las que estamos intentado contactar con tu primo y no tenemos una respuesta favorable.

―Desconocía que fuera tanto tiempo.

―Bueno, ahora lo sabes.

―Entiendo. ¿A qué hora es la cita?

―A las diez, llegan 10:01 y lo único que tendrán de “Bodas Murray” será la cancelación de su boda.



AleBPena

#9808 en Novela romántica
#3406 en Joven Adulto

En el texto hay: amor a primera vista, romance

Editado: 28.04.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar