Navidad entre Montañas

Tamaño de fuente: - +

RIFA NAVIDEÑA

_¿Disculpa? _no podía ser cierto. De verdad que estaba cansada. Aiden la estaba invitando a cenar después de pasar un par de horas colocando las luces navideñas. Esto sí que era un regalo de navidad adelantado.
_¿Que si aceptas cenar conmigo? en el trabajo hicieron una rifa navideña y me gane una cena para dos. Se vence el sábado y no quiero perderlo.
Semejante mentiroso te has vuelto, que rifa ni que rifa si en tu trabajo son más tacaños. 
Ah por favor, ni que no quisieras que aceptara. Así que cállate y no molestes.
_Y porque me lo pides a mí y no a otra chica, tu novia, por ejemplo, no creo que le agrade que salgas a cenar con otra chica.
Pero que dices, si es tu sueño hecho realidad, a quien le importa la novia.
A mí. No quiero estar en medio de nadie y menos de ella que siempre me mira mal.
_Pues porque me caes bien y quisiera que nos conozcamos más. Vivimos al lado y no se mucho de ti_ Y sigue con las mentiras, si eres un acosador. Vives pendiente de todo lo que hace, aunque ella no se dé cuenta_ y no tengo novia, Megan y yo terminamos hace meses. Por otro lado, quizás a tu novio si le moleste_ ese chico que siempre esta con ella como lo detesto. Sé que no es su novio, pero a él le gusta_ le he visto un par de veces.
Allison no sabía que decir, estaba que brincaba de felicidad porque el ya no era novio de esa odiosa y quizás tenía una oportunidad_ no seas ingenua, solo quiere ser amable. No te ilusiones.
Espera, ¿novio? ¿Qué novio?
_¿Qué? Yo no tengo novio_ en mi vida he tenido novio, solo un chico en el campo con quien salí durante las vacaciones, pero fue muy inocente. Nos besamos como dos veces en todo ese tiempo. Y nunca ha venido, ah ya, se refiere a Thomas. 
_Thomas es un amigo de la escuela, eso es todo.
_Que bueno_ dice por lo bajo.
_¿Cómo dices?
_Que si aceptas cenar conmigo entonces ya que ninguno tiene pareja y no hay problema.
Ella se sonroja y asiente con la cabeza
_Pues bien, nos vemos el sábado. Pasare por ti.
_Ok. Y gracias por ayudarme con las luces.
Él le sonríe dejándole ver esos hoyuelos que tanto le gustan y se van. Ella sale corriendo hacia su habitación y se lanza a la cama feliz porque tendrá una cita con Aiden. Cierra sus ojos y sueña con ojos cafés. Mientras que Aiden no puede creerse las mentiras que ha dicho para que aceptase salir con él. Pero lo logro. Ahora la sorprendería con la cena, debían conocerse mejor, pues de verdad le gustaba y esta navidad le gustaría que fuera su novia. La conoce desde hace años, conoce algunas cosas de ella porque siempre la está vigilando, no como un psicópata acosador, pero cuando alguien te gusta siempre estas pendiente de esa persona, y desde que el la vio cuando se mudó a ese vecindario quedo hechizado, la conoció cuando cursaba el último año de preparatoria, siempre estaba con una chica rubia, Sarah, su mejor amiga. Él se mudó cuando estaba en el último año de universidad, sus padres le ayudaron a pagar la casa como regalo de graduación y de navidad. Esta era su quinta navidad al lado de ella. Aunque siempre ellos se iban a otro lugar y él a casa de sus padres. Pero este año quería que fuera diferente, y así él también se rindió al sueño mientras pensaba como acercarse más a ella.



Elizabeth Méndez

#968 en Otros
#321 en Relatos cortos

En el texto hay: amor amistad navidad

Editado: 18.12.2018

Añadir a la biblioteca


Reportar