Ojos Esmeralda

Tamaño de fuente: - +

Capitulo 70.

 

 

Mi celular suena mientras logro pasar el palito del arete por el orificio del lóbulo de mi oreja. Corro hacia mi cuarto y lo tomo de la mesita, mi sonrisa aparece cuando veo quien me llama. 

 

**-buenos días dormilón- digo con entusiasmo.

 

-buenos días mi ángel. Como amaneces?- 

 

-muy bien y tu?- 

 

-bien muy bien. Mientras tu amanezcas con ese entusiasmo y energía todos los días, yo estaré excelente. Solo que hoy me ha pasado algo extraño- 

 

-y que es?- 

 

-no encuentro mi auto- finge preocupación. 

 

-no lo encuentras porque lo tengo aquí conmigo- 

 

-mi ángel? Quién te dio permiso de tomar mi Bugatti?- me regaña. 

 

-nadie, porque no necesito permiso- respondo mientras tomo mi bolso y bajo. 

 

Ya todos hemos desayunado. Me despido de papá dejando un beso en su cabeza y salgo a subirme en el dichoso auto de Allan. 

 

-mmmm... Buen punto. A veces se me olvida que haces lo que quieres sin importarte nada- me acusa. 

 

-tenias que verle la cara a tus gorilas, estaban horrorizados pero no dijeron nada- me río al recordar sus expresiones. 

 

-me imagino. Ese carro nadie a parte de mi lo maneja- salgo de casa y dos carros me siguen, mi Audi manejado por un hombre, y otro carro que es donde se desplazan el resto de hombres de seguridad. 

 

-ya me enteré. Cuando llegué a casa y los hombres que me esperaban me vieron bajar de él se quedaron en shock! Sabes que me dijeron?- 

 

-no, que te dijeron?- 

 

-que si te habia drogado y me había traído el carro! O que si te lo había robado! Y lo peor de lo peor- digo indignada y él ríe a carcajadas del otro lado. 

 

-que fue?- pregunta entre risas.  

 

-que si yo habia manejado el Bugatti de Axel y habia vivido para contarlo! Es una locura!- medio grito. Allan sigue riéndose. 

 

-mi ángel es que mi carro nadie lo maneja. Es único..- le interrumpo. 

 

-si ya me entere que es único.. Y que tiene los apliques en oro blanco y otras reformaciones únicas que solo tiene tu auto! Puedes explicarte? Para que tanta exageración en un auto Allan?- le regaño. 

 

-no me regañes mi ángel- me suplica. 

 

-Por que tanto lujo en un auto?- insisto. 

 

-mi ángel lo que pasa es que un hombre que se respete presume tres cosas.. Bueno una de ellas no es una cosa.. No se como decirlo pero todo hombre que se respete presume tres, ambiciones? O tal vez un amor loco hacia tres... No se si la palabra "cosas" incluya la mas importante para mi... No es la palabra correct..- divaga. 

 

-ya! ve al grano Allan Axel. Que son esas tres cosas que debe presumir un hombre?- digo ya desesperada.

 

-okey, pero no te desesperes. Son tres cosas que todo hombre que se respete debe tener, presumir y nunca prestar- 

 

-aja que son?- ruedo los ojos al escuchar esa locura. 

 

-su arma, el carro y su mujer- abro los ojos. 

 

-que?!- grito sin entender.

 

-la mejor pistola ya la tengo, el auto mas lujoso tambien y hace apenas unos años encontre lo mas importante pero que todavía no es mi mujer.. Es como media mujer? No lo se. Solo se que dentro de poco sera MI MUJER! Y llevara mi apellido- dice recalcando el Mi Mujer. 

 

-Allan Axel estas loco- 

 

-señorita Esmeralda Parker futura señora Axel usted me vuelve loco y no se imagina cuanto- 

 

-no es justo que me acuses de tu locura- 

 

-iré a buscar mi auto. Estas en tu casa?- 

 

-no. No estoy en mi casa. He llegado a una de mis futuras casas. Abreme!- cuelgo y me bajo del auto. 

 

El mio es aparcado al lado, los gorilas bajan y se paran a los alrededores mientras yo camino hacia la puerta. 

 

Sonrío al ver a mi hombre parado en la mitad de la puerta con una expresión de asombro en su cara. Se ve tan sexy en esos jeans oscuros y esa camisa gris. 

 

Es perfecto, y es todo mio. 

 

Yo hoy no llevo vestido; unos pantalones negros ajustados bota pitillo, con una blusa tejida dorada manga larga, un pañuelo enredado en mi cuello color nude y mis botas negras. 

 

-buenos días AL- saludo cuando llego y me paro frente a él. 

 

-cada vez me sorprendes mas- me jala hasta pegarme a su pecho, sonrío, se que lo he impresionado llegando hasta su casa en su auto y sin avisarle. 

 

Sus manos se cuelan por debajo de mi blusa haciéndome cosquillas con sus dedos que acarician mi piel. Paso mis manos por su cuello, luego las poso a cada lado de su cara. 

 

Con su pie empuja la puerta y esta se cierra. Sin esperar un segundo mas, se acerca a mis labios.

 

Por que sus besos tienen que ser tan sufribles? Por que simplemente no me besa de una vez y ya? No, el señor Axel no me besa así. 



EsmeraldaP

Editado: 26.02.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar