One

Tamaño de fuente: - +

Parte 2/¿?

NARRA ERICK

Entré de nuevo a la habitación cerrando las puertas del balcón, abrí la puerta y miré a ¿Johanna?, ¿quien es ella?, bueno ella es....ella es la loca de mi novia, si aunque no lo crean y cuando digo que está loca es porque está jodidamente LOCA

-¿Por qué no abrías?-entran a mi habitación, o sea mi -PINCHE ESPACIO BRUJA- pienso

-Estaba en el baño- la sigo mirando, Johanna se agacha para ¿revisar debajo de la cama?

-No me mientas, sé que estabas con una mujer, yo escuche sus susurros- sigue la rubia, se preguntaran ¿por qué sigues con ella si está realmente loca? bueno por el simple hecho de que su padre es multimillonario y si estoy con ella bueno ya saben

-Joha no estoy con nadie- me siento en la cama frustrado ya que cada noche es la misma mierda excepto los lunes, miércoles y viernes la rubia termina de registrar mi habitación

-Perdón amorcito pero es que te quiero mucho y no quiero perderte- sonríe Johanna acercándose a mi para besarme y no tuve otro remedio más que responder

Johanna se quedó toda la noche, no pude quitármela de encima, creo que son la 1 o las 2 de la mañana, ella sigue durmiendo como marmota yo por mi parte me levanto despacio para poder ir a comer algo ya que me estoy literalmente muriendo de hambre, me quedé ahí sentado comiendo recalentado mientras pensaba en todo lo que sucedió hoy desde lo que pasó en la librería hasta lo que pasó hace poco en el balcón.

Nunca en mi vida había experimentado algo así además jamas pensé que pasaría mucho menos que todo pasará tan rápido

-¿Amor dónde estás?- escucho a Johanna, termino de comer para recoger lo que utilicé

-Oh aquí estás- entra Johanna- desperté pero no estabas

-Perdón es que sentí hambre  pero ya voy para la cama- la miro unos segundos y lavo los platos

-Te espero arriba amorcito- la chica me da un beso en el cuello donde no me provoca nada

Terminé de lavar los platos, apague las luces, volví a subir a la habitación, Johanna se había quedado dormida de nuevo, por mi parte me volví acostar para tratar de volver a dormir un poco aunque sea. Desperté por el sonido de mi celular el cual ignore por completo me doy media vuelta para seguir durmiendo me dio cuenta de que ese lado está vacío me acurruco de nuevo y vuelvo a dormir con tranquilidad.

Desperté de nuevo a las 3 de la tarde me levanté con un poco de pereza, entré al baño para ducharme aunque la verdad no saldré a ningún lado, me vestí como de costumbre, salí a mi balcón y me senté en mi silla para mirar hacia la nada

-Hey chico reservado-me llama Lia, dirijo mi mirada hacia la castaña y ella sonríe

-¿Qué pasa chica curiosa?- sonrio, me doy cuenta de que la chica agarra una bolsa para pasarse a mi balcón y me levanto para ayudarle

-Como veo que siempre estás solo entonces fui a comprar unas golosinas las cuales tal vez te gusten- sonríe la chica comenzando a sacar galletas, gomitas, Nutella, chocolates de distintos sabores y helado

-Bien creo que es suficiente como para pasar la tarde-ambos miramos las golosinas

-Creo que es suficiente para que nos dé un coma diabeto-la miro y ambos sonreímos

Comenzamos hablar al igual que ayer de todo y de nada mientras comíamos gomas de osos, yo tengo la rara costumbre de clasificarlos por color pero Lia solo los agarra de la bolsa y come; ella me hacia preguntas las cuales eran un poco demasiado personales entonces yo cambiaba de tema haciéndole preguntas a ella.

-¿Por qué siempre usas sombreros?, ¿escondes calvicie?- pregunta Lia comiendo helado y sonrio

-Porque así es mi estilo y no, no escondo calvicie- sonrio agarrando una galleta, miro que Lia deja el bote de helado a un lado y se acerca a mi

-Entonces no te molestará que hago esto- la chica extiende su pequeño brazo para quitarme el sombrero y colocárselo- te ves mas bonito así- sonríe la chica acomodando mi cabello

-Te lo presto por ahora ya que es uno de mis favoritos- la castaña se acomoda el cabello y asiente feliz

-¿Y tus padres, familia, hermanos?-pregunta la chica con curiosidad y termino mi galleta

-Mi familia está en Hitchin, Reino Unido ya que soy de allá- sonrio suave, Lia me mira sin saber que decir hasta después de unos segundos

-Y ¿por qué decidiste venirte a vivir solo a un lugar sumamente lejos de tu familia?- vuelve a preguntar la chica y sino fuera porque me cae muy bien ya la hubiera mandado devuelta a su balcón

-Porque ya estaba cansado de vivir en Hitchin además ya estoy lo bastante grande como para vivir solo- sonrio- y ¿tus padres, familia, hermanos?-le pregunto de vuelta y ella termina el helado 

-Bueno mi familia está en Chicago, yo por el momento vivo con mis padres ya que me es mas cómodo trasladarme hacia el trabajo y por supuesto la universidad-ella suspira- además soy del pensamiento de que nadie debe estar solo por más errores que haya cometido o que tan mala sea la persona, ya que el ser humano no nació para estar solo-la chica agarra galletas, la sigo mirando y ella hace lo mismo



Cindy Mena O.

Editado: 11.01.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar