Perdóname por ser cobarde (2)

Tamaño de fuente: - +

34-Una mujer valiente

Martín

Ya era de noche y me dirigía a la casa de Clara para partir al bar-boliche. Estaba un poco nervioso por esta noche ya que no sabía que podría pasar. Además, pensaba hablar claro con ella. Sin embargo, tenía la leve impresión de que a Clara también le pasaba cosas conmigo. Así que rezaba porque esa impresión fuera verídica.

Apenas toque el intercomunicador la voz de ella respondió.

ꟷ¿Hola?

ꟷHola, Clara.

ꟷAh Martín. Ahora bajo.

Habré esperado unos cinco minutos cuando la vi bajar del asensor. Se veía hermosa con una camisa de mangas cortas y una pollera de tiro alto pegada a su cuerpo. Realmente el gimnasio había surtido efecto.

ꟷHolaꟷsaludo al abrir la puerta. Se acerco y me dio un beso en la mejilla.

ꟷTe ves muy bien

ꟷGracias, creo que el look de la profesora cereza no daba para ir a bailar.

ꟷSupongo que tus estudiantes se sorprenderían al verte.

ꟷSeguramente. Por ello que esto sea un secretoꟷme guiño un ojo haciéndome reír.

Cuando llegamos al lugar nos sentamos en una mesa alejada de la pista de baile para que la música ensordecedora no fuera tan molesta.

ꟷTe juro que el negrito de ojos claros ya me tiene los ovarios llenosꟷcomentó mientras una canción la cual había escuchado unas cuantas veces en la radio retumbaba en el lugar. Algo de Criminal.

ꟷCreo que es nuevo, bueno, yo me quede en Daddy Yankee y de ahí no pase.

ꟷBueno, los del reggaetón mayormente lanzan sus carreras en Estados Unidos para la comunidad latina, así que andaba media familiarizada con todos ellos. Y ahora más que soy profesoraꟷdijo revoloteando los ojosꟷ. En los recreos los chicos ponen música en el patio y es lo que más escuchan. Hasta los profesores más viejos de tanto escucharlo se saben las letras.

ꟷYo no estoy muy familiarizado porque a Marco nunca lo oí escuchar eso. Sí a sus amigos, pero a él no.

ꟷBueno él ama la buena música, según lo que dice él. Es bastante arrogante en ese sentido.

ꟷEs muy arrogante en muchos sentidosꟷcomenté cosa que ella estuvo de acuerdo al asentirꟷ ¿y como va el colegio? ¿siguen con las tomas?

ꟷNo, porque aun no son las integradoras. Cuando empiecen que será dentro de dos semanas, es seguro que algo raro habráꟷrespondió divertida.

ꟷCreo que yo estaría enojado.

ꟷSí, supongo. Es que me parece muy interesante la manera en la que han armado una clase de país dentro de la escuela. Yo fui a colegio privado y esas cosas no había. La institución tenía reglas y tenías que sí  o sí  acatarlas. No teníamos centro de estudiantes que nos defendieran de algún profesor o del mismo director. Y ver como los chicos se organizan votando a sus representantes, estando a favor de una postura o de otra. Obviamente solo son niño que seguramente cambiaran esas posturas al salir del colegio y ver que con solo lindos ideales no se hace nada. El mundo de los adultos suele destruir los ideales juveniles, pero esos mismos ideales son los que hacen un pequeño cambio a ese feo mundo. Así que me emociona cuando todos expresan su opinión en las problemáticas sociales, porque, aunque uno no esté de acuerdo en muchas cosas que dicen, por lo menos sabés que hay preocupación en ellos. Por ello creo que los ideales de los jóvenes son la esperanza de una naciónꟷtodo su monologo lo dijo con una sonrisa. A Clara realmente le gustaba su trabajo. Definitivamente ella tenía mucho amor a lo que hacía.

ꟷCreo que nosotros aun somos jóvenesꟷagregué divertido al escuchar que ella no se sentía parte de la juventud.

ꟷCierto, recién vamos a cumplir 30, pero lo diferente es que nuestros ideales ya saben que hay un limite llamado realidad. Así que cuando soñamos sabemos que no tenemos que ir tan lejos. Porque para lograrlos no nos va a alcanzar la vida. Pero seguro algún cambio haremos.

ꟷEntonces brindo por ese cambio que haremosꟷdije levantando el vaso de daiquiri que había pedido. Clara levanto el suyo y brindamos.

Habremos estado hablando por largo rato hasta que en el lugar empezó a invadir el cuarteto. Clara se levantó y fue hacia mi para tomar mi mano.

ꟷBueno, dale vamos a bailar. A vos se te daba muy bien el cuartetoꟷdijo jalándome hacia la pista.

Y ahí estaba esa misma canción que baile con ella para sus 17 años.

La tome de las manos y la lleve durante el baile haciéndola girar mientras ella se reía al escucharme cantar a todo pulmón la canción.

ꟷEl amor sobre toda diferencia social dentro del calendario cada día se va. A pesar de las dudas y del que dirán, el amor puede másꟷcanturreó conmigo mientras la hacía girar.

Cuando la música paró nos quedamos tomados de las manos mirándonos por largo rato. Ya había pasado tantos años y ella seguía siendo un misterio para mí. Ella era especial, siempre lo fue y creo que siempre lo será. Esos ojos oscuros me miraban, ya no con la tristeza que solía ser habitual en su mirada de niña sino con firmeza de una mujer. Ya no estaba triste porque su novio la dejo abandonada en su cumpleaños, ahora se veía feliz.

ꟷClara ¿vos sos feliz?



Munay

Editado: 12.02.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar