Poesías de una noche

Tamaño de fuente: - +

Canción para un niño dormido

Arrorró mi niño 
arrorró mi sol 
Despierta, pedazos de mi 
corazón.

Hijo de la luna, hija del sol.
¿Veras en los astros 
la absurda creación?

Este nene lindo,  
no debe dormir. 
Porque cuando lo haga
se tendrá que ir. 

Este nene lindo 
que nació de la noche.

Donde nada había antes 
Donde todo fue después. 
¿Cual es el momento de su madurez?

Es el sol que puede, 
deslumbrar con su luz,
arrojar de allí las sombras,
ser todo lo que tu. 

Para que no duerma
este niño nuevo 
tienes que enseñarlo 
a buscar el fuego. 


Ese que está dentro. 
Que todo lo quema. 
Ese que mañana 
hará que se mueva. 


Hagan los caminos 
de largos laberintos,  
para que recorran 
encontrándose a si mismos. 

Hoy que has intuido 
luz del despertar. 
Este es el mensaje 
que te puedo dar. 


No todo es El todo. 
No "siempre", es algo. 
Desnudos andamos 
con solo lo que soñamos.  

Quiero que me lleves 
A pasear en noches 
De humor, de amor, sin morir. 
Ya luego vendrá el momento 
de dormir.



Randax

#678 en Joven Adulto
#765 en Otros
#47 en No ficción

En el texto hay: poesia, reflexiones, drama

Editado: 16.08.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar