Poesía. Para un guerrero sabio.

Tamaño de fuente: - +

Siempre es para siempre.

La memoria se ha vuelto 
un contenedor de basura 
para mis recuerdos, 
las canciones me enseñaron
que todo se olvida
al acabarse,
y que todo 
es hermoso
cuando no ves
lo que en verdad es.

 

Los lunes son para mí
un comienzo jamás deseado,
los martes son gloriosos,
los viernes son inesperados,
y los domingos ni se
si existo.

 

Y aún así
jamás vi algo tan 
singular y perfecto
como lo es su sonrisa.

 

Ahí entendí,
que aunque pasen miles 
de Lunes
siempre habrá una sonrisa 
que recordar,
aunque eso me haga una infeliz
al no poseer para nunca
su cálida sonrisa.

 

La mirada penetrante 
que da una paz
tan profunda
es la mirada de un guerrero
que ha vivido 
y muerto a cada instante.


Anciano sabio de experiencia,
fuiste el Sansón de 
la familia
y sigues siendo Job,
que a pesar de nada
estas con los pies firmes
y tus ideales 
más fuertes que nunca.

 

Solo queda tú juventud
en fotos de blanco y negro
dónde solo se aprecia
a un guerrero
de la vida,
que murió cada día
y vivió cada vez que pudo.
 



Elisa Vázquez

#788 en Otros
#244 en Relatos cortos

En el texto hay: poesia, poesia en prosa, poesia absurda

Editado: 09.11.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar