Por ti, mamá

Tamaño de fuente: - +

DOCE

12

 

 

 

 

Como Kelly había pasado toda la noche estable y no empeoraba su situación, los doctores decidieron pasarla por la mañana a planta, para continuar atendiéndola desde allí. Continuaba estando sin reaccionar, pero estable.

Michael, esperó afuera y una vez que la pasaron a planta, entró a la nueva habitación. Con la alegría de poder estar viéndola directamente, se sentó junto a ella en la cama y le tocó una mano. Al tacto pudo notar que las tenía calientes y sonrió agradecido. El contacto de sus manos con las de ella, le hizo sentir bien. Respiró hondo y miró hacia el cielo. Aprovechó para abrir un poco la ventana y se sentó de nuevo a su lado. La volvió a coger de la mano y la contempló sonriente.

 

***

 

—Mamá, por favor, no te vuelvas a ir. No me dejes sola de nuevo —susurró Kelly entre lágrimas sin dejar de abrazar a su madre.

—Quiero que recuerdes siempre, lo mucho que te quiero y sepas que siempre estaré orgullosa de ti, mi pequeña —dijo su madre acariciándole el cabello.

En ese momento, Kelly sonrió entre lágrimas, se agarró con fuerza de su madre y dijo:

—Mamá, echo de menos tus abrazos, echo de menos tus consejos, echo de menos tu alegría y echo de menos tu dulzura. Echo de menos tus manos cuidándome y acariciándome cuando tengo miedo. Mamá, echo de menos que me escuches y me cuentes cuentos hasta quedarme dormida. Echo de menos tenerte cerca... Te echo de menos a ti.

 

***

 

Por la tarde, Michael, sentado en la butaca de la habitación de Kelly, mientras la contemplaba reposar tranquila, pensó que, quizá la familia de Kelly ahora la estaría buscando y estarían muy preocupados por no tener noticias de ella. Pensó en ir a avisar mañana por la mañana a John, a su empresa, y hoy quedarse cuidando de Kelly, igual que cuidaba en este mismo hospital, de su padre. Se convencio a sí mismo de hacerlo y siguiendo mirando a Kelly reposar.

 

Llegó la noche y esta noche no era cualquier noche, era la noche de fin de año. Michael, pensó que el destino los unía de un modo u otro para tener que pasar todas las fiestas de Navidad, juntos.

Se asomó por la ventana del hospital al oír los fuegos artificiales que coloreaban el oscuro cielo y lo teñían ahora de maravillosos colores. Los fuegos artificiales que ahora inundaban el oscuro cielo, eran el aviso de la llegada del nuevo año. Michael se giró hacia Kelly y la miró reposar, a la vez que el sonido alegre de los fuegos artificiales se colaban por la ventana.

—Feliz año nuevo, Kelly.

En ese momento, Kelly con los ojos todavía cerrados e intubada, pronunció algunas palabras susurrante:

—Feliz año nuevo.

Michael se quedó atónito, su corazón latió con fuerza y cogió impactado las manos de Kelly.

—Kelly, ¿puedes oírme? —dijo Michael impresionado.

Kelly, en ese instante, balbuceó. Michael, continuó observándola atento y continuando de igual manera cogiendo fuerte sus manos, con un halo de esperanza en su mirada. Segundos después, Kelly abrió sus verdes ojos. Miró confundida hacia su alrededor y con un hilo de voz, dijo:

—¿Dónde estoy?

—¡Kelly! —gritó Michael eufórico.

—¿Qué ha pasado? —susurró Kelly.

—Te caíste por las escaleras —respondió Michael.

En ese momento, Kelly miró fijamente hacia Michael y su vista se inquietó.

—¡Eres un ladrón! —gritó Kelly angustiada.

—¡No! Kelly, déjame explicarte. Tenía miedo de decírtelo.

En ese instante, Kelly logró desintubarse y se reincorporó en la cama.

—¿Decirme el qué? No entiendo nada, creí que eras diferente —dijo Kelly.

—A veces, es necesario renunciar a nuestro propio ego. Cuando ves que tu padre está mal y te necesita, haces lo que sea por él. Pedí ayuda, nadie me la dio y en mi desesperación tuve que conseguir el dinero a la fuerza —Michael exhaló y continuó explicándose—. No me arrepiento, porque, aunque esto vaya contra los principios de la humanidad, no iba en contra de lo que me dictaba el corazón. El dinero se puede recuperar, pero a mi padre, no.



Tania M Rubio

#3426 en Novela romántica
#718 en Thriller
#373 en Misterio

En el texto hay: romance, misterio, drama

Editado: 22.10.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar