Primer amor.

Tamaño de fuente: - +

Lo conocí.

Luego de responder a sus mensajes fue a la cama, tomó su sabana y se abrigo fuertemente con ella, un tiempo después una pequeña llovisna se asomó a su ventana, fue creciendo y creciento hasta que se transformo en una fuerte lluvia que arrullaba su cuerpo poco a poco.

A la mañana siguiente se levantó con una alegria inmensa, tenía muchas ganas de ir a su escuela; Su madre desde la cocina le dijo:

-Hija el desayuno esta listo! -Con gran entusiasmo-

- Ya voy mamá!

 

Bajó y a llegar a la mesa, encontró unas deliciosas tostadas con un poco de chocolate caliente, comió lo más rapido posible pues quería ver de nuevo a su amor; al terminar su desayuno; Tomó sus cosas y salió de casa, durante el largo trayecto, iba imaginando algo tan perfecto y único que ni ella misma podía concibir;  Llego a su escuela, lo vió y pensó:

 

-Como me enamoré de alguien tan rapido...?

 

Se decia para si misma; Se sentó junto a su nueva amiga y decidió confiar en ella; Le contó hasta el detalle más mínimo,El nombre de aquella amiga era Sophia, comenzaron una linda amistad la una con la otra y se sentian protegidas si estaban juntas.

-Me encanta el chocolate. -Dijo Mariana-

-¿Enserio? -Replico Sophia-

-Si! Lo adoro bastante.

 

Mientras tanto Mariana pensabá que era maravilloso lo que sentía y quería conocerlo un poco más...

Él era un amor, era cariñoso, atento, comprensivo y amable. ¿Que más podia pedir ella en un hombre?

Empezaron a hablar más seguido, cada día más seguido hasta que se convirtio en una rutina..., él estaba enamorado de ella pero no se atrevía a decirselo, siempre que quería decirlo sucedia algo; Un día tomó el valor que necesitaba y lo confesó... Le confesó su amor.

Ella sin pensarlo dos veces le dijo:

 

-¡¿Es enserio?!

Él le contesto:

-Completamente enserio!

-Yo siento lo mismo por ti desde que te vi...

-¿Enserio?

-Enserio.

Él la tomó con fuerza en sus brazos y le preguntó:

-¿Quieres ser mi novia? 

Ella, sin pensarlo mucho tiempo casi grito:

-¡Si!

Ese día ellos se volvieron mucho más unidos, él estaba feliz, y ella estaba muy pero muy feliz; Lo que ella ignoraba era que él era un mounstro, alguien que acabaría con su vida que la destrozaría pedazo a pedazo, poco a poco... 

 

 

 

 

 

 



Nick Sánchez

#7989 en Novela romántica

En el texto hay: amor, primer amor, amor ciego

Editado: 19.05.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar