Proyecto Doppelganger

Tamaño de fuente: - +

Parte Tres: Trabajo en equipo.

El día de hoy me gustaba mucho, parecía sacado de una pintura, con el sol casi en la cima iluminando todo, el viento moviendo las ramas de los árboles y un despejado cielo azul.

-Es un hermoso día- Me dijo mi amor mientras me abrazaba por detrás y para luego besarme la frente –Me encanta ver tus rulos moverse junto al viento-

Yo no pude resistirme y le di un beso dulce beso en la boca.

-Me encanta ver lugares donde la alta contaminación todavía no ha llegado-

-Argentina está entre los cinco países más limpios del mundo, así que no te sorprendas-

Una hermosa brisa de aire recorrió todo el lugar y nosotros la aprovechamos para tirarnos en el pasto verde. Primero se acostó mi amor, Jess, y seguido yo me lanza encima de él para luego volver a besarnos.

Ambos dirigimos nuestras miradas hacia el cielo –Es tan hermoso- Le dije.

-No tanto como yo- Me respondió Jess.

-Sin duda vos le ganas-

Entre risas me pareció ver la figura familiar de una persona caminar por el sendero de pavimento, así que levante mi vista ligeramente para distinguir mejor de quien se trataba. Para mi sorpresa se trataba de Julián, lo salude aun tirada en el suelo, acto seguido me levante y me le acerque para hablarle.

-¿Qué haces por acá?-

-[Respuesta]: Vuelvo de un curso de inglés que tomo cerca de esta zona-

-Eso está re bien, sí que te quedaste muy ardido por lo que te dijo Noah para llegar a ese extremo eh-

Apareciendo por detrás mío Jess se había levantado para saludar a Julián.

-Hola ¿Cómo va todo?-

-[Respuesta]: No hubo complicaciones en el curso de inglés- Contesto mi amigo devolviéndole el apretón de manos a mi novio.

De improviso el foco dentro de mi cabeza se ilumino y recordé algo muy importante que tenía que preguntarle.

-Che viste que nos vamos de viaje a Buenos Aires dentro de nada y todo eso, bueno quería preguntarte si querías que vendamos empanadas para ganar plata y poder derrocharlo allá-

-[Pregunta]: Me parece una buena idea Iris, pero ¿Quiénes más van a participar?-

-Y por el momento esta Azul y yo. Todavía no le pregunte a sebas-

-[Afirmación]: Me encanta esa idea-

-Qué bueno, entonces mañana ponete a hacer todas las docenas que puedas y este finde las salimos a vender entre todos-

-[Afirmación]: Entendido, me pondré manos a la obra. Ahora con su permiso me retiro-

Julián se alejaba de nosotros a la par que su sombra se hacía más grande por el reflejo del sol. Acto seguido sentí unas manos moverse por mi cintura y a una cabeza apoyarse en mi hombro.

-Es bueno que tengas a alguien más para que te ayude a vender-

-Lo es- Conteste para de pronto darle un beso en el cachete-

-Eso sí, tu amigo habla un poco raro-

-Es algo de él, la mayoría de las veces que lo veo habla normal-

 

 

 

Casa de Julián.

 

El último cable ya había sido conectado y estábamos listos para comenzar con el análisis. Desde el cuello hasta la cabeza de I3 se extendían varios cables que terminaban a distintos ordenadores, en cada ordenador estaba cada uno de los modelos informáticos, a la izquierda estaba I1 e I2 mientras que a la derecha se encontraba I4 e I5.

-¿Ya estamos listos para comenzar?- Pregunte.

-[Respuesta]: Si-

-No te preocupes I3 esto será rápido. Solo copiaremos todos tus recuerdos de la práctica de ayer que tuviste con sebas-

Él se veía algo más nervioso de lo normal, cosa que me pareció muy rara ya que no había ninguna necesidad de estar así. Y aunque la hubiera igual ningún doppelganger vacilaría.

Esa actitud irregular fue la que me llevo a preguntarle -¿Pasa algo?- Pero lo que recibí de respuesta fue un seco y frio “no”. Pero esa respuesta fue la que me llevo a insistir todavía más, por lo que volví a repetir mi pregunta, pero la respuesta fue exactamente la misma.

-[Pregunta]: ¿Comenzamos?-

-Espera un poco más-

Tome aire e hice un último intento -¿Estás seguro?-

Parecía que me iba a contestar otra vez con un no, pero algo extraño paso, como que a último momento se arrepintió e I3 soltó lo que se estaba guardando y que tanto le inquietaba.

-Veras A3, no sé cómo explicarlo, pero esta vez no quiero que veas mis recuerdos. Yo podría…no se… contártelo… Si querés. Pero si no, bueno está bien, míralos-

Sus hermanos sentados a ambos lados pusieron una expresión de sorpresa e intriga. Esto era muy inusual, totalmente fuera de los parámetros de comportamiento establecidos en su programación durante su incubación < ¿Sera que por fin están comenzando a florecer los resultados del proyecto Mannsperson? Esto tengo que contárselo a R y TCC, estarán muy sorprendidos y felices de escucharlo>

-Está bien I3. Ustedes pueden desconectarle esos cables por favor-

Las demás unidades informáticas desconectaron todos los cables conectados a I3. Luego yo traje una silla y me senté delante de él, se lo notaba nervioso.



Supra K

Editado: 27.01.2020

Añadir a la biblioteca


Reportar