Regalos en navidad

Tamaño de fuente: - +

4

El fin de semana llego, Luna se veía feliz; sentía el amor cerca y su amiga estaba a su lado. Hoy decoraría su hogar porque la navidad habia llegado, era una labor que la apasionaba. Unos minutos después llega Tatiana.

̶¿Qué haces levantada?

̶Organizando ¿me ayudas? ­ ̶explica Luna con una dulce expresión­ ̶¿papá sigue dormido?

Su madre asiente, no podía negarse. Las dos engalanaron el hogar, casi al final de la actividad Erick se les unió. Esa mañana Luna confiesó estar enamorada de Lucas.

̶¡Lo sabía¡ ̶ expresa Tatiana.

̶ Bien debo irme ̶ dice Luna. Ve la traviesa mirada de Tatiana y replica ̶es trabajo.

̶ Seguro ̶dice en tono burlesco.

̶¿obtendremos ese regalo especial? ̶comenta con una mirada esperanzadora.

̶ Si mi niña ̶ le dice. Para Tatiana tener una familia era un anhelo. Desafortunadamente nunca pudo quedar embarazada y la adopción era difícil.

Mas tardes Luna se encuentra con sus amigos, quienes estaba reunidos en una amplia sala.

̶Hola ̶saluda.

̶Te vez preciosa Luna ̶ dice Lucas. Ella se avergüenza con sus palabras.

̶Se sonrojo ̶festeja Gabriela con cierta travesura.

̶No moleste… tienes una mamá loca ̶dice con un sonido infantil mientras acaricia el inmenso estomago de su amiga, advitiendo un extraño movimiento y la retira la mano.

̶Tranquila, solo se movio ̶ comenta Gabriela mientras sujeta la mano de su amiga y la acerca a su vientre ̶ háblale.  

Con cierto nerviosismo Luna aproxima su rostro y susurra ̶ bebito serás el regalo perfecto de tu mamá­ ̶ casi al instante vuelve a percibir esa tierna acción del bebe. Ella sonríe emocionada.

El resto del día Lucas y Luna estuvo aportando ideas para ataviar el lugar y Gabriela descansaba en la oficina por el intenso dolor en su espalda.

El arbol navidad es inmenso y Luna se aproxima a observalo hipnotizada.

̶ Todos se fueron ̶ escucho a Lucas.

̶ Si, eso parece ̶contesta algo nerviosa al verlo acercase. La atracción entre ellos es evidente. Lucas acaricia suavemente una de las mejillas.

̶ Eres linda ̶ murmura. Con firmeza sujeta la cara con sus manos y roza con delicadeza los cálidos labios. Era tan grato sentir la boca de Luna es exquisita. Ese beso toma fuerza poco a poco y envuelve a Luna con ahincó. Ella apoya sus manos en el firme pecho de Lucas, sin resistencia.  
­ ̶ Lucas ̶se escucha el grito Gabriela ̶ no soporto el dolor. 

De inmediato Lucas y Luna se separan y se acercan a su amiga.

Gabriela es hospitalizada y le dolor es calmado. Luna observa a su amiga conectada a sonoros aparatos médico.

̶¿Cómo te sientes?­ ̶pregunta Luna mientras toca su brazo.

̶Mejor­­ ̶ responde al abrir los ojos ̶ Lucas, ¿debe estar angustiado? ̶su voz sonaba débil.

̶¿Por qué? ̶interroga Luna desconcertada. Antes de escuchar la respuesta, el doctor ingresa.

̶ ¿Familiar del paciente? ̶ inquiere el hombre.

̶Si doctor es mi hermana ̶contesta Gabriela de forma ágil tratando de no ser sorprendidas. Luna la apoya y asiente su cabeza.

̶Bueno. Por su estado debe permanecer en reposo. Adicional a los cuidados y controles por su enfermedad. Luego de unas indicaciones el doctor se marcha del sitio. Luna continúa en silencio por unos segundos.

̶ ¿De qué enfermedad habla? ̶ pregunta una vez recupera la cordura.

Gabriela aparta su cara de cansancio y mira a la ventana ̶ cáncer en el estómago, etapa terminal ̶ un silencio invade el lugar.

Luna se mareo, el aire comenzó a faltarle. Sintió caer en un abismo sin fondo. 

̶¿Por qué no me dijiste?­ ̶pregunta con un nudo en la garganta a punto de salir.

Gabriela miro a  Luna ̶ no deseaba preocuparte.

Una oleada de lagrima brotó sin control de los ojos grises de Luna; no sabía cómo debía proceder, sentía tanta impotencia ̶ Gabriela, vas a morir ̶ dice ahogada en llanto y con un intenso dolor en el pecho ̶ debo ser tu apoyo ̶ dice con voz entre cortada.

Gabriela extiende sus manos deseaba abrazar a Luna, quien se apresura a tomar sus brazos en un sollozo incontrolable ̶ ̶tranquila Luna... al quedar embarazada pensé en abortar, pero me entera de mi enfermedad silenciosa. Solo por eso decidi continuar. Hoy llevó una vida sana ̶

Luna asienta y apoya suavemente la frente sobre la de Gabriela. En eso ingresa Lucas con una expresión de desasosiego y Luna rápidamente se limpia sus ojos.

 ̶ Gabriela ¡No sé con quién dejarte¡

̶ ¡Conmigo¡ ̶ responde Luna sin dudarlo ̶ hablaré con mis padres.

Luna se apresuró en hablar con sus padres que al verla agitada se sorprendieron.

̶¡Debemos hablar¡ ̶exclama Luna.

̶¿Qué paso? ̶pregunta inquieta Tatiana.

Esa noche Luna conto la historia de Gabriela, aun con el corazón afligió sus padres decidieron apoyarla.

A solas con su madre pregunto con un hilo de miedo ̶ ¡ella no sobrevira¡, verdad.

̶No ̶musita Tatiana y le da un abrazo consolador mientras Luna no paraba de llorar.

Las semanas pasaron, Gabriela se acomodó con Luna y sus padres.  

Lucas y Luna siguieron con su romance.



EUGENE R..D.

#2545 en Otros
#919 en Relatos cortos

En el texto hay: amistad, union familiar

Editado: 06.12.2019

Añadir a la biblioteca


Reportar